Review The Good Wife: Cooked

TheGoodWife7032

Cooked es básicamente un capítulo sobre el poder destructor de la desconfianza, y de lo fácil que es sembrarla entre los protagonistas de The Good Wife. Y no es de extrañar teniendo en cuenta la cantidad de alianzas y traiciones que se han producido desde el comienzo de la serie. Ahora te necesito, ahora no, ahora te quiero, ahora no… así en bucle seis años. Normal que las suspicacias estén a flor de piel. ¿Cuántos nombres ha tenido el bufete protagonista desde 2009 hasta ahora? Imposible recordarlos todos… Un toma y daca que los espectadores hemos disfrutado enormemente, fascinados por las intrigas y sorprendidos con los golpes de efecto, pero que no sería la mejor forma de fomentar el team building en una empresa, aunque ésta sea ficticia.

El capítulo trata de hacernos reflexionar sobre el perpetuo estado de recelo en que nos movemos diariamente, y critica la salvaje competitividad laboral, sobre todo exigida entre mujeres. Parece que el espíritu de paz y concordia ha invadido la serie en esta séptima temporada, y que The Good Wife se quiere despedir con moraleja.

Recelos que nacen entre Diane y Alicia, y Alicia y Lucca, a cuenta de terceros, fruto de interpretaciones de fugaces conversaciones, o de creativas estrategias. Malentendidos que se decantan por la traición en la balanza, obviando la confianza y la lealtad forjada entre compañeras y amigas, un homenaje al nada catástrofico dicho popular: “piensa mal y acertarás”.

La Navaja de Okham, la explicación más sencilla, es no sólo la más difícil de creer hasta que no se tienen las pruebas, sino la más difícil de asociar a buenas intenciones. La de Alicia por mejorar la situación laboral entre Howard y Lockard & Agos, o la de Lucca por conseguir un win win tanto para su cliente, como para el de Alicia.

TheGoodWife703

Una lanza a favor de la bondad humana, que paradójicamente terminará utilizando la destrucción de la amistad y el fomento del individualismo para infringir la ley. Final redondo que soprende y que plantea una nueva cuestión sobre la que reflexionar: ¿justifica el fin los medios? No hay duda que todos odiamos a Frank Landau, y queremos verlo postrarse a los pies de Alicia, pero… ¿A qué precio? ¿Dinamitar una investigación federal? ¿Absolver a un juez antes de pecar? Sucio.

A su vez, Cooked también está impregnado de otra realidad presente en nuestra sociedad y oculta a primera vista: el riesgo de creer la falacia de que la igualdad de género ya está conseguida. Olvidando que los derechos que las nuevas generaciones hemos normalizado y disfrutado son fruto de luchas anteriores, ya sea en derechos sociales, o en derechos para mujeres, como es el caso. Una ignorancia que nos puede llevar a olvidar también que las diferencias siguen ahí, y que lo conseguido se puede perder. Muestra de ello es creer que debes renunciar a mejorar laboralmente por conservar un novio, o confundir valores familiares con machismo de los años 50 para recaudar votos. ¿Qué sentido tiene sino que Alicia acuda a un programa de cocina con su madre para demostrar que los Florrick son una familia unida? Ninguno.

TheGoodWife7033

Lo que está claro es que si The Good Wife pretendía hacernos pensar esta semana, lo ha conseguido. Y que si su aspiración es encumbrarse en ese Olimpo de las series que le es tan esquivo, va en buen camino. Gusto estético, calidad y reflexión. ¿Quién da más?

Nota del autor
4
Vuestra nota
Review The Good Wife: Cooked
4.8 (95%) 4 votes

Categorías: Reviews The Good Wife Etiquetas: , , ,

1 comentario

  1. Anónimo

    No estaba siguiendo la temporada, la anterior fue un desastre y dejo de ver una serie generalmente si una temporada es una desastre.
    He visto los tres primeros capítulos seguidos y The Good Wife vuelve a ser una serie magnífica.
    Qué siga la fiesta 😀

¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »