Review The Office: Spooked

Spooked

Es muy curiosa la relación entre Halloween y las series de televisión. Todos los años cuando llega esta fecha esperamos con ansias los especiales de nuestras series favoritas creándonos espectativas que a veces se cumplen y otras no. Yo culpo a los Simpson… Sus especiales de Halloween han dejado el listón tan alto que hoy en día hay pocas cosas que nos sorprendan. Lo que nos trae al episodio de Halloween de The Office. Correcto, en linea con la temporada y con varios puntos interesantes pero que nos deja un mal sabor de boca cuando se pasan los veintiún minutos y medio que dura el episodio. Pues bien, sin querer caer en la defensa acérrima ni la demagogia intentaré justificar porqué el episodio de esta semana me ha parecido mejor de lo que pensé en un primer momento, y es que Halloween -por mucho que intentemos negarlo- va de miedo y no de risas…

Es cierto que en el caso de The Office, y como suele pasar en muchas series, los antecedentes nos marcan la opinión sobre este tipo de episodios. No puedo pensar en The Office y Halloween y no pensar en ese primer episodio centrado en el día de las brujas donde veíamos por primera vez al auténtico Michael Scott. Es por eso por lo que no me gusta comparar y entrar a medir si el pasado es mejor que el presente o si unos personajes son mejores que otros, ahora mismo lo que importa es que Andy, una vez más, tiene que impresionar a Robert California y su hijo Bert cueste lo que cueste. Es cierto que el tema ya cansa un poco, y es cierto que tal vez por eso por lo que le cuesta arrancar al episodio, pero vamos a intentar no fijarnos mucho en la trama recurrente de la temporada y vamos al tema Halloween.

Como viene siendo habitual durante la temporada, tenemos varias tramas. Por un lado Andy con la fiesta de Halloween que se encarga de organizar Erin, por otro Jim y Pam con su discusión sobre fantasmas y por otro Dwight y su sorprendente amistad con el hijo de Robert. Pero antes de meternos en faena con las tramas vamos a repasar los disfraces de este año, porque hay algunos bastante buenos. Los mejores sin duda han sido los de Ryan como Jesse Pinkman (en homenaje a la entrevista que le hizo la Doble D al gran Aaron Paul), Erin como Wendy de Wendy’s o Dwight como Kerrigan de Starcraft (o Whoopi Goldberg). Los más flojos han sido los de Kelly, Gabe y Toby como esqueletos (por mucho baile que hagan), Meredith como Kate Middleton (buen gag en el cold opening), Angela como gatita (una vez más), Pam como canguro (basta ya de humillar a al pobre mujer) y Phyllis como conejita de Playboy. Los neutros, o simplemente sosos se los dejo a Oscar (no he entendido muy bien su chiste); Jim, Kevin y Darryll como los “Tres Reyes”; Stanley como Chef, Andy como obrero y Creed como Talibán.

Spooked

Vistos los disfraces vamos al tema, la fiesta de Halloween y la necesidad por complacer e impresionar a Robert California. No creo que nos quitemos este tema de encima con facilidad, pero si, ya cansa ver a Andy haciendo ridículos esfuerzos por sorprender a Robert California, el problema es que esta vez ha habido daños colaterales y la víctima ha sido Erin, una de las favoritas del público. Me ha gustado que Robert incluyese a su hijo en la fiesta haciendo que Andy tenga que improvisar para que la fiesta supere sus expectativas a costa de Erin, que no se le ocurre otra que acudir a Gabe. Podréis decir lo que queráis de Gabe, que si nos lo han metido con calzador, que si estaba medio fuera de la serie y ha vuelto sin justificación… pero el caso es que su vídeo de género inclasificable ha sido uno de los puntazos del episodio. A mi tampoco me gusta Gabe, pero hay que darle ese punto y a Erin un premio, porque ha tenido que soportar no solo la sensación de pensar que va a ser despedida sino también descubrir que el que fue su novio en el pasado, y con el cual las cosas no fueron cerradas del todo, se ha echado novia hace ya tiempo. No me ha gustado ver como entre Andy y Robert humillaban a la pobre recepcionista, pero si que me ha gustado ver como al final del episodio Andy intenta arreglar las cosas con la que se supone es su mejor amiga en toda la oficina. Esto cierra, al menos de momento, la posibilidad de que Erin y Andy vuelvan, ahora toca conocer a la novia de Andy y ver si puede ocupar el puesto que tan bien regentó Erin.

He comentado de pasada la amistad de Dwight con el hijo de Robert, uno de los mejores puntos de todo el episodio. Como suele pasar con Dwight, los inicios son difíciles, pero en cuanto el chaval le pega un par de cortes y le demuestra que sabe de lo que habla cuando la conversación se desvía a temas tan “Dwightescos” como los animales más letales, la cosa va como la seda y hasta se permiten el lujo de burlarse de Jim. Es cierto que un chaval así en una oficina como esa tendría que haber dado muchísimo más juego, pero creo que el resultado es muy satisfactorio, sobre todo con la escena final en la que el chaval despide a Toby mientras Dwight disfruta como un auténtico enano.

Spooked

Otro de los que me ha sorprendido gratamente en este episodio ha sido Robert California. Sabemos como se las gasta y sabemos que cada vez que aparezca por la oficina va a hacer una de las suyas, lo mejor es que esta vez ha ampliado su repertorio. Ya desde el principio del episodio se le ha visto un poco más curioso de  lo normal, preguntando a sus empleados sobre sus vidas personales e indagando en sus miedos más profundos, primero con Kelly y su miedo a no casarse nunca o sus conversaciones con Darryll y Creed para descubrir que uno tiene miedo a ser enterrado vivo y el otro no puede ver a las serpientes. Me ha gustado ver que ha utilizado toda la información recopilada para acojonar literalmente a sus empleados, porque al fin y al cabo ¿no es esa la finalidad de Halloween? Es cierto que no es algo habitual en una comedia, pero a mi me ha gustado el giro, y a juzgar por la carcajada de Bert a él también le ha gustado.

Dejo para el final la que, a mi parecer, ha sido la trama más floja pero que viene a reforzar toda la jugada de Robert, y esa es la “discusión” entre Jim y Pam sobre si existen o no los fantasmas. Creo que tras tantos años de noviazgo, un par de matrimonio, una hija de casi dos años y un hijo en camino estas cosas deberían estar ya más que controladas. Pero no, Pam cree en los fantasmas y Jim no puede ni creérselo, trasladando la discusión al resto de empleados hasta el punto de que el mismo Robert participa de la discusión. Digo que ha sido la trama más floja porque quitando el chiste sobre los cazafantasmas y las aportaciones de Kevin y Robert, Jim y Pam salen muy mal parados con esos disfraces tan poco favorecedores y  una conversación tan insustancial. Espero que recuperen de una vez a Pam (Spoiler Alert: Sale de cuentas en breve…) y que Jim vuelva al buen nivel mostrado en otros episodios de la temporada.

Spooked

En definitiva, el episodio de hoy, a pesar de que he intentado sacarle todos los puntos positivos, se ha quedado muy corto. No quiero decir que haya sido malo, aburrido o sin gracia, simplemente ha sido más serio de lo normal cuando el resto de series que acompañan a The Office en el género se parten el lomo por matarnos a carcajadas y eso a la hora de ver una serie se nota. Pero dentro de la sensación extraña que nos deja el episodio hay hueco para los puntos positivos, empezando por el Secundario de Oro, que para mi está entre Erin y Robert y al ser Robert un personaje con cierta importancia (no dentro del cast sino de la serie) voy a dejar que Erin se alce con la victoria, todos sus esfuerzos por organizar una gran fiesta y los palos sufridos bien se merecen un premio. También hay que celebrar el breve, pero genial, regreso de Creed, su miedo a las serpientes junto con su reacción a la historia de Robert han conseguido sacarme una carcajada. Kevin sigue manteniendo el nivel que le llevó a ser el secundario más fuerte la pasada temporada y Ryan -a pesar de la manía que le tengo- me ha ganado con su disfraz así como Dwight con sus mini flashbacks sobre los disfraces de años anteriores.

Es una pena que un episodio que se sale de la línea habitual y que intenta mostrarnos otra faceta de los personajes desmerezca tanto, a ver si para los dos próximos episodios subimos el nivel, no me gustaría que esta octava temporada se recordase por su irregularidad y no por ‘sobrevivir’ a Michael Scott, cosa que de momento si que está consiguiendo. Antes de irme tengo que disculparme por el retraso con la review, el puente y la falta de conectividad no han ayudado, espero que no se repita muchas veces ¡Hasta la próxima review!

Nota del autor
1.5
Vuestra nota
Review The Office: Spooked
3 (60%) 2 votes

Categorías: Reviews The Office Etiquetas: , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »