Review True Blood: I Found You

 JasonEric

Como ya sabéis, acorde con las reglas de True Blood, si bebes sangre de un vampiro tienes por un lado un viaje que ni tomate tú todos los tripis del mundo, y, por otro lado, pasas a sentir una conexión especial con ese vampiro. Pero especial, especial. Vamos, que tienes unas ganas de montártelo con él / ella que ni te cuento. O bueno, para que lo entendáis mejor os pongo un ejemplo: es justo, justo, lo que le ha pasado a Jason esta semana ¡Vaya sueño erótico que se ha gastado el menda en plena misa! Toooma respeto al hijo de Dios. Sinceramente creo que me pareció de lo mejorcito del capítulo para reírme durante un buen rato. Y eso que Jason no es gay o bisexual (declarado), pero que le tiene unas ganas enormes a Eric… eso ni Violet lo puede evitar.
Sigue leyendo…