Review Lost: Greatest Hits (3×21)

El episodio que más veces he visto y el que, aunque no me guste hablar de favoritos, casi seguro elegiría si tuviera que responder a punta de pistola. Como mínimo es mi episodio de los lagrimones como puños, superando con mucha diferencia los litros derramados en cualquiera de los clásicos episodios de pañuelo en mano. Y me ha vuelto a pasar, aunque para nada Charlie de mis personajes predilectos. Pero el homenaje es merecido y colosal y el capítulo se sale por todos lados, así que entremos en materia que aquí estaría alabándolo hasta acabar los adjetivos. ¡Greatest Hits! ¡Ya a la venta!

Resumen
Y por fin, Charlie se decidió a palmarla, después de casi toda una temporada machacando con el asunto. Eso sí que es la crónica de una muerte anunciada, y no lo de García Márquez (no me tomen en serio, por favor). Todos sabemos que no la palma en este episodio, pero como digo, por fin se decide a palmarla yendo a The Looking Glass a tocar Good Vibrations (el temón de los Beach Boys que desactiva el bloqueo de las señales). De hecho es su último capítulo completo con vida, y cómo no, tenía que estar centrado en él, en sus grandes éxitos. Grandes éxitos de su vida, se entiende, porque lo que no se entiende tanto es que tenga mejor recuerdo de cuando su padre le enseñó a nadar (¿?) que de cuando escuchó por primera vez su canción en la radio. No hay color, pero bueno, supongo que uno se pone sentimental cuando sabe que va morir. Vamos, creo yo…

A través del espejoA través del espejo

El caso es que así se pasa todo el capítulo, entretenido con el papel y el rotulador, recordando y escribiendo escenitas. Además de las que ya he dicho, nos vuelven a torturar los oídos mostrándonos otra vez lo mal que tocaba Wonderwall en la calle. Menos mal que empieza a llover y lo deja, momento en el que tiene su encuentro con Nadia (sin saber quién es ella, of course), a la que evita que roben el bolso, por lo que ésta le llama héroe. También está el discursito de Navidad de Liam, que tras sacar a Charlie de entre dos rubias de impresión le entrega el anillo de la familia con unas excusas bastante penosas. Un tontaco este Liam, siempre lo fue. Para darle el anillo y decir tontás no creo que necesitara sacarle de entre las rubias. (Repito) Vamos, creo yo…

Y el último gran éxito de su vida, cómo no, directo al número uno: la noche que conoció a Claire. Hay que reconocer que el de Manchester (y del Manchester, no del City, por supuesto) estuvo bastante fino esa noche, tranquilizando y sacándole la sonrisa a una embarazada recién estrellada con un chiste antológico. No creo que soltara un chiste mejor en toda la serie desde ese “siempre reconozco a los nuevos” tras preguntarle si era su primer accidente de avión. (Por seguir con la tradición) Vamos, creo yo…

La belleza en sí misma, también conocida como ClaireLa belleza en sí misma, también conocida como Claire

Respecto a la actualidad de la isla, donde se respira el frenético ambiente de los finales de temporada, todos andan preparando la emboscada para la noche siguiente, cuando vendrán los Dharma boys a llevarse a las embarazadas. Pero resulta que no vendrán la noche siguiente, sino esa misma noche, como advierte Karl, así que deciden quedarse unos pocos tiradores para disparar a la dinamita mientra Jack guía al grupo hasta la torre de radio. Tremenda Rose cuando advierte a Bernard que eso no es como ir a cazar faisanes a Montgomery County. Los faisanes no te devuelven el tiro… (O eso cree ella)

Relación con la sexta temporada
Aunque sea un capítulo casi totalmente centrado en la actualidad isleña del momento (para algo es un episodio pre-season finale), sí que hay algo que podría rescatarse en la sexta, que es el anillo de Charlie. Como recordaréis, Sun lo encuentra en The Incident, lo que significa que los guionistas no habían olvidado el anillo, y como no creo su destino sea la Kwon, auguro que algo más veremos del anillo de Dexter Stratton en la última temporada.

¡El anillo del Señor de los anillos molaba más, Charlie!¡El anillo del Señor de los anillos molaba más, Charlie!

Mejor escena/frase
Cualquier escena de Charlie podría elegirse, cada una tendrá su público, pero por ser una esperanza que también comparto, elijo la escena en la que los Drive Shaft escuchan por primera vez su canción en la radio, justo cuando Charlie iba a mandar a freír papas a Liam. Luego están las despedidas camufladas con Claire y con Hugo, muy emotivas ellas, o el recuerdo de la noche en que se conocieron el rubio y la rubia. Elijan ustedes mismos.

Y la mejor frase ya la he dicho antes, pero es que me seguirá haciendo gracia por muchas veces que vea la escena:
-¿Tu primer accidente de avión?
-¿Cómo lo has adivinado?
– Es que siempre reconozco a los nuevos…

¡You all, everybody!¡You all, everybody!

Curiosidades

  • La camiseta de Charlie con los dos martillos cruzados (¡como en la peli de Pink Floyd!) hay cuatro caracteres chinos que significan dos conceptos: coraje y fe.
  • No se a quién irá dirigido el mensaje de la matrícula de la furgoneta de los Drive Shaft, pero es YRE2OL (You are too old = Eres demasiado viejo).
  • Cuando Charlie va a darle el abrazo a Hugo, se ven momentáneamente las piernas de un cámara y la cámara propiamente dicha. Captura:
El tonto del díaEl tonto del día

Nota del autor
3
Vuestra nota
Review Lost: Greatest Hits (3×21)
5 (100%) 1 vote

Categorías: Lost Perdidos Reviews Series Etiquetas: , , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »