Review Lost: The Package

Review Lost: The Package

No pintaba bien The Package. No prometía mucho un capítulo centrado en los Kwon, tradicionalmente abonados a los flash-loquesea menos valorados por los fans, y con un título tan poco jugón (la referencia al paquete de Jin -el reloj, no el otro- era fácil). No estaba en las apuestas, pero ha ganado la carrera. The Package podría entrar perfectamente en el podio de la sexta, gracias a un buen flash-sideway (FSW), a una muy buena dosificación de las tramas isleñas, a un regate en el título (¡menudo paquete!), a infinidad de guiños y simbología, y al convencimiento de que a esta gente no se le ha olvidado cómo se cuentan las historias. Chapeau para The Package

Como habréis comprobado, estamos teniendo muchos problemas con la web. Esperamos que todo funcione correctamente a partir de… ¡ya!

Sawyer le ofrece cacao a Kate. Ella se sorprende: ¿de dónde lo has sacado, James? Él le pide que finja. Así, al más puro estilo Charlie, Claire y la mantequilla de cacahuete, empieza este 6×10. Teñido de visión nocturna, porque alguien vigila el campamento de El Hombre de Negro / Locke. Widmore ya corre por la Jablonski, y con Jacob fuera de juego se nos antoja un refuerzo más que necesario para las fuerzas del Bien. Todo esto, como siempre, cogiendo con pinzas los conceptos de Bien y de Mal

Widmore nos dijo hace ya un año (26 de febrero, The Life and Death of Jeremy Bentham) lo siguiente: There's a war coming, John. And if you're not back on the Island when that happens, the wrong side is going to win [Se avecina una guerra, John. Y si no estás en la Isla cuando eso ocurra, ganará el lado equivocado]. Palabras que Locke rescata (“una vez un sabio dijo que se acercaba una guerra a esta isla; creo que la guerra acaba de llegar”, dice) y que nos sirven de mucho para teorizar. Veamos. Cuando Widmore le dice esas palabras a Locke (al de verdad), éste tiene una misión: reunir a los Oceanic 6 y volver a la isla. Widmore pone de su parte para que así sea. Ahora sabemos que buena parte de los O6 son candidates, por lo que no podemos evitar deducir que Widmore es pro-Jacob.

El problema, como casi siempre, es que Ben mete las narices en el asunto: mata a Locke, facilita el que éste pueda ser poseído por El Hombre de Negro y desencadena la muerte de Jacob. Con este escenario tendríamos a un Widmore preparado para la guerra desde tiempo atrás, apoyando a Jacob, buscando la paz en la isla y contener allí al Hombre de Negro. Esto nos lleva a darle vueltas al tema de los niveles: de siempre nos ha parecido que en Lost hay varios pisos. En el primero están Jack y Locke, ciencia y fe, un tema que nos ocupó durante las primeras temporadas; luego llegaron Ben y Widmore, una lucha a muerte, con ciertas reglas (rompibles), entre dos hombres que anhelan la isla como territorio de poder; finalmente, Jacob y su enemigo, una lucha también a muerte, también con ciertas reglas (aparentemente inquebrantables), cocinada a fuego lento. Ninguna de las tres luchas interfiere con las otras dos, de modo que me parece lógico que llegado el momento de preservar la isla, llegado el momento de la tan manida guerra, Widmore tome parte por quien estime conveniente para sus intereses. Porque hay intereses, no lo dudéis…

There's a war 
coming...There's a war coming…

Sigamos hablando de bandos y de misiones, porque El Hombre de Negro nos dado jugosa información. “Sólo me faltan tres personas para salir de esta isla.” Tres personas, tres candidatos. Uno es un Kwon, otro es Jack Shephard y otro Hugo Reyes. A Ford y a Jarrah ya los tiene: Sawyer mataría (¿matará?) por irse, Sayid come de su mano. Sin candidatos, adiós corcho… Por cierto: estremecedora la confesión del iraquí, que ni siente ni padece. El Hombre de Negro lo ha nombrado su lugarteniente máximo a costa de quedarse sin sentimientos. Desde luego la historia de Sayid estremece por momentos… ahora es el torturador perfecto.

¿Y en el bando de los que intentan mantener el corcho en su sitio? Pues tenemos a un Alpert casi resucitado, a una Ilana que por fin se ha cambiado de ropa (aunque sigue empeñada en sacarle brillo a su fusil, qué cansina y qué mal Zuleikha Robinson, ya está, ya lo he dicho) y a nuestros viejos conocidos. Sun, la pobre, vive hecha un lío. Al más puro estilo season one, en su huerto, no sabe si fiarse de Jack o de Locke, de la ciencia o la fe (casi más fe y fe a estas alturas de la serie), si seguir a uno u otro. Sólo quiere a su marido y salir pitando. Al final elige a Jack. Bien por Sun; entre esto y la captura de Jin por parte de Widmore, a Locke le crecen los enanos. Todo sea que no le pille un arrebato y empiece a pasar a todos por el humo

Como viene siendo costumbre, los personajes sólo reaccionen en sus propios capítulos. Hoy lo vemos con Jin y con Sun. En el caso de él no parece tan fuera de lugar: al fin y al cabo, estaba convaleciente de una herida bastante serie en el pie; en cambio lo de ella sí patina. Con el tiempo que lleva en la isla desde que volvió a poner el pie en ella con el 316, ya era hora de que le entrara un ataque de ira (más allá de darle un remazo a Ben). Claro que si el ataque de ira consiste en ir a coger tomates… lo que quiero decir es que Sun debería coge el toro por los cuernos y largarse en busca de su marido, selva a través. Basta de mareos, de unos me dicen que están todos muertos y otros que mi hombre sigue vivo: me voy a por él y se acabó. En este capítulo, de todas maneras, Sun deja claro que le da bastante igual todo el tema de los candidates y de Jacob, lo que nos lleva a pensar que a la hora de la verdad habrá dos candidatos clave: Shephard y Reyes, Jack y Hurley. Ellos serán los últimos bastiones del jacobismo. Para ellos será… ¿la gloria? ¿La isla? ¿La muerte? Veremos.

Respecto al FSW, creo que es el flash-algo que más me ha gustado de los coreanos. Sí, Ji Yeon fue una caja de sorpresas, los primeros flashbacks eran interesantes desde el punto de vista de la evolución de los personajes… pero The Package ha sido quizá el más intenso. Desde la entrada en el hotel, con el lío de las habitaciones, hasta la impagable escena de los botones, pasando por la formidable aparición de Keamy y la no menos genial vuelta de Mikhail. Ah, y lo de los botones no lo veáis desde el punto de vista erótico-festivo, marranotes, sino pensad en él como una forma de ver la relación Jin-Sun completamente nueva: los amantes, los que se tienen que esconder… Apenas se nos había mostrado la faceta sexual de la pareja y ha sido interesante saber que, al menos en el FSW, existe. En pecado, pero existe

Amor clandestinoAmor clandestino

Del FSW destaco sobre todo el hecho de que no sean Los Kwon (ojo, ahí hay un spin-off de la serie en forma de sitcom), sino Jin y Sun. La historia es un poco diferente, poética me atrevería a decir: el padre de tu clandestina novia no sólo decide matarte por beneficiártela sino que se pone original y te manda coger un avión con 25.000 dólares, de manera que llevas los honorarios de tu propio asesino en el bolsillo. Más que poético, cruel. También destaco que ambas realidades están muy bien trenzadas, casi al nivel de Dr. Linus: los problemas de idioma (me ha hecho gracia que Sun pierda su inglés, es taaaaan season one…), Jin prisionero, pareja separada que busca reecontrarse / escapar juntos, etc. Lo que menos me ha gustado es que Sun acabe con un tiro en el FSW. ¿La salvará Jack? Por cierto: detallazo lo de Mikhail. No, lo de que le peguen un balazo en el ojo no (pero también), me refiero a que Keamy diga que habla nueve idiomas… cuando el actor que hace de Mikhail, Andrew Divoff, habla (¿lo adivinas?) nueve idiomas. Doble ironía: los nueve son inglés, ruso, castellano, italiano, francés, alemán, rumano, portugués… y catalán. Es decir, no sabe coreano.

Del resto de la historia isleña, sacamos en claro algunas cosas. Importantes cosas. Una, que los capitanes de cada equipo, como si fuera un partido de fútbol a la hora del patio en la escuela, han escogido y tienen jugadores atados. “Yo a Shephard; yo a Jarrah; yo a Reyes; yo a Ford…” Queda por ver quién ficha a Kwon, y si ficha al Kwon que toca, aunque eso será fácil porque donde esté uno acabará el otro. Jin es un candidate goloso, pues, y por eso Widmore lo manda traer, aunque no me queda muy claro por qué discute con Zoey. Sí sé que se lo gana rápido: con fotos de Ji Yeon. ¿Para qué quieren a Jin? Visto el mapa, supongo que tiene que ver con el electromagnetismo de la isla, y me gusta que sea así porque eso nos lleva a temporadas pasadas. Siempre está bien que metan cosas de las tres primeras temporadas porque me quita esa sensación de que algo se rompió en Through the Looking Glass

En el CV de Jin aparecen tres años al servicio de Dharma, tres años en los que llegó a conocer cada palmo de la Jablonski. Eso le convierte en una pieza clave para Charles. Se me escapan los motivos exactos, como tampoco entiendo el motivo de la presencia de (dios, lo voy a decir, lo voy a decir) Desmond David Hume en la isla. Pero, ¿sabes qué? Me da igual. Siempre es genial contar con un escocés a bordo, y más con uno al que no se le aplican las reglas. Llevábamos ocho capítulos sin él (desde LA X), y no aparecía por la Jablonski desde The Economist, es decir, 38 episodios atrás (más hemos estado sin Mikhail: 41). Para David, Desmond es Pepe de Gran Hermano: “Haga lo que haga, cae bien”; para mí, es Henrik Larsson en el Barça: aunque juega poco, casi siempre lo hace bien y el público enloquece cada vez que asoma la cabeza. Es un acaparador de cariño. Símiles aparte, Desmond despierta pasión. Y creo que muchos lo necesitamos en esta recta final.

Cerramos. The Package es un episodio tocado por la magia de Lost. La escena de Jack y Sun al final del capítulo vale un potosí. La de Locke y Widmore, aunque breve, otro. Que aparezcan todos los personajes, otro más. Por no hablar del cameo de la Room 23. ¿Lo mejor? Notar que la serie encaja lentamente en mi cabeza…

Un iraquí zombi... ¡temblemos!Un iraquí zombi… ¡temblemos!

En el episodio anterior…

¿Más mono de Lost? Prueba nuestra selección de delicatessen lostianas…

Nota del autor
3
Vuestra nota
Review Lost: The Package
4 (80%) 1 vote

Categorías: Lost Perdidos Reviews Series Etiquetas: , , ,

186 comentarios

  1. damian

    pero que truño de capitulo, un asco, ya es molesto leer tantos comentarios de talibanes babeantes enojados porque se critica un producto en absoluta decadencia a estas alturas. Que alguno me explique el radio de arrastre de la isla cuando se mueve, porque parece que cuando se usa la rueda el radio no alcanza al barco carguero, pero cuando se mueve naturalmente sí.

¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »