USoT: ¡Detrás de las cámaras de la segunda!

USoT: ¡Detrás de las cámaras de la segunda!

Desde el final de la primera temporada, el seguidor de United States of Tara ha pasado por muchos alters: el impaciente, el psicótico, el nostálgico y, en este último punto, el alegre. Y, afortunadamente para la gente de nuestro alrededor, nuestra bipolaridad será finalmente calmada este lunes, día 22, porque se emite la premiere de la segunda temporada, con un título tan austero como Yes, y poniendo las cartas sobre la mesa para una temporada de doce episodios que se ha hecho esperar tanto que, viendo este vídeo de behind the scenes, con escenas inéditas y spoilers a tutiplén, nos vuelve a sacar un poquito la vena psicótica. ¡Ya no queda nada!

“Las personalidades han desaparecido, y el resto de la familia se está acostumbrando a vivir sin las locuras de T., Alice y Buck”, cuenta Keir Gilchrist, el carismático Marshall Gregson de la serie. “Cuando empieza la segunda temporada, estamos en una posición bastante feliz”, continúa Toni Collette, la estrella de la serie que con esta sit-com ha ascendido, casi sin quererlo, al momento más perfecto de su carrera. Ya van dos premios importantes en su bolsillo, y eso porque los Oscars no premian todavía a la televisión (que deberían).

El reto interpretativo de Collette será mayor ahora, y eso que, cuenta, será todo aparente normalidad: “Tara está medicándose, todo está genial”. Exacto, veremos a la familia haciendo desaparecer cada rastro de las alters, ya sean esas gafotas de Buck o las cochambrosas sábanas de Gimme. Todo a la basura, todo al pasado, y a seguir adelante. Aunque a falta de Alice y compañía, (y con esa tal Shosana acechando), lo que resurgirá serán precisamente los viejos tiempos, con sus misterios y secretos por revelar, tal como nos desvela la guionista Diablo Cody, que tras resbalarse con la paranoia de Jennifer's Body, este año está dispuesta a reafirmar su talento con la esperadísima segunda temporada de Tara.

La guionista de Juno comenta que lo de volver al pretérito (im)perfecto ocurrirá a raíz de la idea de Max de comprar la casa de al lado, una construcción abandonada que parece tener mucho más que ver con la infancia de Tara y Charmaine, ahora comprometida y extasiada, de lo que puedan llegar a creer.

Pero mientras habrá drama, también habrá comedia, que por eso se llama dramedia: y encima, de la romántica. La pastelosa y adorable, y situada en el mundo de los Gregson, porque preparaos para una de las historias más excéntricas del año, e involucra a Buck y una camarera en una historia romántica de lo más peculiar. Flores, besos y cariñitos en manos del camionero que perdió su parte más viril en la guerra de Vietnam. Eso hay que verlo, por supuesto.

En cuanto a los hijos, la rebelde Kate pasará toda la temporada buscando su propia independencia, ayudada por un personaje interpretado por la prestigiosa Viola Davis (la vimos en La Duda, con la Señora Streep), y Marshall hará la propio con su propia identidad sexual, porque por muy retro que sea, buscando experiencias gays con el solitario de la clase, querrá saber “si es bisexual, hetero o lo que sea”. Experimentará con chicas, con chicos y al final lo que encuentre quizás no le satisfaga como se esperaba. Este lunes saldremos de dudas. Vuelven los estados unidos de Tara. ¿Tenéis ganas?


Categorías: Sin categoría
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »