Review Luck: Episode 6

Adoro las series que son capaces de sorprenderme, y siendo Luck una serie sobre caballos, carreras y el mundo corrupto que hay detrás de ellas, lo último que esperaba ver en un capítulo de esta serie es un terremoto. Pero así es, y ese terremoto ha tenido sus consecuencias, sobre todo para un personaje… ¿nos acompañas al hipódromo?

Greatest fucking country in the world dice Gus al comienzo del capítulo, y es cierto, el “jodidamente mayor país del mundo” es aquel en el que todos pueden conseguir lo que quieren. No me había planteado hasta ahora lo claramente que está representado el sueño americano en esta serie. Desde los dos jóvenes jockeys que conocemos y que se están comiendo el mundo a bocados, hasta los 4 pelados que gracias a una apuesta millonaria han logrado ser ricos y propietarios de un flamante corcel de carreras, por no hablar de Escalante, el odioso e insensible criador de caballos que ascendió desde vendedor de fruta para los equinos.

Prácticamente todos han logrado cumplir sus objetivos, incluso Ace lo está logrando, aunque para ello debe urdir una trama compleja que logre atrapar a sus enemigos. Ahora ya sabemos para qué quería al joven y ambicioso ejecutivo Nathan Israel, no solo para poder tocar las narices con su desparpajo a Mike y compañía, sino para hacerles ver que es un hombre comprable y sin escrúpulos, para así jugar al gato y al ratón con ellos. Habrá que ver como avanza la cosa, pero parece que ese consorcio indio y su relación con la ley de tragaperras que va a aprobarse en breves va a ser bastante importante.

Sin embargo, alguien no esta tan contento ni ha cumplido sus sueños. Luck también es una serie sobre la redención, sobre las segundas oportunidades y de eso Joey puede contarnos mucho tras el episodio nº 6. Su continuo rechazo tanto por parte de los jockeys como por parte de su ex mujer le llevan a tomar una durísima decisión, la de suicidarse. Pero cuando estaba a punto de irse para el otro barrio, su salvación llega a manos de lo inesperado: un terremoto.

El terremoto solo hace que Joey reciba una herida superficial en su cara (debido al rebote de la bala) y no solo eso, sino que al recuperarse del susto, parece que el bueno de Joey había recuperado la dicción y eso le llena de confianza. Sin embargo, poco dura la alegría en la casa del pobre, y unas palabras con Ronnie Jenkins vuelven a bajarle a los infiernos en los que sigue su vida.

El terremoto también causa problemas a Escalante, quien tiene que lidiar con los dueños de los caballos que el cuida, me ha encantado verle aguantar las quejas y preguntas de los dueños preocupados. Un terremoto es cosa seria, y aunque al final no pasa nada, a Turo le sacan de sus casillas con facilidad, máxime cuando tiene que tratar con la cuadrilla de los Foray Stables, o con su “novia” la doctora Joanna (a quien le ha dejado embarazada, pero ¿quién querría estar con alguien así?, entiendo perfectamente la reacción de la veterinaria).

Los chicos del Foray Stables han vuelto a ganar dinero con las apuestas, esta vez apostando por su caballo, Mon Gateau, aunque hemos visto que en esta carrera han estado a punto de anular su victoria por juego sucio del jockey, Leon. Como siempre, este grupo pone la nota cómica del episodio, a la vez que dan también un toque tierno (sobre todo Renzo invitando a todos a camisetas). Mon Gateau es hasta ahora el caballo que mas carreras ha ganado de los 3 que conocemos, a pesar de no haber costado 2 millones como Pint of Plain (al que llaman Irish) o tener un padre legendario como Getting Up Morning.

El caballo de Mr. Smith vuelve a demostrar lo importantes que son sus genes, en una carrera que probablemente hubiera ganado sin más, pero que gracias al ímpetu de Rosie, logra batir el record del hipódromo en un espectacular sprint final. Walter sabe que la fama no es lo mejor para un caballo que tiene ciertas lagunas en cuanto a su dueño legal, y es que tener un corcel así es capaz de hacer venir a cualquier pretendiente de ser su dueño, ya sea desde Kentucky o desde la Conchinchina. Walter parece que lo va a pasar mal en los próximos capítulos, si no logra demostrar claramente que es el dueño de Getting Up Morning, es posible que se lo quiten.

En resumen, un buen capitulo que ha abierto bastantes interrogantes para encarar los 3 últimos capítulos, ahora mismo me han dejado con muchas ganas de seguir viendo las andanzas de los caballos (y de sus dueños). ¿Conseguirá Ace su venganza, pese a que todo el mundo parece saber sus planes (hasta su agente de la condicional lo sabe)? ¿Está cambiando su temperamento el haber estado tan cerca de los caballos como le dice Claire? ¿Qué ocurrirá con Getting Up Morning y el misterioso “dueño” que acaba de llegar?

Ah, y no me voy sin hacer una mención especial a la banda sonora del capítulo, desde la elección de la misma canción para la primera victoria de Getting Up Morning cuando Joey supera su tartamudeo, hasta la canción I’m shipping upon Boston de los Dropkick Murphys (quizás la hayáis reconocido por haber sonado también en la película Infiltrados) en este episodio han sonado temas muy bien orquestados e implementados en la trama.

Nota del autor
4
Vuestra nota
Review Luck: Episode 6
Valoración

Categorías: Luck Reviews Etiquetas: , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »