Review Weeds: It’s time

Con mucho secretismo se ha mantenido la series finale de Weeds, un episodio especial de una hora que, con su guion, obra de la suma sacerdotisa y creadora de la serie, Jenji Kohan, ha conseguido no dejar indiferente ni al más kinki. Como Lost, es un final polémico, de esos que sacan al espectador de sus casillas para bien o para mal. ¿Puede un episodio final destrozar toda una serie? Yo creo que no, pero otros así juran y perjuran y así juzgan este comentado desenlace. ¿Tiene un episodio final que satisfacer al espectador fiel, el que lleva aquí siempre? Tampoco, aunque en teoría así debiera ser, y no muchos –tampoco– se han sentido cómodos con la despedida, que sin embargo ha sido bastante complaciente; es un final que intenta honrar a su público con un larguísimo número de cameos, con miradas al pasado, pero también con miradas al futuro. Porque el futuro, en It’s time, último capítulo de Weeds, es fundamental. Es trágico, es triste, es esperanzador, y para Nancy Botwin es abrumadoramente desolador. Interesante final, íntimo, emocionante y muy remarcable.

Sigue leyendo…