Review Supernatural: Clap your hands if you…

Review 6x09

A muchos de los seguidores de Supernatural les sonará el nombre de Kim Manners, productor ejecutivo y director de muchísimos episodios de la serie. Pero no sólo trabaja en esta serie, sino que venía de una de las grandes, Expediente X, serie que indudablemente ha influido en las historias de los Winchesters. Quizás como un homenaje a dicha serie o al ya fallecido Kim Manners, o incluso por ambos motivos, Supernatural ha cambiado un poco su estructura inicial, en especial los títulos de crédito. ¿Ha funcionado? En América no ha llamado mucho la atención puesto que la audiencia se ha mantenido igual que la semana pasada. Pero, y a vosotros, ¿os ha gustado?

Entre tanto drama y conflicto, los seguidores de Supernatural necesitábamos un episodio más divertido, enfocado al humor, que nos hiciera sacar alguna que otra risa. ¿Lo han conseguido? Sin duda alguna. Y eso que estos episodios tienen mucho riesgo. Supernatural es una serie única a la que no le importa mutar de estructura cada poco tiempo y reírse de lo que le rodea, e incluso de sí misma. La prueba es más que visible, una trama basada en hadas que abducen personas suena a un ridículo lamentable. Pero si esta trama puede funcionar en alguna serie, es en Supernatural. Y de hecho, funciona.

El inicio del episodio recuerda mucho a Expediente X, tanto por el campo en el que abducen al joven como por las luces del supuesto OVNI. También hay algún que otro detalle como la pérdida temporal que sufre Dean una vez ha vuelto de la abducción. Para él solo ha pasado una hora, para el resto del mundo casi una noche entera. Cierto es que estas cosas se pueden encontrar en cualquier teoría sobre extraterrestres, pero es inevitable mirar atrás y ver una relación con la serie de Mulder y Scully.

No hay una descripción disponibleDean, te dije que le quitaras el aluminio a la lasaña

Lo más curioso del episodio es como tratan el conflicto entre los hermanos. Creo estar totalmente convencido de que es el episodio en el que más se profundiza el hecho de que Sam no tenga alma alguna. Lo mejor es que el tema no se trata de una manera especialmente dramática ni nada por el estilo. Se trata de una manera cómica, en la que es imposible que el espectador termine soltando alguna carcajada. Así, se nos dan momentos como cuando Sam está interesado en pedir cervezas mientras su hermano es perseguido o cuando intenta, lamentablemente, animar a su hermano. Lo mejor del episodio con diferencia. Además, esto ayuda a quitarnos un poco la impresión que nos habían estado dando de que Dean es el absoluto protagonista de la temporada, dejando a Sam como una carga. Aquí los vemos interactuar como si los dos fueran los verdaderos protagonistas del episodio.

Por otro lado tenemos a Dean, víctima de la abducción de las hadas. Sea lo que sea que vio durante la abducción hace que le veamos en un estado de nerviosismo absoluto casi todo el tiempo. Dudoso, temeroso y con una sensación de estar fuera de lugar, así es como se pasa el episodio el primogénito de los Wichesters. Además, por si esto fuera poco, debe actuar como el pepito grillo de Sammy, diciéndolo lo que debe o no debe hacer, sentir, pensar, etc. Lo que le llevará a perder cierto nivel de cordura.

No hay una descripción disponibleHobbys. Ya no son lo que eran.

La trama termina siendo bastante consistente, a pesar del cambio brusco de extraterrestres a hadas. Si funciona es gracias al tono cómico que desprende el episodio y a que no tiene ningún problema en reírse de sí misma. Visto está en cómo vence Sam al líder de las hadas. Un absurdo total. Por otro lado, el nivel visual, respecto a los efectos especiales, es el punto negro del episodio. Ni el alejamiento de cámara que realizan al principio tras la abducción del joven, no los distintos gnomos que trabajan en la relojería, que poseen hasta una iluminación distinta que la del lugar, terminan por convencer. Parecen hechos para cortos amateurs y dejan un poco fuera de lugar al espectador.

En definitiva, estamos ante un episodio de lo más entretenido, casi tanto como aquel que se centró en Bobby. Con la trama entre los hermanos más desarrollada y con algunas dudas sobre si Sam quiere, de verdad, recuperar su alma. Aún queda mucho para ver porque derroteros acaba esta trama, y si además va a ocupar toda la temporada, pero a mí, con que me traigan episodios tan eficaces y divertidos como estos, me tienen contento.


Categorías: Sin categoría
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »