Review TBBT: The Einstein Approximation

The Einstein Approximation

Febrero. Para muchos, sinónimo de exámenes. Días interminables en los que lees, relees y vuelves a repasar lo mismo una y otra vez hasta que llega un momento en que todo parece igual. Y claro, al final la mente termina embotándose. Para cambiar de aires decides ver algún capítulo de The Big Bang Theory y… ¡voilà! Te encuentras con que Sheldon está tan aturullado como tú. Entonces piensas: “si hasta las mentes más brillantes se atrofian… ¿qué esperan de mí?” En fin, dejo de desvariar: esta semana ha habido nuevo episodio y nosotros ya tenemos review. ¿Lo comentamos? ¡Ah!, para los que estén de exámenes… ¡mucha suerte!

Una semana más The Big Bang Theory se estructura siguiendo una única línea argumental. Y, como era de esperar, está centrada en Sheldon. Recuerdo que cuando empecé a ver la serie pensé que Sheldon era un personaje secundario. Qué equivocada estaba… A día de hoy el señor Cooper es prácticamente sinónimo de la serie. Y eso, como casi todo, tiene su parte positiva, pero también su parte negativa.

La parte positiva es, por supuesto, que el tener a Sheldon al frente de la serie nos asegura siempre muy buenos ratos. No es la primera vez que alabo el trabajo de Jim Parsons, y probablemente no será la última. Escenas como el inicio del episodio tratando de “engañar” a su cerebro o la de la piscina de bolas hablan por sí solas. Y es que apostar por él es ir sobre seguro.

¡Bazinga!¡Bazinga!

Esta semana las dificultades de Sheldon para solucionar uno de sus problemas científicos (en los que no voy a entrar porque me suenan a chino) le llevan a dejar de dormir. Y si la mayor parte de los seres humanos nos volvemos insoportables cuando dormimos menos de lo debido, lo de este hombre ya no tiene nombre. Mención especial para Bernadette obligándole a irse a la cama. Cuando quiere tiene carácter la chica (aunque el tener una guardería ilegal tiene que ayudar). Reconozco que no es mi personaje favorito, pero casi siempre consigue arrancarme una sonrisa.

Cambiando un poco de tema, no sé si será porque no he visto Batman, pero juro que creía que la risa maléfica provenía de Sheldon planeando algo, y no del teléfono de Howard. Por cierto, ya que estamos en el dormitorio de Penny, me he partido de risa cuando ha entrado Sheldon y ha empezado a llamarlos con sus característicos “toquecitos”. ¡Menudo grito ha dado la muchacha! ¡Ah!, ¿es sólo cosa mía o Kaley Cuoco ha tenido que taparse la cara con la mano para no reírse justo después de eso? Si alguien lo ve, que lo confirme. La verdad es que tiene que ser difícil aguantar la risa en situaciones así.

¡Quién te ha visto y quién te ve!¡Quién te ha visto y quién te ve!

La trama de Sheldon buscando un trabajo me ha encantado. Empezando por la entrevista con la señora de la empresa (aka Lisa Simpson) y terminando por su labor como camarero, todo ha sido hilarante. Sinceramente, pensaba que le costaría mucho tratar con el público, pero me ha sorprendido la eficiencia con la que ha llevado su labor. Desde luego, mucho mejor que la pobre Penny… Me quedo, sin embargo, con Leonard devolviéndole la jugada con las exigencias del menú, como tantas veces hemos visto al propio Sheldon hacerlo a lo largo de la serie. Bueno, con eso y con el final, cuando por fin da con la solución a su problema y se niega a recoger los platos: “Lo siento, no trabajo aquí”.

Comentaba al principio que el “abusar” de Sheldon también tiene su parte negativa. Y el problema que le veo es que no permite que se exploten otros grandes personajes. En mi opinión, el que más perjudicado ha salido es Raj. Desde que Howard se echó novia me parece que no termina de encajar del todo. No es que quiera que le busquen una chica, pero sí que creo que deberían encontrar un rol a su medida. Porque, al menos para mí, el indio es de lo mejorcito de esta serie: “Me contento con guiaros a vosotros y a vuestras damas a opciones apropiadas de entretenimiento. Soy un Yelp.com andante y marrón“.

Vale, a lo mejor esta no es su mejor foto...Vale, a lo mejor esta no es su mejor foto…

Y, para terminar, el top tres de mis momentos favoritos que vosotros, por supuesto, podéis cambiar o complementar con los vuestros:

  • El tercer puesto para Raj y Howard bailando en la pista de patinaje vestidos en plan sesentero. ¡Qué grandes!
  • El segundo puesto, para cuando Sheldon trata de encontrar un trabajo “poco importante” y la entrevistadora hace como que teclea en el ordenador.
  • Y el primer puesto… ¡cómo no! ¡Para la piscina de bolas! ¡Bazinga!

¡Espero vuestros comentarios!

Nota del autor
3
Vuestra nota
Review TBBT: The Einstein Approximation
5 (100%) 1 vote

Categorías: Reviews Series The Big Bang Theory Etiquetas: , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »