Review The Good Wife: Old Spice

TGW 66

Como si Michelle y Robert King nos leyeran todas las semanas, The Good Wife nos ha concedido con Old Spice dos de los deseos que incesantemente hemos pedido en estas reviews: más Elsbeth Tascioni y más Marissa Gold. Para todos aquellos que la semana pasada se quedaron con hambre, la serie de la CBS tenía reservada ración doble de Tascioni, con extra de Perotti, y el resultado no podía ser otro que un capítulo 5 estrellas.

Hey! I just met you, and this is crazy, but here’es my number, so call me maybe…

Aunque todos nosotros tengamos asociada a Carly Rae Jepsen con una noche de fiesta en particular -que en mi caso acompañada además de baile inventado incluído- esta canción, pegadiza donde las haya, no ha dejado de resonar en nuestras cabezas estos días por una razón totalmente distinta: el olor a Old Spice, o lo que es lo mismo, el despertar sexual de Elsbeth Tascioni. Si en Shinny Objects eran los payasos, los barcos, y los pingüinos con sombrero quienes hacían mella en la concentración de la abogada, esta semana ese honor ha recaído sobre su némesis/media naranja, Josh Perrotti, quien con su particular forma de cortejo, nos ha regalado la madre de esas batallas tierno-surrealistas entre ambos, que tanto nos gustan, y que ya son marca de la casa.

TGW66.1

Por otro lado Cary sigue en caída libre y sin paracaídas en su descenso a los infiernos. Desde el arresto, el abogado no levanta cabeza, ahogado en un mar de alcohol y continuas decepciones. A la imparable evolución de Florrick, Agos & Lockhard sin su aprobación, hay que añadir la pérdida de todo su encanto de chico de Harvard, eclipsado por su recién estrenado estatus de delincuente, y la restricción de una libertad, hoy más condicional que nunca. La buena noticia es que con cada acto de rebeldía, Cary nos regala un nuevo cameo de la singular agente judicial Joy Grubick, un personaje que apunta maneras para convertirse en uno de esos secundarios de lujo que tanto nos gustan.

Como curiosidad decir, además, que desde hace dos capítulos hemos notado cómo la serie ha comenzado a allanar el terreno para disolver el binomio Cary-Kalinda, no sabemos si porque por fin se han dado cuenta de que nunca nos ha entusiasmado esta relación, o porque tienen preparado un revulsivo para despertar del letargo a la eternamente desaprovechada Kalinda.

YGW 66.4

No hay idealismo que funcione sin su justa cantidad de pragmatismo. Ya lo hemos visto en Florrick & Agos. Sin embargo, ser pragmático no es lo mismo que mentir, aunque pueda parecerlo. De nuevo la religión y su importancia en un país paradójicamente laico en su Constitución como es Estados Unidos, se cuela en The Good Wife. Alicia tendrá que elegir entre traicionar sus principios y ocultar su ateismo, o resignarse a dar por perdidas unas elecciones antes de presentarse. Un complicado dilema que Alicia resolverá de nuevo gracias a una Grace, ligeramente menos odiosa de lo habitual, que la ayudará a racionalizar su mentira recordándole esos valores positivos en que se fundamenta la religión, que las altas esferas de la Iglesia han olvidado. Amar no es juzgar.

En esta macabra ironía que es la vida, el capítulo de esta semana termina con Alicia sentada en el sillón de Will. El hombre que le dio su primera oportunidad, el hombre al que quiso, el hombre del que que huyó para fundar Florrick &Agos. Con la batalla aparentemente ganada y nuevas oficinas… ¿Se convertirá Florrick, Agos & Lockhard en el mejor bufete de Chicago? ¿O David Lee y Louis Canning no han dicho su última palabra? Tenemos aun la friolera de 16 capítulos para descubrirlo y disfrutar. Stay tunned!

TGW 66.3

Nota del autor
5
Vuestra nota
Review The Good Wife: Old Spice
5 (100%) 1 vote

Categorías: Reviews The Good Wife Etiquetas: , , ,

1 comentario

  1. Véronique

    Muchas gracias por la review…el final con Alicia…esa mirada con Diana. Con esas escenas..se te humedecen los ojos. Y ya con ganas de ver los comentarios del capítulo de este lunes.

¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »