Review Lost: Hearts and Minds (1×13)

Review Lost: Hearts and Minds (1x13)

Flashes Before the Incident llega al ecuador de la primera temporada con Hearts and Minds. Primer, y último (que nadie llore), capítulo centrado en Boone Carlyle, un personaje que de aquellas empezaba a ganarse nuestro respeto a partir de su conexión con John Locke, que a su vez lo unía a la Isla. El pobre de Boone ha tenido que soportar siempre los egos de su hermana, de la que está profundamente enamorado, hasta el punto de que ella es la protagonista indiscutible de su flashback. Por suerte, en la Isla existe un mejunje mágico que sólo conoce John Locke que te permite deshacerte de tus peores fantasmas, aunque sea con la aparente muerte de tu hermana. Yo quiero un poco de esa pasta…

Resumen
Miradas furtivas de Boone a los acercamientos entre Shannon y Sayid. Así empieza un episodio centrado en el lastre que ha arrastrado Boone durante los últimos años de su vida: Shannon. Locke se da cuenta de esta situación y decide tomar medidas. ¿De qué tipo? En la civilización esas medidas se podrían llamar drogas alucinógenas, pero como estamos en una Isla con poderes mágicos, vamos a dejarlo en un remedio ancestral que cura el espíritu y que sólo conoce Locke. Mientras tanto, el grupo sigue desconfiando de que Boone y Locke vayan a cazar jabalís, Kate descubre que Sun habla inglés, Sayid advierte anomalías magnéticas en la Isla gracias a la brújula de Locke y Hurley nos regala dos o tres divertidísimos momentos.

Relación con la sexta temporada
Hearts and Minds es uno de los episodios en que se hace más evidente la función de la Isla como mecanismo de redención para los losties. Boone dice adiós a sus miedos gracias a las alucinaciones que le produce el mejunje, pero también a que la Isla lo pone ante la prueba más difícil de su vida: despedirse de Shannon. Y no sólo eso, la Isla consigue que Boone por primera vez en muchos años se sienta aliviado. Ha conseguido aparcar su principal preocupación, que ahora tontea con Sayid, y se siente liberado para disfrutar de su vida. En flashbacks comprobamos que Shannon ha amargado la vida de su hermano estafándolo en repetidas ocasiones utilizando su poder de seducción. Descubrimos a una Shannon egoísta y egocéntrica, una joven inmadura que sólo empezará a crecer de la mano de Sayid, ya en la Isla. La falsa muerte de ésta no es más que una metáfora para escenificar la definitiva ruptura de Boone con este tema.

La alucinación de Boone es posiblemente el momento más importante del capítulo y el que más información aporta para la mitología de la serie. Descubrimos que “el monstruo” emite un ruido metálico y una especie de gritos más aterradores que la propia voz de Shannon. Y lo más importante, descubrimos que flota, o al menos eso parecen indicar las sombras cuando ataca a los hermanos. También conocemos el poder de devastación del “monstruo”. El cuerpo de Shannon lleno de heridas da fe de ello. Otro de los temas importantes que nacen es Hearts and Minds es el de las anomalías magnéticas de la Isla. El primero en darse cuenta es Sayid, que descubre el problema cuando Locke le entrega una brújula que no apunta al norte. Por cierto, Locke llegó a la Isla con al menos dos brújulas, ya que recordemos que en la quinta temporada le entregará otra a Richard Alpert, que se la devolverá en otra época, creando un loophole tan extraño que sólo de pensarlo, mataría a AntiJacob.

Ahora echad un vistazo a esta escena. Pertenece a Hearts and Minds, pero se ha manipulado el audio y se han extraído algunas frases (sobre Boone) para que se parezca todavía más a la que abre The Incident:

  • Jack: ¿No hay barcos?
  • Locke: No, nada. Pero… soy paciente.
  • Jack: ¿Te importa si me quedo? Ha pasado tiempo desde que hablamos tú y yo John.
  • Locke: Bueno, eres un hombre muy ocupado.
  • Jack: ¿Cómo ha estado la caceria de jabalíes?
  • Locke: ¿Entre tu y yo?
  • Jack: Claro.
  • Locke: Me temo que han estado migrando fuera de nuestro valle. Son animales listos… y los animales listos se adaptan rápido… cuando un nuevo depredador se mete en su ambiente.
  • Jack: ¿Quieres decir… nosotros?
  • Locke: El depredador más peligroso de todos.

Ya, posiblemente no sea nada. Una escena más en la que dos personajes hablan en la playa mirando al horizonte. Pero el hecho de que sean Jack y Locke, las dos grandes entidades de la Isla (entre los losties); que se parezca tanto a la escena de apertura entre Jacob y AntiJacob; y que hablen del ser humano como el gran depredeador, da que pensar. La zona de comentarios será un buen lugar para poner en común esos pensamientos.

Para acabar, me gustaría hacer mención a una serie de detalles que me han parecido importantes o divertidos. Vemos brevemente a Michael manipulando una caja que esconde de Walt y que será protagonista en el siguiente episodio (Special). Jin empieza a relacionarse con el grupo y regala un pescado a Hurley. Kate descubre que Sun habla inglés cuando le explica una anécdota y la coreana sonríe. Hurley nos hace reír varias veces cuando: 1) le dice a Jin que debe mearle en el pie para curarle la picadura del erizo… o morirá; 2) desconfía de que el propio Jin sepa inglés y le suelta: your wife is hot (“tú mujer está buena”); 3) confiesa “problemas estomacales” a Jack usando una agrupación de eufemismos francamente original. Por último, mención especial a la amenaza de Boone a Sayid para que éste se aleje de su hermana. Brillante respuesta de Sayid: for a moment you seemed to be giving me an order (“por un momento he pensado que me estabas dando una orden”). Boone, no sabes con quien te metes…

Mejor escena o frase
La alucinación de Boone. Desde el principio, en que Locke lo deja atado con la pasta mágica actuando en su cabeza y con un cuchillo al lado, hasta el final, cuando descubre el cuerpo muerto de Shannon y confiesa sentirse aliviado, pasando por las escenas en que el Humo Negro los persigue. Tensión, suspense y un final espectacular en el que descubrimos que Shannon sigue viva. Por cierto, mención especial también a la historia que le explica Locke a Boone sobre Michelangelo Buonarroti, que se pasó tres meses trabajando un bloque de mármol sólo mirándolo. Tres años después, aquella gigantesca pieza de mármol se convirtió en la espectacular estatua de David. Abrir la escotilla también requerirá una importante dosis de observación, paciencia… y algo de dinamita.

Curiosidades
En un flashback, cuando Boone acude a comisaría para denunciar al novio de Shannon, por detrás aparece detenido Sawyer. Lo mejor de todo es que Sawyer no se corta en poner apodos ni cuando va esposado y rodeado de policías. Al detective Calderwood le llama Crock Hunter, haciendo referencia a la serie de televisión El cazador de cocodrilos (en Catalunya tuvo bastante éxito) protagonizada por Steve Irwin. El pobre Irwin murió en 2006 cuando una manta raya le perforó el pecho.


Categorías: Sin categoría
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »