T-Bag, encantado de hacer el mal

Asesino, racista, depravado, maltratador y pedófilo. Esta es la carta de presentación de Theodore Bagwell, más conocido en Prison Break como T-Bag. Su rostro genera rechazo, sus labios repulsa y su mirada terror. Se convirtió, por sobrados méritos, en el personaje más odiado de la primera y la segunda temporada. La historia de Robert Knepper, el actor que da vida al convicto, no parece tan vibrante como su papel en la serie. De hecho, antes de entrar en Prison Break y con escasos papeles de éxito a sus espaldas, se planteó seriamente dejar de ser actor. Hoy su teléfono no para de sonar. Los rumores apuntan a que podría ser el siguiente villano en la nueva película de James Bond, además de coprotagonizar la nueva película de X-Men junto a Hugh Jackman y participar en el remake de Alfred Hitchcock de Los Pájaros. Ahí es nada…

Robert Knepper, en la misma entrevista para Denver Post, asegura que estuvo a un paso de convertirse en profesor de teatro, pero rechazó la oferta porque le pagaban sólo 50 dólares a la semana. T-Bag describe a la perfección los sentimientos de la audiencia hacia su personaje. “Cuanto peor es él, más le gusto a la gente”, admite. Knepper no quiere que su éxito en Prison Break sirva para encasillarlo.

“La gente quiere que actúes de la misma forma siempre. Ludacris quería hacer un vídeo en el que interpretara a un pedófilo. ¡Están locos! Necesito un antídoto para eso o seré conocido como T-Bag el resto de mi vida”, asegura. A punto de estrenar la película Hitman, adaptación del videojuego, Knepper afirma que si algún día ganara el Oscar, “le daría las gracias a Prison Break”. TodoSeries le da las gracias a él por sus geniales actuaciones y a Prison Break por descubrir a Robert Knepper, un genio.


Categorías: Prison Break Series Etiquetas: , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »