Top 5: Great Britain’s greatest series

Top 5: Great Britain's greatest series

Qué raros son estos ingleses: conducen por la izquierda, rechazaron formar parte de la zona €uro y su fútbol se juega sin centro del campo… ¡Qué raros son estos ingleses! ¿O somos los demás los raros? ¿Por qué se les considera, en su globalidad, un pueblo raro? Si en el fondo son como nosotros, los mediterráneos, y lo demuestran cada verano cuando visitan las costas españolas adaptándose perfectamente a nuestra Santísima Trinidad: beber, comer y el sol. Cuando viene a nuestro país, el inglés común se esfuerza para ser uno de los nuestros: bebe lo que ha de beber (y más), come lo que ha de comer… Eso sí, su relación con el Lorenzo es de amor-odio, pues al entrar su piel en contacto con sus rayos, le transforma en una especie de hijo bastardo de la Antorcha Humana. El español, en cambio, viaja a cualquier país británico y al regresar resume su experiencia con dos expresiones: “asssssco de comida” y “asssssco de tiempo”. Son un pueblo incomprendido. Sus series, por extensión, son víctimas de esa mala fama: ¿acarrean la reputación que se merecen? No. Habría que darles una oportunidad. Yo os propongo cinco motivos para ello:

Sigue leyendo…