Review New Girl: Bacherolette Party

pinthedong

Nunca me han gustado las despedidas de soltera/o. Bueno, tampoco es que nunca me hayan gustado las bodas. Toda esa parafernalia me sobrepasa. Y me parecen un poco horteras esas fiestas alocadas con strippers y sombreros con forma de pene… Esta semana dejamos apartados momentáneamente los avances en la relación entre Nick y Jess para centrarnos en los personajes secundarios, y en concreto, en Cece y Schmidt. La boda de la modelo se acerca, chicos y chicas…

A mí no me gustan las despedidas de soltera, pero al parecer Cece y Jess no son de mi misma opinión. Las amigas llevaban planeando el fiestón desde que eran unas crías, así que Jess ha ido a tiro hecho, aunque la reacción de su mejor amiga no ha sido para nada la esperada. ¿Quién tendría ganas de descontrolarse teniendo a la tradicional tía de tu futuro marido pegada a tus faldas, juzgándolo todo?

Así que lo que prometía ser el despiporre ha acabado en una reunión de amigas repleta de tensión porque la única preocupación de Cece era que la tía de Shivrang (o Shivrung) no se llevara una mala impresión de ella. Aun así hemos sido testigos de ciertos detallitos hilarantes, como por ejemplo el muñeco del hindú con una diana en el pene (Pin the Dong!), el powerpoint con las fotos más vergonzantes de Cece, o el genial momento en que ha aparecido Alfredo el stripper marcándose un baile que se me ha quedado grabado en las retinas.

alfredo

Me ha encantado ver de nuevo a las amigas de Cece, las rarísimas modelos (con Nadia a la cabeza), y la ginecóloga lesbiana embarazada cuyas hormonas estaban revolucionadísimas ante tanta belleza femenina a su alrededor.

Una de las grandes revelaciones del capítulo ha sido que Cece y su futuro esposo no van a acostarse juntos hasta el día que se casen. A la viejísima usanza, vaya. Por cierto… ¿Hay alguien en la sala que no quiera que estos dos rompan el compromiso? El pobre Shivrang no es mal chico, pero no puede ser más sosete. ¡Y encima se ha referido a su pene como su “software”! ¡Argh! Y estoy totalmente de acuerdo con Jess en que su amiga está intentando ser alguien que no es, y que como se case se va a arrepentir. Huye mientras puedas, Cece.

Mientras tanto, Jess le ha pedido a Nick y Winston que “secuestraran” al novio y le sacaran una foto de su pene para tranquilizar a su amiga. Me gusta mucho cómo últimamente los guionistas están potenciando el lado más macabro de Winston, ese que no piensa dos veces las cosas y actúa de manera desproporcionada. En este episodio, por ejemplo, se ha tomado al pie de la letra eso de “secuestrar” a Shivrang y ha empezado a amenazarlo con un bate de béisbol. Por no mencionar el momento del fuego en el baño… Me gusta este nuevo Winston.

fotoinesperada

Pero quien más me ha gustado en este episodio ha sido el bueno de Schmidt. En un principio ha ido vagando de acá para allá pidiendo a toda chica que se había enrollado con él si quería ser su novia. El motivo no era otro que demostrarle a Cece que él también puede tener una relación de pareja seria si se lo propone, pero el resultado ha sido tan catastrófico como se creía.

Y así es cómo hemos conocido a la novia más duradera que ha tenido, Elizabeth. Y he de confesar que me han sorprendido gratamente. Me han sorprendido porque en cuanto vi el flashback en que Fat Schmidt y Fat Elizabeth se hacían carantoñas en los tiempos de Universidad, di por hecho que cuando fuera a buscarla sería una rubia escultural y sentiría un flechazo por ella, pudiendo causar bastantes celos a Cece en el día de su boda.

Pero el nuevo arco dramático que se ha abierto en este episodio para Schmidt me parece muchísimo más interesante e imprevisible que eso. Porque Elizabeth sigue pesando lo mismo, y aun así se nota que su opinión le cala tan hondo al superficial judío como antaño. Me encanta todo lo que puede suponer para este personaje la presencia de esa ex novia que lo amó mientras estaba gordo y acabó odiando esa versión mejorada de sí mismo. El crecimiento interior puede ser de órdago, y de hecho, ya lo ha hecho un poquito en este episodio: Schmidt ha reflexionado por primera vez sobre cómo es y sobre cómo quiere ser interiormente. Hasta ahora sólo se había preocupado por su aspecto exterior, pero cuando su ex le ha dicho que ahora es un egoísta y un poco cruel (genial la comparación con un oso panda idiota comiendo una hojita de albahaca), algo ha hecho “click” en su cabeza. Le ha pedido perdón a Cece si alguna vez se portó mal con ella, y ha vuelto a casa de Elizabeth para que le ayude a reencontrarse a sí mismo. La escena donde se come emocionado la pizza ha logrado sacarme una sonrisa de oreja a oreja. Tengo muchas ganas de ver cómo continúa todo esto, porque promete mucho.

gordis

Ya dije en la entradilla que en este episodio han decidido dejar un poco de lado la trama entre Nick y Jess, cosa de la que no tengo ninguna queja porque creo que le ha venido bastante bien este pequeño parón teniendo en cuenta que últimamente el show se había monotematizado un poco. Aun así quisiera destacar que si hace un par de capítulos Jess se disfrazó de Elvis, en este Bachelorette Party Nick ha hecho todo lo posible por complacer a su amiga aunque fuera haciendo algo tan bizarro como tomarle una foto al miembro fálico de Shivrang al lado de algún boli o dedo para comparar… Cualquier otra persona la hubiera mandado a freír espárragos. ¿Y qué me decís de la sorpresa que se ha llevado la chica cuando se ha dado cuenta de que la foto que tenía en su móvil era de Nick? ¡Premio gordo para el camarero ataviado con el mono a lo Sue Silvester!

Ha sido, pues, un episodio de lo más completo, repleto de líneas memorables, y cuyo peso cómico ha recaído casi por completo en el dúo Winston-Nick (hacía un tiempecito que no disfrutábamos de ambos), y en Jess como anfitriona de la fiesta (“Not now, Alfredo!”, Everybody assume surprise positions!”). La parte más emocional del capítulo ha sido para Schmidt, cuya última escena con Cece deseándole de corazón que sea feliz me ha llegado al corazoncito tanto, espero, como a la modelo.

condenadosaentenderse

¿Qué os ha parecido el episodio? ¿Creéis que este es el inicio de un nuevo Schmidt? ¿Veis probable que vuelva con su ex Elizabeth? ¿Cuánto tiempo tardará en engordar si sigue comiéndose dos pizzas enteras cada vez que vaya a visitarla? Y ahora que me acuerdo… ¿no vio ya Jess el miembro de Nick en uno de los primeros episodios de la serie, en vivo y en directo?

Nota del autor
4
Vuestra nota
Review New Girl: Bacherolette Party
4.5 (89.6%) 25 votes

Categorías: New Girl Reviews Etiquetas: , , , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »