Review Spartacus: Monsters

Spartacus 2x09

Es jueves por la tarde, han pasado más de seis días desde que se emitió Monsters… pero no es viernes. Así que mantengo la promesa de publicar estas líneas a ultimísima hora, aunque muchos estén más pendientes ya del episodio de mañana que de ese 2×09 que cuenta, en mi opinión, con media hora que no pasará la historia (la primera) y media hora que marca el devenir de la serie (la segunda), de la rebelión y de varios protagonistas de esta guerra. ¿Comentamos Monsters?

  • Episodio 2×09: Monsters
  • Fecha de emisión: 23 de marzo

Penúltima estación de la temporada para el tren de Spartacus, que mañana llega a su destino con varios vagones en llamas. Y eso que la primera media hora de capítulo, suave traqueteo, invitaba a lanzarse a los brazos de Morfeo. Por suerte, luego se ha puesto la gorra de maquinista un tal Ares y nos ha preparado una última estación apasionante. La visitaremos con muchísimo interés en Wrath of the Gods (2×10), pero antes, en Monsters, ya hemos podido ver de qué está hecha y quiénes serán los que lleguen finalmente al destino.

“WoW”. “Ufffff”. Y “nooooooo”. Eso es todo lo que puedo decir si pienso en los últimos 20 minutos de Monsters, una preciosa oda a la esencia de esta serie. En esos compases finales disfrutamos de las mejores batallas, y eso es decir mucho después de las escenas del estadio, y de las traiciones más inesperadas y salvajes de lo que llevamos de temporada, otra afirmación potente teniendo en cuenta lo sucedido en aquella fiesta en casa de Batiatus. Es lo que pasa cuando tus villanos principales se convierten en monstruos. Lástima que la excitación y la tensión final no sirvan para olvidar una primera media hora más bien aburrida. Y es que no es justo sobredimensionar la calidad de Monsters por sus últimos minutos.

En esa primera parte de Monsters hemos presenciado dos regresos inesperados: el de Ilithyia, que ha utilizado la técnica de Goku para cambiar de lugar de forma instantánea; y el de Varinius, empeñado en detener personalmente a Spartacus para darle una lección a Glaber. Decía la semana pasada, y me equivoqué de cabo a rabo, que a Ilithyia le sentaría peor la vida que la muerte. La rubia ha vuelto a casa, ha movido un par de hilos, ha jugado con Seppia como le ha dado la gana y ha recuperado la posición que tenía al principio de temporada. Esto es, de la mano de Glaber. Sí, ha perdido al padre y a un posible marido, pero en más de una ocasión lo que ha estado en juego ha sido su vida. Así que la vamos a meter por derecho propio en el saco de los supervivientes, donde ya estaban Lucretia y Ashur.

Spartacus 2x09

Llegados a este punto de la temporada, no tengo problema en reconocer que no entiendo la relación entre Lucretia e Ilithyia. Bueno, todavía no he decidido si es eso o es que directamente no pillo a Lucretia. Nos han escondido sus intenciones desde el principio de temporada tan bien, que ahora ya no sé si las tiene, si realmente quiere ser amiga de Ilithyia, si lo único que quiere es recuperar su posición en esa casa o si la rebelión que sufrió en sus carnes la volvió completamente loca. No la entiendo. Un día son best friends forever y al otro parece faltar una micra para que se saquen los ojos. Puede que no importen sus intenciones, en especial las de la domina, y que sólo sean animadoras de la historia. En cualquier caso, auguro un final dramático para alguna de ellas en Wrath of the Gods. ¿Mi teoría? Lucretia acaba suicidándose antes de ver convertida la casa de Batiatus en… ¡la casa de Ashur! Qué grande es el sirio.

En fin, que los tejemanejes de Ilithyia han descentrado a la propia Lucretia y ahora que la rubia ha recuperado el favor de Glaber, mucho me temo que se va a olvidar pronto de su amiga. La que en breve no será más que un bonito recuerdo es Seppia, que, volviendo a la analogía del capítulo de la fiesta, ha jugado al juego de tronos y le ha tocado ser Ned Stark. Seppia ha conspirado contra Glaber, siguiendo las instrucciones de Lucretia, y se ha encontrado con que era demasiado inocente e insignificante para esos asuntos. Cuchillo en mano, Ilithyia ha jugado el papel de Meñique y el resultado ha sido una orgía de sangre de las más bellas y salvajes que se recuerdan en la serie. De hecho, si alguien me preguntara hoy de qué va Spartacus, es muy posible que le pusiera la escena en que Ilithyia y Glaber se lo montan, ensangrentado él y ensangrentándose ella, ante el cuerpo degollado de la bella Seppia, que tiñe la bañera de la casa de Batiatus del rojo de la pasión y la sangre. Brillante la escena desde el punto de vista técnico: la iluminación, el maquillaje, los efectos. Genial.

Spartacus 2x09

A todo esto, en el campamento rebelde, Spartacus y sus hombres vivían la cara más amable de la libertad. Por primera vez desde que empezó la revuelta, los sublevados se han olvidado de sus necesidades (comida, armas) y se han dedicado a los placeres favoritos de Gannicus: peleas, vino y sexo. En realidad, todo formaba parte de un plan de Spartacus para estrechar lazos entre varios miembros de su grupo, en especial Agron con Crixus y Oenomaus con Gannicus. La técnica ha funcionado y nos ha permitido disfrutar de grandes escenas de lucha, las mejores las que implicaban a estos cuatro “hombres fuertes” de la rebelión. Y es que cualquier empresa se encara mejor con un amigo al lado por el que dejarse la piel, con el estómago lleno y los placeres esenciales bien cubiertos.

De la historia de los gladiadores también hemos de destacar el cambio en la relación entre Spartacus y Mira. No podemos hablar de que se haya roto su noviazgo, porque suena ridículo en esa época y porque en realidad nunca han pasado de ser amantes, pero sí de la constatación de una realidad: Spartacus no va a olvidar a Sura. La semana pasada supuse que el tracio pasaría página, pero es evidente que no lo va a hacer, así que hemos de interpretar su amor por Sura como el motor de esta revolución. Sin su muerte jamás estaríamos donde estamos. Lo siento por Mira, pero a día de hoy las cosas no pintan bien para ella.

Mira ha sido una de las protagonistas de ese aperitivo de la batalla final que nos han ofrecido en Monsters. Su arco y sus flechas han sido muy valiosos para capturar a Varinius y sus hombres, que han subestimado las fuerzas y los recursos tácticos de los ex gladiadores. Varinius ha vuelto a la escena principal en Capua, pero más le valía haberse quedado en Roma. Primero, porque lo único que ha encontrado en su misión ha sido la muerte, y segundo porque esa internada suicida ha desestabilizado la estrategia defensiva planteada por Spartacus, que con el sabor de la victoria en la boca ha tenido que escupir cascotes de fuego que le llegaba de las catapultas de Glaber. No, Claudius no se ha retirado como le exigían sus superiores, sino que ha marchado con sus tropas hasta la falda del Vesubio para hacer trizas la rebelión.

Spartacus 2x09

Y mientras veíamos a Glaber cargando sus mortíferas catapultas, los hombres de Ashur alcanzaban el templo de Spartacus para la lucha cuerpo a cuerpo, en uno de los finales de capítulo más espectaculares que recuerdo. Soberbio el montaje de estos últimos minutos, desde la lluvia de fuego hasta el combate entre el egipcio y Oenomaus, que puede dar gracias por haber perdido sólo un ojo. La batalla es espectacular, pero aún le podemos dar un +1 porque todos esperábamos ver exactamente esto en el último episodio. Así que es de agradecer este aperitivo que augura un último episodio tan memorable como el de la primera temporada. De hecho, aquel final comparte título con la última frase de Monsters, pronunciada por un sonriente y victorioso Glaber: “We shall kill them all“.

¿Otro punto a favor de la serie? La muerte de Varinius. Y no por épica, en realidad ha sido bastante discreta, sino porque rompe con lo que dicen los libros de historia. Según éstos, Varinius sobrevivía a los hechos del Vesubio e intentaba su ataque después de Glaber. No ha sido así. Y eso abre una puerta a la incertidumbre que le sienta muy bien a esta serie, en la que nadie está a salvo. Porque sí, la historia se puede reescribir…


Categorías: Sin categoría
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »