Review Breaking Bad: Crawl Space


Hace días que nos preguntamos cuándo escalará Breaking Bad su particular Everest de la temporada, en qué episodio llegará a esa cumbre por la que ya ha pasado en varias ocasiones (Peekaboo, Half Measures) o en qué escena alcanzará su cénit en esta cuarta entrega. Pues bien, sabiendo que Breaking Bad es la única serie que te deja mal aún cuando hablas bien de ella, yo creo que Crawl Space nos ha ofrecido esa escena. Y cuando digo “esa escena” estoy plenamente convencido de que todos estáis pensando en lo mismo que yo, en el momento dramático que cierra el episodio y que es la envidia de todos y cada uno de los 60 segundos que componen el último minuto de One Minute, que era una especie de mito en lo que a finales de traca se refiere. Visto lo visto, igual es más lógico pensar que este año no hay Everest, sino que es la propia temporada la cota más alta a la que ha subido la serie en sus cuatro años de vida. Se agotan los adjetivos. ¿Sublime? ¿Extraordinaria? ¿Única? Sí, eso, única…

Sigue leyendo…