Review Person of Interest: In extremis

PoI220aa

¿Qué pasa cuando se llega tarde a salvar a la Person of Interest? Es algo con lo que últimamente Reese y Finch están teniendo que lidiar con demasiada frecuencia. Con la Máquina funcionando de forma más que cuestionable y con más frentes abiertos que nunca, lo sucedido con Fusco ha sido la gota que colma el vaso en el sprint final de la segunda temporada. Y como ya sabéis lo que me frustra no poder decir nada en la entradilla… ¿pasamos y comentamos?

Donelly, Szymanski, Beecher… y ahora, Richard Nelson. Una lista de nombres que crece cada vez más. Person of Interests a las que el equipo formado por John y Harold no han podido salvar. Y es que la Máquina cada vez les está dando menos margen para evitar las muertes (Donelly, Szymanski, Beecher…), porque llegar, esta vez han llegado antes de que se cometiera el asesinato, pero demasiado tarde para detectar la amenaza y poder evitarlo.

– Your car, sir.
– You want a tip?
– Never get hitched without a prenup.
– Here’s a better one. Don’t get in the car with strangers.

Pero si no pueden salvar al doctor Nelson, al menos pueden ayudarle a conseguir su venganza y poner sus asuntos en orden, especialmente con su hija. Y es que Reese ha aplicado la ley del Talión a quien pensaba enriquecerse a salvo de cualquier sospecha tras la muerte del doctor, cuyo único crimen fue irse de la lengua sin pensar en las consecuencias.

PoI220cc

Con Finch centrado en la Máquina, ha tenido poco (o nada) trabajo de campo esta semana. Quienes han estado más atareados han sido Carter y Fusco. Al segundo le está persiguiendo su pasado como dirty cop, a pesar de que, como hemos visto, no fue una elección que hiciera por gusto en su momento. Simplemente fue confiar en quien no debía, en este caso, Stills y el resto fue verse cada vez más dentro de una situación de la que no podía escapar.

Bien por Fusco, ahora que sabemos que los chanchullos en los que se vio envuelto no eran plato de su gusto, a pesar de que se aprovechara también de los beneficios. La verdad es que esta explicación del pasado de Fusco cuadra más con lo que sabemos de él que cualquier historia alternativa que nos hubieran podido dar. Y es que el detective ha demostrado en más de una ocasión tener buen corazón y voluntad para hacer lo correcto, a pesar de los riesgos. Y si no, ahí está su trama con HR, en la que se está jugando demasiado.

He echado mucho de menos la participación de Finch y Reese en la historia de Fusco. Y es que es la historia de siempre con Fusco. Al pobre sólo le quieren cuando le necesitan, pero a la hora de la verdad, nunca tienen tiempo de ponerle como prioridad. Y es que sin el apoyo de Carter, el pobre estaba realmente solo.

PoI220dd

La actitud de la detective me ha parecido un poco hipócrita. Ella sabía que Fusco tenía un pasado oscuro, no es que le haya pillado de sorpresa. La relación entre estos dos con este tema sigue un poco la del episodio de One Percent, en el que Carter investigaba las muertes de Stills y Davidson y terminaba aceptando que Fusco había cambiado, aunque aseguraba que si el pasado de éste volvía para perseguirlo, no movería ni un dedo. Y así se ha mantenido en sus trece y no quería saber nada del asunto, ni siquiera terminar de oír las explicaciones de un arrepentido Fusco, que intenta justificar algo que ni siquiera él se justifica. Afortunadamente al final decide echarle un cable, y cuando más perdido parecía todo, descubrimos que el cuerpo de Stills ha desaparecido del lugar donde Fusco lo enterró. Y aunque en un principio pensaba que al final era porque Finch y Reese había sacado tiempo para ayudar al detective, resulta que ha sido Carter quien ha movido el cadáver justo a tiempo (in extremis, como señala el título del episodio), con la ayuda de Bear.

De cierta manera, es un poco injusto el trato que en ocasiones Finch y Reese tienen con Carter y Fusco pues, al final del día, son personas con vidas normales que tienen sus familias y seres queridos. No son solitarios sin nada que perder como ellos dos. Y mientras los dos detectives dejan todo lo que están haciendo cuando se trata de echarles un cable, jugándose mucho en ocasiones, nuestros dos protagonistas parecen estar siempre demasiado ocupados en otras tareas. Y no se queda ahí la cosa, es que Fusco ha estado a punto de cargar con un muerto, que en realidad le corresponde a Reese. Es una pena que quien vaya a ayudar a Carter con la investigación de Beecher sea Fusco, y no Reese y Finch, después de todo lo que ella les ha ayudado.

Y llegamos a los últimos 10 segundos, que tienen casi tanto para comentar como el resto del episodio. La Máquina ha fallado definitivamente y ha mostrado el mensaje de señal corrupta a la vez que suspende la detección de amenazas. Y todo esto a pesar de que la cuenta atrás no se ha completado. Hasta ahora Finch se ha limitado a mirar impotente cómo pasaba el tiempo pero ahora tendrá que hacer algo. Pero si para acceder a la Máquina tiene que acceder a los servidores, tendrá que llegar hasta ellos. Y ya sabemos que Root anda detrás de lo mismo…

PoI220ee

Si el final de la primera temporada fue impresionante, lo que se avecina en los dos últimos episodios tiene pinta de superarlo con creces. Tenemos un montón de asuntos pendientes aún por delante: la Máquina, Root y Decima Technologies por un lado y HR y la investigación por la muerte de Beecher por otro lado. Si les dará tiempo a solucionarlo antes del final es otra cuestión, pero no me quiero ni imaginar un cliffhanger mayor que el de Reese hablándole a la Máquina al final de la primera temporada…

Y a vosotros, ¿qué os ha parecido In Extremis?

Nota del autor
4
Vuestra nota
Review Person of Interest: In extremis
4.6 (92.97%) 37 votes

Categorías: Person of Interest Reviews Etiquetas: , , ,

13 comentarios

¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »