Review Homeland: The choice

Parece que fue ayer cuando volvía Homeland entre premios y alabanzas. A lo largo de las 12 semanas que hemos disfrutado de la serie ha pasado muchísimo, nos hemos sorprendido, nos hemos quedado sin aliento, algunos se han decepcionado, y otros le han declarado un amor incondicional. Yo me reservo la opinión hasta que vea qué es lo que pasa hoy, pero he disfrutado de cada segundo de serie. Vosotros, si ya habéis visto como termina esto, ¿qué opináis?

Pues visto el último capítulo, o capitulazo, solo puedo declarar mi amor más absoluto hacia esta serie. Creo que, a la vista de todo lo que ha ocurrido en The Choice, todo en esta temporada está orientado hacia este final y, si bien a veces ha sido difícil mantener la confianza en algunas tramas (va por Dana), lo cierto es que todas aportan algo a este final. Una vez digerido el episodio lo que me parece más increíble de todo no es tanto el mimo con el que se ha cuidado cada detalle narrativo para este final, sino el hecho de que sea un final casi paralelo al de la pasada temporada.

El capítulo empieza con la inquietud que ha servido de “gancho” desde el pasado episodio. La posible eliminación de Brody y el idilio con Carrie. Volvemos a la cabaña mítica del no menos mítico The Weekend, aunque, como dicen Carrie y Brody “sin secretos”. La vida en este tiempo es un ejemplo de lo que podría haber sido la vida entre el marine y la analista. Pese a que parece que hay felicidad, creo que la sonrisa de Carrie en el episodio The Smile retrata perfectamente lo que significa para ella su trabajo, y, me parece, que no llegarían muy lejos en una relación en la que ella perdería algo que la llena tanto como su empleo. Eso sí, parece que, por primera vez ambos están libres de secretos. Tanto es así que Carrie habla por primera vez de su madre, aunque a mí siempre me había parecido huérfana, resulta que no es así. El personaje de la madre de Carrie me ha despistado con el tema de enseñarle a tener todo preparado para huir ¿se refiere a tener una simple maleta, o era algo más?

En este primer tramo tenemos dos elecciones fundamentales: la que nos acompaña desde el principio del episodio (CIA o Brody) está la no menos importante decisión de Quinn. Yo no habría pensado en que el asesino diera marcha atrás, pero, por otro lado, no me parece una decisión equivocada, ni salida de la nada. A parte de que hemos visto como la imagen que tiene Quinn de Carrie ha mejorado en cada episodio y que parece que tolera a Brody como persona, creo que su decisión tiene más motivos racionales que emotivos. Efectivamente Quinn no es tonto y sabe perfectamente que el único motivo para matar a  Brody es que Estes quiere borrar su error. Sin embargo, la muerte de Brody no es un caso cualquiera, es la muerte de un congresista. Quinn se preguntará, lógicamente, qué es lo que sucederá si en algún momento Estes tiene que acusarle directamente a él como asesino de Brody. No creo que haya notas de petición de asesinatos de Operaciones Especiales, así que a fin de cuentas, el que aprieta el gatillo es Quinn y Estes es un poco rastrero.

La actitud de Saul tiene un efecto en lo que planifica el subdirector de la CIA… Ya no es solo matar a Brody, sino  hacerlo desaparecer y, además, para ello, tiene secuestrado a Saul hasta que se termina la operación. La decisión de Quinn trastoca el plan de Estes que, sin embargo, se atribuye el mérito pero, eso sí, obliga a Saul a dimitir de una manera o de otra, y este lo hace obligando al reingreso y promoción de Carrie. Creo que Saul es un personaje que se engrandece siendo (más allá de que sea el topo o no) el único que ha tenido decisiones mínimamente éticas a lo largo de toda la serie.

La brillante jugada de Saul da lugar su  segundo enfrentamiento real con Carrie, de nuevo por Brody. Quiero decir que nunca he sido un fan de la historia Carrie-Brody, y en este caso estoy de nuevo con Saul, Brody no va a dejar de ser cómo es (no digo que sea un terrorista, pero es una persona capaz de volarse a sí misma con muchos acompañantes por un ideal) y, realmente, eso debería ser un problema para tener una relación. En cualquier caso, quizá, tan solo por esta discusión, Carrie decide darle el si quiero a Brody.

El sargento, el último en toda esta primera parte, se despide “en paz de su familia” y le da sus bendiciones  a Mike, que no parece contento (pero vamos, que tarda diez minutos en mudarse). De nuevo, tenemos un paralelismo con la pasada season finale en la conversación entre Brody y Dana. Esta vez no la echa y le confirma que podría haberse volado. Hombre, si yo fuera Brody le diría que no lo hizo por ella, lo que es bastante cierto, al menos la segunda vez, pero también es verdad que si asumes que tu padre haría eso, tampoco es demasiado consuelo para nadie. Imagínate “cari, me podría haber volado, pero no lo hice porque me lo pediste”, es duro. Lo mejor de todo esto es que da pie para que recuperemos a una Dana que habíamos perdido hace varios capítulos (casi desde el principio de la temporada).

Brody parece en paz y contento, en parte porque tiene una segunda oportunidad, así que perder a la mujer a la que quieres tampoco es para tanto. Sin embargo, a lo largo del funeral, el juego de gestos entre ambos al principio me desorientaba. No obstante, el que ha puesto más cara de desorientado ha sido Brody cuando Carrie le ha dicho que sí. Esto, dicho así, es la explicación más clara. Sin embargo, cualquier mal pensado pensaría que Brody sabía cuándo tenía que salir del funeral, y que estaba un poco raro cuando la mujer de su vida le dice que lo dejará todo por él. Yo personalmente no creo que Brody tenga más dobles juegos, pero es entendible que alguien si lo haga.

Y de repente, en una pequeña secuencia de no menos de 5 segundos, todo cambia, y todo en la temporada cuadra. El plan inicial de Nazir de hace un año, matar a Walden, a la CIA y al Estado Mayor se cumple. Los malos triunfan, y de qué manera, para lo que Nazir había necesitado un Brody entregado, colaborador con la CIA, su propia muerte… como decíamos, sería una lástima que un malo con tanto potencial como Nazir se quemara de manera tan inocua. De nuevo un paralelismo con la primera temporada, y, una vez más, lo contrario: el atentado se logra.

La lista de muertos es tremenda y se lleva por delante a Finn Walden (le echaré de menos) a su madre (ni fu ni fa) a Estes (fiesta porque era malo, malo, malo) y hasta al apuntador. El plan es perfecto, pero ojo, amigos de la conspiración no parece que sea necesario un topo de gran nivel, simplemente alguien que pueda entrar al parking de la CIA y mover el coche (incluida la prensa), y dado que estaban contentos porque ya no había Nazir, posiblemente la seguridad fuera de broma.

El remate de todo es que los propios chicos de Nazir mandan la grabación de Brody convirtiéndole en kamikaze oficial. ¿Por qué? ¿Venganza de Nazir por su traición? ¿Tener un efecto más demoledor sobre la sociedad americana? ¿Cubrir las pistas del auténtico responsable? ¿Todo? Creo que si, efectivamente es un poco de todo esto.

De resultado del ataque Carrie duda de Brody de nuevo, pero la verdad es que los argumentos de Brody son bastante lógicos. Tanto, que le bastan para organizar una fuga que, en principio iba a ser para dos, pero que se ha quedado en solitaria. Carrie lo tiene todo pensado (lo que supongo que no será raro en el gremio), pero me da la sensación de que conforme avanza el tiempo, y, sobre todo, con la publicación del vídeo le da que pensar que las cosas no pueden seguir así, y que sigue habiendo una amenaza real.

Mientras tanto, la casa de los Brody es casi saqueada. Una vez más tenemos un punto paralelo entre la pasada temporada y esta: la confianza de Dana. Igual que en Marine One ella era la única que “desconfiaba” de su padre, al igual que Carrie, aquí, una vez más, es la única de todos en confiar en  él, incluso viendo el vídeo, en el que, por cierto, no sé cómo no van a notar la antigüedad hablando de querer matar a Walden. O le echan a él también el marrón de su muerte (lo que, paradójicamente, no creo que suceda), o tendrán que explicar que ya casi lo hizo antes.

La vuelta de Saul le hace primero, sufrir mucho por Carrie, y ascender, aunque creo que temporalmente, a jefe de la CIA. Entiendo que su `posición es temporal, pero no descarto que sea fija en la próxima temporada. Es muy interesante ver el detalle de que parece que el C4 es el mismo de Gettysburg, porque yo pensaba, ¿y cómo no vieron que faltaba? Pues muy sencillo, porque la CIA solo puede especular con la cantidad de explosivo que había (cada detalle cuadra). Y para ello tenían que saber que estaba, confiscar una cantidad considerable al que suponían como principal terrorista. Todo, absolutamente todo está encajado  y sin hacer fuerza. Al final acabamos la temporada muy parecida a la anterior. Carrie y Saul solos. Quiero señalar que, antes de que se lancen a decir que Saul hace una oración musulmana, lo que reza es el Qaddish (que ya rezó en Blind Spot)

¿Y ahora qué? Mucha tela para cortar. La primera es que Carrie tendrá que explicar a Saul, y a la vez este a quién sea, dónde estuvo toda la noche, porque no creo que pueda decir que sacando a Brody, y tampoco creo que Saul espere otra cosa. Por otro lado, habrá que ver qué hace Brody y qué papel puede tener en la próxima temporada, porque no está como para salir mucho, pero es uno de los pilares de la serie. Saul puede que siga de jefe o no, tampoco sé si seguirá confiando en Carrie y más sabiendo lo que ha hecho. Tampoco sabemos qué harán los Brody ¿es una despedida? Yo necesito a Ralphie y a Dana. Otra duda es si volverá Quinn. En principio  no tendría por qué hacerlo, pero, es un personaje que ha cuajado bien y que por un lado respeta a Carrie pero que, por otro, si cree la versión oficial, se tiene que sentir muy gi**p**las, aunque, si se ha tirado siguiendo a Brody hasta esa mañana, creo que tendrá dudas acerca de cómo pudo cargar el coche. Y, por último, la gran cuestión, si aparecerá el topo. Yo creo que, de momento, el topo se lo tienen guardado los guionistas por si hace falta a futuro. Puede ser cualquier agente dentro de la CIA. Tambien puede ser que  no haya, o puede ser Saul aunque creo que no, pero en parte habla más la simpatía que argumentos que lo descarten definitivamente (ojo, que tampoco veo ninguno que le inculpe).

En resumen, que no aguanto de pensar que quedan meses para volver a ver esto, pero que, sobre todo, estoy entusiasmado de haber visto esta tremenda temporada. Me quedo con la sensación de haber disfrutado de una historia contada de manera valiente, arriesgada, sin maniqueísmos ni simplicidades, que ha imprimido a sus personajes de una gran fuerza y que ha dado una demostración increíble de ritmo y previsión.

Ahora a esperar por la tercera. Hasta entonces, nos vamos leyendo…

Nota del autor
5
Vuestra nota
Review Homeland: The choice
4.8 (96.77%) 223 votes

Categorías: Homeland Reviews Etiquetas: , , , ,

158 comentarios

  1. Modus Trollens

    Otro capítulo en el que el Brody sale rezando y en la escena siguiente se toma una cerveza cuando en el islam está totalmente prohibido tomar alcohol… Un serie sin lagunas, vamos.

  2. […] 2×12 The Choice: El mayor ataque terrorista en suelo americano desde el 11-S pone a Brody contra las cuerdas. ¿Es un terrorista? ¿Quién ha planeado el ataque? ¿Qué hacía Carrie con Brody en el momento del atentado? (Review) […]

¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »