Series de tu vida: El equipo A

“En 1972, un comando compuesto por cuatro de los mejores hombres del ejército americano fueron encarcelados por un delito que no habían cometido. No tardaron en fugarse de la prisión en que se encontraban recluídos. Hoy, buscados todavía por el gobierno, sobreviven como soldados de fortuna. Si tiene usted algún problema, y si los encuentra, quizás pueda contratarlos.” ¿Nos subimos en la furgoneta del equipo A?

Antes de meterme de lleno en la acción de la serie, vamos a hacer un pequeño repaso de los personajes. Sin duda, el carisma de los actores era uno de los puntos fuertes del Equipo A.

El equipo AEl equipo A
  1. Hannibal: Era el gran cerebro de la banda, el que movía el equipo a su antojo. También era el que ideaba aquellos planes imposibles. Para siempre quedará su imagen mordiendo el puro, “me encanta que los planes salgan bien”. Y, por supuesto, sus inigualables disfraces.
  2. M.A. Barracus: Mucho músculo, mucha fuerza y muchísimas más joyas de oro que colgaban de su cuello. Siempre pensé que de mayor sufriría de cervicales. Aunque siempre estaba de mala leche, normalmente gracias a Murdock, por todos era sabido que era un trozo de pan. Cuidaba con especial cariño a los niños. No tenía miedo ni a Chuck Norris, pero se cagaba cuando tenía que subirse a un avión. Siempre le tocaba el somnífero en las hamburguesas que se comía.
  3. Murdock: No tengo muy claro si estaba loco, si se hacía el loco o si era una mezcla de los dos. La cuestión es que Murdock era un tipo que caía bien y que tenía una habilidad innata para pilotar cualquier objeto volador. Se llevaba especialmente mal con M.A. y recuerdo que su voz, la del doblador, era bastante irritante. Tenía varios amigos imaginarios que, por supuesto, sólo él veía. No se arrugaba en ninguna pelea. ¡Un crack!
  4. Phoenix: El gentleman del grupo. Evitaba la lucha cuerpo a cuerpo, pero dominaba a la perfección la seducción. Si en un episodio aparecía una mujer sabías que Phoenix acabaría besándola. Un dato curioso: era Starbuck en la primera versión de Battlestar Galactica.

¿Quién no recuerda el Equipo A? Para empezar, seguro que todos hemos tarareado alguna vez el opening de la serie. El Equipo A no tenía una trama continuada. Cada episodio era una nueva aventura y, normalmente, no cambiaba demasiado respecto a las anteriores. Pero eso era lo de menos. Todos alucinábamos con aquellos garajes full equip en los que tuneaban vehículos indestructibles. ¡Ellos inventaron el tunning! Y todos soñamos con que algún día la mítica camioneta aparcara delante de nuestra casa.

La serie tenía acción, tenía golpes, tenía peleas en todos y cada uno de los episodios, pero nunca nadie pudo decir que era una serie violenta. ¿Alguien recuerda haber visto un cadáver? ¡No! ¡Porque no había! Aunque el coche volara por los aires (todos los episodios tenían explosiones) sabías que los malos saldrían por la ventana, porque además el coche siempre caía boca abajo. Los planes de Hanníbal incluían un momento disfraz y siempre funcionaban.

TVE fue la primera en explotar el filón de estos hombres rudos, pero yo la recuerdo cuando la emitían en Antena 3. Recuerdo los momentos en que Murdock hablaba con “la nada”, recuerdo a M.A. durmiéndose por el somnífero, recuerdo a Hannibal saliendo de un disfraz de dinosaurio o quitándose un bigote falso, recuerdo al señor Phoenix, trajeado, escondiéndose cuando llegaba la acción. ¿Por qué será que tengo tantos y tan buenos recuerdos de esta serie? ¿Será que es una de las series de mi vida?


Categorías: Series Series de tu vida Etiquetas:
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »