Review TBBT: The Precious Fragmentation

The Precious Fragmentation

Como dice una amiga mía, de mayor quiero ser guionista de una serie de la CBS: están todo el día de parón en parón. Si hasta hace dos semanas no teníamos series por los JODI…(Juegos Olímpicos De Invierno, no es que esté tratando de insultar a nadie), la semana que viene vuelven a “descansar”. Por suerte, este lunes la serie nos ha dejado una gran cantidad de risas y, aunque me quedo con el de How I Met Your Mother (¿qué queréis? Soy una romanticona…) me lo he pasado en grande. ¡Dentro review!

Una vez más, me he sentido como Penny al comenzar el episodio. ¿De verdad era tan evidente quién es Adam West? Porque a mí ni me sonaba. En fin… Por 50 millones, responda: ¿qué es lo mejor que se le puede regalar a un friki? Evidentemente, una caja llena de frikadas. Y si no que se lo pregunten a nuestros científicos, especialmente a Howard, que ha revivido los momentos más duros de su infancia con un muñeco de Alf. ¡Pobrecito!

Pero no nos pongamos tristes, que esto va de reírse, y esta semana hemos tenido muchas oportunidades. El gran protagonista del episodio ha sido, por supuesto, el anillo único. Howard, gracias a su “colega” Eddie Crispo descubre que el anillo que han encontrado no es una réplica cualquiera, sino uno de los usados en la película de El Señor de los Anillos, y concretamente el único que no se quedaron los actores o fue destruido. Aquí es donde comienza la verdadera parodia: al igual que en la novela, el anillo parece cargarse de una atracción especial que hace que cualquiera desee poseerlo por encima de cualquier cosa, incluida su amistad.

¿Buscabas algo?¿Buscabas algo?

Como es natural, cada uno de ellos tiene en mente hacer cosas diferentes con el preciado anillo. Howard consiente en que lo correcto sería devolvérselo a Peter Jackson, aunque sólo con un pequeño soborno: conseguir un papel como hobbit en la próxima película. Howard, lo siento, pero ya hicieron eso con un tipo de otra serie, así que no creo que se repita.

Raj, más práctico, piensa en venderlo y comprar con el dinero que obtengan un jet ski (vaya, una moto acuática) . Esto nos da la oportunidad de conocer a otro de los miembros de su peculiar familia: su primo Venkatesh, un abogado al que no le auguro un futuro profesional muy esperanzador. ¿Nos darán la oportunidad de conocer alguna vez a alguno de los familiares de Raj en persona, o tendremos que conformarnos con las videoconferencias? Por cierto, Raj ha estado sembrado en este episodio una vez más, ¿verdad? ¡Me ha encantado su explicación de la sexta temporada de Sex and the City!

Pasemos a la reacción de Sheldon. Reconozco que, aunque al final terminara siendo un poco previsible, me he partido cada vez que alguien preguntaba por el anillo y él extendía la mano con su cara de superioridad. Posiblemente ha sido el más afectado por el “poder del anillo”, llegando al extremo de tratar de robárselo a Penny en plena noche. El puñetazo, por cierto, ha sido muy merecido y doblemente divertido. Pero, sin duda, lo mejor ha sido poder entrar en sus sueños y verle caracterizado como Gollum. ¡Estaba irreconocible!

My precious...My precious…

Vayamos, por fin, al último miembro de esta panda, al músculo del grupo. Leonard ha sugerido desde el primer momento la idea de devolver el anillo a Peter Jackson, y lo cierto es que ha sido el que, aparentemente, se ha preocupado menos por competir para conseguirlo (la influencia femenina puede llegar a ser muy fuerte). Pero nos la ha dado con queso: al final ha conseguido engañarnos a todos y guardarse el anillo único para él. ¿He dicho a todos? Vale, quizás a Sheldon no, pero al fin y al cabo, Cooper siempre termina enterándose de todo, así que eso no cambia mucho las cosas. Mención honorífica se merece la pobre Penny, que ha sido capaz de aguantar todas las rarezas de su novio y sus amigos con una paciencia enorme. Si es que, a pesar de todo son encantadores…

A pesar de estas diferencias individuales, las partes que más me han gustado son aquellas en las que los cuatro interactuaban con el anillo como mediador: la escena del principio en la que recitaban el poema del Anillo ha sido enorme. Y lo mismo puedo decir de todo el camino desde el comedor de la universidad hasta el piso, con los cuatro agarrados al anillo. Finalmente, aunque no lo hayan enseñado, el momento en el que Raj, Howard y Sheldon van juntos al baño ha tenido que ser hilarante. Aunque, sinceramente, prefiero tener que imaginármela, porque seguro que tampoco debe de ser algo muy agradable de ver.

Bailando balletBailando ballet

Para terminar, y cumpliendo con la tradición, dejo reflejados aquí mis momentos favoritos de este episodio. Como siempre, podéis contar cuáles han sido los vuestros, porque es muy difícil que coincidamos en todos, ¿no?

  • En tercer lugar, y como ya he comentado, me ha encantado ver a nuestros cuatro magníficos recitando el poema del Anillo alrededor de la caja de cartón. Como diría Raj con ese tono suyo: “¿No son unos frikicillos adorables?” (¡Toma palabreja!)
  • En segunda posición me quedo con un momento pequeñito, pero que me ha encantado. Os sitúo: cuando los cuatro están agarrando el anillo y van a entrar al piso de Sheldon, a Leonard se le caen las llaves, ¿no? Pues bien, tanto para agacharse como para levantarse hacen un plié y un relevé, dos pasos de ballet clásico, y utilizan las mismas posiciones (especialmente Leonard, que es el que mejor lo hace, ya puestos a analizar). ¡No he podido evitar soltar una carcajada con eso!
  • Y, finalmente, el puesto de honor se lo concedo al momento en el que Howard, Raj y Sheldon tratan de echarse mutuamente del sillón: Raj pretende que la madre de Howard se enfade con él por teléfono, y luego le dice que se tiene que ir a casa a que le dé el pecho. Luego, entre los dos intentan tocar la fibra sensible de Sheldon atacando a su ser más querido: su abuela. Finalmente, Sheldon, para defenderse, trata, a través de mensajes subliminales, de que sus rivales tengan ganas de ir al baño, aunque el efecto conseguido no es precisamente el deseado. ¡Muy, muy grandes!

Ahora es vuestro turno para comentar. ¿Qué os ha parecido el episodio? ¿Os ha gustado? ¿Qué habríais hecho vosotros si hubierais encontrado el anillo único? ¡Comentad, comentad!


Categorías: Sin categoría
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »