Review The Office: Andy’s Ancestry

¿Alguien tiene la sensación de que esta sea la última temporada de The Office? Tras 3 episodios seguimos teniendo pocos indicios de que a la serie solo le falten 19 episodios para despedirse de forma definitiva. No hay mucho margen para el error y, aunque avanzamos, da la sensación de que se podría ir un poco más rápido, menos mal que cada episodio nos va dejando tramas curiosas, guiños frikis y gags de mucha calidad, en Andy’s Heritage cobran más importancia la tramas secundarias que la principal y, a veces, eso es algo positivo. Pero no estoy aquí para analizar el episodio en la entradilla, así que pasa y lo comentamos con más calma.

Empecemos con ese cold opening. No se si es una genialidad o una evolución poco original de las -un poco quemadas- bromas de Jim a Dwight. Me gusta ver como Pam sigue el rollo y como se lo curran con la foto de familia y las niñas asiáticas, pero creo que le falta chispa. Esto es algo que hubiese colado a la perfección en las primeras temporadas de la serie pero claro, Jim y Pam no estaban casados… También me chirría que Dwight pique una y otra vez. No es lógico ni coherente con su personaje, un tipo siempre alerta, por lo general más listo que sus compañeros. Pero oye, la sonrisa te la sacan y eso, a día de hoy, es todo un logro.

Ya comenté en la review de New Guys que esperaba mucho de la interacción entre Nellie y Andy y, aunque todavía pueden dar mucho de si, creo que hoy han seguido la línea correcta. Está clarísimo que Nellie no se va a dejar pisar por Andy y en este caso se las apaña para devolverle el golpe haciéndole creer que su familia está relacionada con Michelle Obama. ¿Y qué tiene esto de malo? Nos preguntamos algunos, pues que en una oficina como la de Dunder Mifflin todo es analizado hasta el extremo y estar relacionado con la primera dama de los Estados Unidos de America se convierte en razón suficiente para sospechar que la familia de Andy compraba esclavos en el pasado. Creo que este tipo de tramas llevan al extremo a una serie que no tiene que andarse por las ramas para ofrecernos buenos (y divertidos) episodios. El caso es que Andy entra al trapo y se deja arrastrar fácilmente hacia el conflicto, haciendo caso omiso de Darryll, Jim e incluso Erin, que tienen cosas mucho más importantes que contarle. Lo mejor de toda esta trama es, sin duda, Pete y Clark animando a Andy como si fuesen sus cheerleaders, simple pero efectivo.Aunque tampoco se queda lejos la relación que tenía el abuelo de Dwight con los Nazis.

En el caso de Erin, quiere impresionar a la familia de Andy, pues todos hablan más de un idioma y por lo general cuando están con invitados. Dwight, que siempre ha tenido una vena friki muy fuerte anima a Erin a que aprenda Dothraki, la lengua inventada por George RR Martin para la serie de Juego de Tronos, y esta accede. Me gusta ver ese tipo de guiños a la cultura popular, no les importa hablar de otras series, otros canales o personajes famosos no relacionados con la NBC ni con la serie. En este caso me ha parecido genial que aprovechen el tirón de Juego de Tronos para mostrarnos a Dwight en su salsa y a Erin en una situación de lo más divertida, además aprovechan para demostrarnos que Pete tiene interés en Erin y, de momento, le ha prestado más atención durante el episodio que su propio novio.

En elcaso de Darryll le vemos librar una lucha interna. Hace muchos esfuerzos por ser un buen ARM (Assistant Regional Manager), pero Andy no parece tomarle en serio. El pobre Darryll, que está aprendiendo a gestionar mejor el tiempo (bestial el gag con el comentario a la cámara sobre acciones futuras), consigue dar con una formula para no perder tanto tiempo introduciendo las ventas en el sistema informático pero Andy parece más interesado en limpiar el nombre de su familia que en aumentar la productividad de la empresa. Me ha gustado ver como Darryll se siente igual de desmotivado que Jim, y la conversación entre ellos dos me ha parecido de lo mejorcito del episodio, lo que nos lleva a Jim y su secreto. Jim sigue sin hablar con Pam sobre su proyecto en Philadelphia y llama la atención que se lo cuente a Darryll, es como si necesitase la aprobación por parte de una persona similar a él, pero como bien dice Darryll, si tu mujer no está de acuerdo no hay nada que hacer. La conversación entre Jim y Pam al final del episodio nos deja claras dos cosas, por un lado confirmamos que Jim y Pam están hechos el uno para el otro, estaba claro que ella no se iba a cerrar en banda con este asunto, pero también nos deja claro que nadie es perfecto. De hecho lo más impactante de todo el episodio es ver a Pam realmente decepcionada al comprobar que Jim le ha estado ocultando esto durante algún tiempo, su matrimonio es como cualquier otro y pasa por momentos altos y momentos bajos, pero seguro que al final todo sale bien.

Por último, nos quedan Nellie y Pam, un equipo algo extraño pero que puede darnos grandes tardes si se lo proponen. Está claro que Nellie no entró con buen pie en la oficina, pero poco a poco se va haciendo hueco y ha conseguido que Pam vea potencial en ella. Si algo caracteriza a Nellie es su naturalidad, y cuando se siente cómoda no le cuesta admitir que no sabe usar un ordenador, que miente a Andy siempre que tiene ocasión o que las pinturas de Pam le parecen geniales. Creo que hemos visto el comienzo de una gran amistad que tendrá continuidad con el próximo proyecto especial de Nellie: Hacer que Pam pinte un mural en el almacén. Como puntazos, me quedo con Nellie malinterpretando el secreto de Jim y hablando de ello con Darryll, así como las escenas en el coche.

En definitiva, un episodio por debajo del nivel esperado pero que contiene suficientes argumentos sueltos como para no suspender. Me gustan los guiños frikis, me gustan las raciones de ‘realidad’ y esos pequeños aportes de drama que nos ofrecen Jim y Pam y me gusta ver que otros personajes como Darryll también sienten curiosidad por saber que hay más allá de Dunder Mifflin. Creo que la serie muestra una evolución natural, como la vida misma, y eso es lo que espero ver en la mayoría de episodios: uno personajes pasando página, otros asentándose en sus nuevas vidas y otros descubriendo su nuevo futuro en Dunder Mifflin. Aun así, creo que se centran demasiado en mostrarnos aspectos de la oficina y de su Manager que ya no tenemos interés por ver, eso había que haberlo hecho la temporada pasada. Dicho esto, la semana que viene más…

Nota del autor
2.5
Vuestra nota
Review The Office: Andy’s Ancestry
4.5 (90%) 4 votes

Categorías: Reviews The Office Etiquetas: , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »