Review The Good Wife: The Deep Web

TGW20

Con The Deep Web, The Good Wife nos ofrece de nuevo su mejor versión. La serie vuelve a optar esta semana por la combinación estrella de: secundario, atractivo procedimental y trama política. Además de añadirle dos componentes que pensábamos extinguidos con la muerte de Will: las expectativas románticas de Alicia, y las intrigas en Lockhard & Gardner. Con todo ello, la serie consigue por segundo domingo consecutivo un capítulo redondo, que nos deja con ganas de más, y que nos sigue manteniendo con la intriga sobre como terminará esta vertiginosa quinta temporada.

The Deep Web comienza con un plano cenital de una sala repleta de personas esperando, con la mirada fija en los móviles. Una imágen que además de ser bonita estéticamente, plasma a la perfección nuestra realidad. Estamos tan absortos en nuestro propio mundo que no reparamos en las situaciones, paisajes o gente que nos rodea, en este caso en concreto, en una anciana que no tiene sitio para sentarse. Hasta que un alma caritativa rompe con la dinámica general y le cede su asiento, llamando nuestra atención y la de Alicia. Un rostro familiar, compatriota canario y el hombre al que culpamos de nuestras altas expectativas en eyeliners…señoras y señores Mr. Richard Alpert!

TGW204

Era imposible no comenzar la review mencionando un cameo tan llamativo. Siempre es motivo de alegría volver a ver otra vez en televisión a personajes de tus series preferidas, pero aún lo es más si el papel que juegan en su reaparición es tan jugoso como despertar de nuevo el interés amoroso/sexual de Alicia Florrick en The Good Wife. Un flirteo que comienza en los juzgados, continúa con un encuentro no tan casual y termina en una comida, que nos sirve para ahondar un poco más en los sentimientos de Alicia.

Desde que comenzó la serie la abogada se ha debatido constantemente entre aquello que quería hacer y aquello que debía hacer, decantándose siempre por esta última opción. Aunque desde la muerte de Will parecía que las cosas habían cambiado, y como dijimos en reviews anteriores, Alicia se había desprendido finalmente de la etiqueta de “La buena esposa” que da título a la serie. Pero los cambios necesitan de una reflexión previa sobre que nuevo rumbo seguir para convertirse en hábito, y Alicia aun está a la deriva: indecisa, en una crisis existencial, desconcertada por la muerte de Will, y desencantada con su trabajo. Por eso aunque Richard le atrae, y siente el impulso de volverle a ver, necesita poner su vida en orden antes de abrirse a alguien nuevo. No tener claro quién es ni que quiere, hacen que Alicia no tenga la seguridad ni el empuje para atraverse a entrar en el restaurante. Además como nos dice minutos antes de alejarse, también se siente en la obligación de guardar fidelidad¿Pero a quién? ¿A Peter o a la memoria de Will?

TGW205

Además de este invitado extra tan especial, como sucedió la semana pasada, contamos también con la intervención de uno de los secundarios recurrentes de la serie, en este caso secundaria. La carismática Rizzo de Grease nos visita de nuevo, no para revolucionar la vida de Alicia como otras veces, sino precisamente para hacer todo lo contrario, ejercer de madre y reconfortarla en estos momentos de transición. Por primera vez en mucho tiempo, Alicia tiene el día libre. No tiene que preparar ningún caso, lidiar una guerra entre bufetes, ni acudir a ningún evento político. Por eso tiene tiempo para pensar, ahogarse en ese mar de dudas del que hemos hablado, y permitirnos conocerla un poco mejor, cuando le pregunta a su madre si sentir constantemente el deber de “limpiar todo aquello que otros ensucian” se debe a que se parece demasiado a su padre.

TGW201

Que el capítulo se centre esta semana en una Alicia pérdida y sentimental, no supone para nada un descuido de la trama judicial. Hay dos tipos de procedimentales que caracterizan la serie, aquellos relacionados con un suceso de actualidad dirigidos a hacer pensar al espectador, y aquellos con unos clientes tan ambiguos que nos hacen sospechar de su inocencia hasta el final. The Deep Web es de estos últimos. Producto de la fusión entre el Sweeney más retorcido y la utilización deliberada de una incapacidad para dar pena, al estilo Canning, nos presentan a Robbie Pollard, nieto de Lyle Pollard, el amigo demócrata de Diane que a principios de temporada cuestionaba su matrimonio con Kurt. Un joven discapacitado que dista mucho de la imagen inocente que transmite en un principio, capaz de ordenar asesinatos y dirigir una red tipo Amazon de compra-venta ilegal y delincuencia llamada Silk Road.

Con Peter elegido Gobernador de Illinois, y Alicia totalmente concienciada de acudir a los actos políticos de su “marido”, hacía tiempo que no disfrutábamos en la serie de Eli como director de campaña. Un talento imprescindicle en The Deep Web para presentar a Finn como un humilde héroe “de bonito pelo” que compita contra Castro por la Fiscalía del Estado. Papel que, aun sin estar de acuerdo con él, el fiscal interpreta a la perfección gracias a unas sorpendentes habilidades de improvisación frente a las cámaras ¿Se dejará seducir Finn por la erótica del poder o continuará siendo ese hombre dulde e íntegro que nos ayuda capítulo tras capítulo a olvidar a Will?

TGW207

Como adelantábamos en la entradilla, además de la cantidad de tramas ya mencionadas, The Deep Web añade esta semana un elemento ausente en Tying the Knot, que parecía extinto desde All tapped out: los complots en Lockard & Gardner. Aunque con su argumento “I’m maybe scumbag, but hey… I’m your scumbag” nos logró convencer a todos de que sus intenciones eran buenas, parece que al final Diane y Kalinda no iban tan desencaminadas al sospechar que Canning escondía un as bajo la manga: aprovechar que se esta muriendo para, en connivencia con David Lee, robar los clientes de Diane. Un engaño oculto tras una verdad, más en sintonía con el doble juego exhibido por el personaje durante toda la serie, que una repentina redención.

Tras esta enhibición de rescursos de 44 minutos de duración, a dos capítulos del final, y sin una sola pista sobre como terminará la temporada, solo queda dejarse llevar y disfrutar. Así que señor@s guionistas… sorprendannos!


Categorías: Sin categoría

9 comentarios

  1. Anónimo

    Me alegró ver a Néstor Carbonell tirándole los tejos duramente a Alicia pero esa huida final de Alicia, ¿significa que ahí terminó el cameo? Porque me gustaría verlo en algún capítulo más.
    Estoy hasta los… de Canning y David Lee, el día que los echen a patadas (si es que ese día llega) voy a tirar voladores.
    Magnífico el plano con el que abre el capítulo.
    Hay que joderse con el nene Pollard.
    No me gustaría que Polmar se fuera manchando pero, claro, yo no soy guionista, pero en esta serie lo que sobran son cabrones.

  2. Amber

    Yo espero que Cannig siga siendo un cabronazo, espero que no lo rediman de ninguna manera! Muy buen el cameo (un tanto desaprovechado, no?), y me gusta mucho el personage y actor de Finn. No obstante, creo que de momento se echa de menos a Will, y viéndo como era, no tengo muy claro que Carbonell o Polmar puedan ser parejas sentimentales decentes de Alicia… no sé, no lo veo… le van como más malotes y poderosos,no?

    • Anónimo

      No, no… La pareja sentimental de Alicia es Kalinda de siempre, lo sostengo y lo sostendré, lo que pasa es que los guionistas se acojonaron y tuvieron que alejarlas kilómetros porque saltaban chispas. Eso no significa que no pueda tener un agradable rollete con Carbonell. A Polmar nunca lo he tenido como ligue de Alicia pero si se tercia que lo espabile… Pero la pareja de Alicia (aunque nunca lo veamos) es Kalinda.

    • bate

      No se atreverán en la vida; por muy jugoso que pudiera ser el explorar a una Kalinda enamorada y vulnerable, y ver como reacciona Alicia ante, tal vez por primera vez en su vida (admitamoslo, los hombres de su vida han sido todos unas joyitas de cuidado,afuffff) amada sin reservas, eso no va a pasar. Además, por mucho que me atraiga la idea, en el fondo sé que no cuadra con la historia de Alicia. Una lástima, pero creo que nos quedaremos con las ganas.

  3. bate

    ¡Y seguimos sin una mísera pista! van a acabar conmigo.

    Polmar, si sigue en la próxima temporada, me da en la nariz que va a recorrer el camino que lleva directo y sin escalas hacia el lado oscuro; el poder corrompe y nadie sale indemne. Y el momento final de Alicia es brutal; alejándose del restaurante mientras se pregunta a quién demonios le guarda fidelidad… final de capítulo redondo, si señor.

    Y no me resisto a decirlo, o escribirlo, o lo que sea… ¡¡más cancha para la familia de Alicia!! esa madre merece más minutos en pantalla, al igual que Owen, aunque sólo sea para poner nerviosito perdido al pobre Eli con sus declaraciones XD

    • Anónimo

      Pues sí, a Polmar deberían mantenerlo sin mácula (para compensar más que nada) pero ya veo que…

¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »