Review The Office: Stairmageddon

the-office-stairmaggedon-01

Promos abrió una interesante puerta de cara a la recta final de la temporada y Stairmaggedon recoge el testigo, aunque solo de forma parcial. Lo normal sería que con tan solo 4 episodios por emitir las cosas se pusieran realmente interesantes. Sin embargo la vida en Scranton pasa como si nada, ajenos al hecho de que el documental del que son protagonistas está llegando a su fin mientras nosotros, los espectadores, esperamos algo más de esa famosa ‘finale vibe’. Con todo esto, nos plantemos ante un episodio bastante decente, que podría haber encuadrado mejor en cualquier otro tramo de la serie pero que sabe a poco llegados a estas alturas del campeonato.

Como el propio nombre indica, el Stairmaggedon ha llegado a la oficina de Dunder Mifflin. Una avería en los ascensores (previamente anticipada por Dwight) obliga a todos a tener que usar las escaleras, y en Scranton son conocidos por tener una plantilla algo más ‘larga’ de lo normal. Sorprende ver que sea Stanley el más reacio a usar las escaleras, si recordáis al principio de la quinta temporada es él quien subía todos los días andando para intentar perder peso y recuperar un poco la forma física. En fin, no vamos a ponernos quisquillosos a estas alturas y, como digo últimamente, todo sea por el avance de la trama. El caso es que Dwight tiene que conseguir que Stanley le acompañe a una renovar la cuenta de uno de sus clientes más importantes y no se le ocurre otra cosa que drogar a Stanley con dardos tranquilizadores.

the-office-stairmaggedon-02

Esta trama, que en cualquier otra situación y momento me hubiese parecido ridícula, ha cogido gracia cuando ha tocado bajar a un Stanley completamente sedado al coche, verle envuelto en papel burbuja y con un casco al más puro estilo Evil Knievel ha sido muy grande. El resto de la visita, muy predecible, con un Stanley que salva los muebles gracias al apacible carácter que le confieren los sedantes y con un Clark que se ha convertido en la mano derecha de Dwight. Tendrían que haber exprimido un poco más a Pete y Clark, creo que se han quedado algo cortos y tenían mucho potencial.

Mientras Dwight y Clark se hacen cargo de Stanley, en la oficina siguen asumiendo los cambios que puede suponer el estreno del famoso documental. El primero en mover ficha es el Senador Lipton, que convoca una rueda de prensa con su ‘Buena Esposa’ para acallar los rumores sobre su homosexualidad. Pero para la sorpresa de los presentes en la sala y de los trabajadores de Dunder Mifflin, el Senador decide salir del armario en directo, dejando en evidencia a Angela y agradeciendo a Oscar su apoyo. Pero la gloria le dura poco a Oscar, pues el Senador también declara públicamente su amor hacia su asistente. Todo un jarro de agua fría para Oscar y para Angela, que ven como todos los esfuerzos para mantener sus relaciones con el Senador se han ido al traste. Lo mejor sin duda ha sido ver a Kevin celebrando que ha conseguido mantener el secreto durante todo este tiempo, es verdad que ninguno apostábamos por él.

the-office-stairmaggedon-03

Andy, otro de los más ‘afectados’ por las promos del documental, decide que quiere darle una oportunidad a su faceta musical tras recibir una buena review en un periódico local. Su búsqueda de agente es un tanto insulsa, dejando claro que esta no ha sido la temporada de Andy (y eso que llevaba su nombre escrito en mayúsculas). La agencia que decide aceptarle en su plantel de artistas en tan cutre como el propio personaje de Andy, no termino de verle potencial a la participación como invitada de Roseanne Barr, aunque todo indica que la veremos más en los próximos episodios.

Por último tenemos a los que realmente nos importan, Jim y Pam y su titubeante matrimonio. Las cosas no van bien desde hace un tiempo y ambos deciden que es el momento de ver a un consejero matrimonial, aunque son Nellie y Toby quienes les acaban aconsejando durante todo el episodio, seguramente allanando un poco el camino de cara a la sesión que no tenemos el placer de presenciar. Yo personalmente creo que no era necesario llegar hasta este punto, que con algo más de comunicación y tiempo juntos podrían haber arreglado las cosas, pero es verdad que hablar de consejero matrimonial son palabras mayores. Ver como Jim y Pam necesitan ayuda para salvar su matrimonio nos da una indicación de la gravedad del asunto, y es preferible tener que pasar por algo muy malo para tener algo muy bueno después, que no pasar por el mal momento y tener un final en la serie más descafeinado. Si nos centramos en los problemas que hablan con Nellie y Toby llegamos a la conclusión de que uno de los dos va a tener que ceder en algún momento. Pam no está dispuesta a irse a Philadelphia y Jim no entiende que la negativa llegue ahora y no cuando se planteo la opción de Athlead, una opción que le ocultó a Pam durante mucho tiempo… en fin, una pescadilla que se muerde la cola y que necesita que uno de los dos se trague su orgullo para salir del atolladero.

the-office-stairmaggedon-04

Es extraño vivir esta situación en The Office, no estamos acostumbrados a verles así y he de reconocer que yo lo encuentro muy incómodo. Tenemos algunos rayos de luz, como la entrevista de Pam en Philly, o las escenas de las promos donde vemos sus primeros pasos como pareja, pero a día de hoy son una pareja triste, sin alegría y con poco que ofrecer. Está claro que todos evolucionamos con los años, pero Jim y Pam se merecen mucho más que un final a trompicones, por eso confío en que en los próximos episodios veamos como consiguen arreglar sus diferencias y salir reforzados de esta situación. Con lo dicho creo que Stairmaggedon ha sido un episodio muy decente sin llegar a ser muy bueno, tiene un poco de todo y eso se agradece pero como ya he dicho antes, a estas alturas necesitamos sentir el final cerca y hoy no ha dado esa sensación.

Nota del autor
3
Vuestra nota
Review The Office: Stairmageddon
4.5 (89.09%) 11 votes

Categorías: Reviews The Office Etiquetas: , , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »