Review Happy Endings: Deuce Babylove 2: Electric Babydeuce / Brothas and Sisters

Adiós chicos

Happy Endings a todos. Ya es oficial, la ABC confirmó este fin de semana la cancelación definitiva. Las despedidas siempre son tristes. ¿Siempre? Happy Endings puede ser la excepción que confirme la regla. Tenemos que aceptar la pena y disfrutar de lo que nos dejen Max, Dave, Jane, Brad, Alex y Penny en estos dos episodios finales, que le ponen punto y final a la serie. Aunque aún tengamos la esperanza de que USA Network la compre, es mejor no ilusionarse demasiado pronto, analicemos estos dos últimos episodios como si no hubiese mañana. Adelante y que disfrutéis de la review.

En primer lugar quería disculparme por la tardanza, me parecía más lógico empezar a escribir sobre estos dos episodios sabiendo ya si eran o no los últimos, al menos en la ABC, pero sé que me lo perdonaréis porque siempre os portáis muy bien conmigo, lectores (Vuestros comentarios en la pre-review me han llegado al corazoncito, muchas gracias por los piropos, vosotros también moláis mil). Y sin más dilación… al turrón.

Deuce Babylove 2:Electric Babydeuce

Este capítulo, de nombre largo y enrevesado me pareció un poco decepcionante, sin estar mal yo quería más con el final tan cerca. Sabía que tendríamos a Megan Mullally de vuelta, y eso siempre son buenas noticias. Aunque su vocecilla encantadora y su buen hacer como actriz agradan a cualquiera esperaba un pelín más de su aparición. Y es que la madre de Penny y el padre de Dave regresan, pero no para casarse y ser “la boda de final de temporada de rigor”, como yo sospechaba, sino para contarles a sus vástagos… que están pensando en adoptar.

Happy Happy EndingsPenny y Dave, que pensaban igual que yo, para que veáis que no soy el único, reaccionan bastante mal. Muy grande Dave refiriéndose a sí mismo como un “estoico modelo para Just for men” o a Penny preguntando si querían adoptar un niño negro o “la receta tradicional”, también me ha parecido muy interesante cuando ella dice que “cómo una persona de treinta años va a poder cuidar de un bebé”, lo que refleja muy bien como nos sentimos los (casi)treintañeros de hoy en día.

Su malvado plan para evitar la adopción consiste en crear un casting falso de bebés, raptar el infante más desgradable de todos un rato para que sus padres lo cuiden y recuerden el rollo que es tener niños. He de decir que Dave ha estado realmente gracioso durante todo este episodio, me he partido con sus caretos tratando de hacer llorar al niño, Penny tampoco se ha quedado corta con su “playlist” de motivos por los que su vida es un asco.

dave y sus caretos

Por otro lado teníamos a Brad y a Jane fingiendo que iban a una fiesta de circuncisión, gran Alex advirtiéndole a Brad que tuviera cuidado con  sus partes íntimas, cuando en realidad querían apuntarse a un club de tenis pijo, y no querían que el “pobre” Max se sintiera excluido. Una historia muy previsible, porque todos sabíamos que Alex y Max irían allí para chafarles el ingreso, pero con varios momentos brillantes como el “plan” de Max que consistía… bueno, en lo de siempre, osea, desnudarse. El gordito del grupo ha estado especialmente divertido, como cuando ha dicho que la gente rica como Tommy Hilfiguer iban de safaris humanos. Alex ha estado más sosa esta vez, pero su modelito de tenis era tan mono que se lo perdono todo

De lo mejor del episodio el partido de tenis, que aprovecha la técnica de poner a los personajes haciendo monerías con música de fondo, algo que se ha utilizado muchas veces, y siempre bien, durante toda la serie. Capítulo más de situaciones cómicas que de diálogos, lo que no es malo, porque en Happy Endings un gag cómico casi nunca te deja con esa vergüenza ajena de una broma mala, sino al revés, para mi uno de los mejores aspectos de la serie. Destacar lo que cambia Max bien vestido, el guiño a todo el tiempo que pasan juntos aderezado con esa escena de Jane en el ginecólogo, el comentario de Dave sobre meter a Max en una prisión para enseñar a los presos que deben reconducir sus vidas (Hubiera matado por ver eso) y la celebración de la victoria de Brad y Jane, A-mah-zing.

822x

Brothas and sisters

Me da cosilla empezar este resumen, por miedo a que sea el último, pero hay que ser valientes en esta vida, así que ahí va. Mientras que no entendí muy bien el título del episodio anterior (Los títulos de Happy Endings suelen hacer referencias cómicas a películas y a series) este estaba bastante claro; se refería a la serie Brothers & Sisters, aquí traducida como Cinco hermanos. Como capítulo normal muy bueno, como final de temporada muy bien conseguido, pero como final de serie… deja demasiados cabos sueltos y es un final muy agridulce. Así que solo me queda desear que ocurra el milagro y podamos ver más Happy Endings.  Y digo que no me ha gustado como Finale finalísima porque Dave y Alex no acaban juntos, sino como amigos. Cuando los dos decidieron volver al final de la temporada pasada me pareció demasiado pronto, y así ha sido porque me olía que no podía durar. Y necesito que la cosa no acabe aquí porque tienen que terminar juntos; son Ross y Rachel, Jeff y Britta Annie El Decano, Jack y Kate, Penny y Leonard, Ted y Robin La Madre, Nobita y Shizuka… uno sabe que ocurra lo que ocurra deberían terminar juntos al final.

Pero es la única pega que le pongo a un episodio que por lo demás ha sido de lo mejorcito de la serie. La manera en la que han introducido a Brooke, la tercera hermana Kerkovich ha sido muy inteligente, esta claro que se la han sacado totalmente de la manga y lo saben, de ahí esa meta-broma sobre los flashback, a medio camino entre la coña absurda y la genialidad. Y así empezamos con esta hermana superexigente que ha sacado a la Jane más insegura y divertida que he visto hasta ahora. La otra historia, de cómo Alex y Dave cortan, ha sido introducida muy valientemente, en vez de dedicar un episodio en el que haya un conflicto irreparable entre los dos, como en cualquier sitcom de medio pelo, aquí ya ha sucedido, nos lo dicen por sorpresa en el Cold Opening, y se nos cuenta todo en un flashback.

Encerrados en la ducha

Ha sido gracioso ver como se iban encerrando en espacios cada vez más pequeños, quizá me ha molestado ver que mientras Dave llevaba el peso más dramática Alex estaba un poco indiferente, aunque supongo que era necesario el contrapunto cómico. (El anillo de caramelos, los dulces de envoltorio comestible, su escondite “detrás del sofá”).

Hemos tenido una ración quíntuple de Kerkovichs para esta finale, porque Jane ha estado fantástica flipando cada vez que creía estar siendo evaluada con su hermana, ya fuera alejando de la vista a los niños o creando planos plastificados. Por otro lado hemos tenido a los señores Kerkovich, me ha agradado que introdujeran al padre en la historia por medio de la triquiñuela de la tablet, ha sido todo mucho más gracioso que si el actor hubiera podido estar presente. Y me he vuelto a enamorar de la señora Kerkovich, por favor, más minutos en pantalla para la gran Julie Haguerty, aunque sea en otra serie. Cuando se ha puesto a cantar “When the saints go marching in” me estaba muriendo de la risa, encima se la seguía escuchando por encima de las siguientes escenas.

When the saints go marching in

Brad, Penny y Max han tenido tramas un poco menores, él se ha sentido amenazado por el prometido de Brooke, que también es negro (¿ Reconocisteis al actor de la serie Las Vegas?) y ha tratado de sabotearle, aunque al final han llegado a un “entente cordiale”, lo mejor las muecas y la voz que pone Damon Wayans Jr, Penny ha sufrido no ser recordada por Brooke, a pesar de que esta la atropelló cuando eran jóvenes. Además lo ha pasado mal tratando de esconder el secreto de Alex y Dave, aunque cuando se ha juntado con el bocazas de Max, que también lo sabía, la han liado parda, y han dado marcha a un montón de rumores injustificados (Brutal cuando Penny se ofende cuando nadie se indigna porque le hayan echado años de más). Esta historia no ha sido perfecta, pero ha servido para desembocar en una serie de confesiones; Alex y Dave han tenido que decir públicamente que habían cortado, Jane confiesa que se siente presionada por su hermana mayor y se ha descubierto que una de las Kerkovich estaba embarazada… 

Too much blonde

… por un momento he dudado que fuera una de nuestras Kerkovich (Qué trajes de estampado de cortina más feos, por cierto), pero no, no nos esperaba una sorpresa más, es Brooke la embarazada, que le confiesa a Jane que siempre la ha atacado porque teme verse superada por su hermana mediana.

Y llegamos al final, con Alex y Dave como amigos y “en el mercado” de nuevo, con Penny soltera y sin compromiso y Max tan desastre como siempre, y con la sospecha de que, en un futuro, Jane y Brad se decidirán, por fin, a formar una familia. No es mal desenlace, pero no es un final, nos quedamos, o al menos me quedo, con la sensación de algo inacabado. Esta ha sido la temporada más floja de Happy Endings (Nunca mala, solo menos buena) y es una pena acabar aquí.

Pero no nos podemos quejar, han sido tres años muy A-mah-zing, y ha sido un placer compartirlos con vosotros cada semana, espero volver a veros por Todoseries, y ¿Quién sabe?, si alguna cadena se apunta, quizá, y solo quizá, podamos volver a comentar Happy Endings juntos.

Y para acabar, en vez de las mejores frases de cada episodio, me gustaría que me contarais vuestros momentos, situaciones y personajes preferidos de la serie, se agradecerá cualquier colaboración. ¡Felices felices para todos!

The End

 

Nota del autor
5
Vuestra nota
Review Happy Endings: Deuce Babylove 2: Electric Babydeuce / Brothas and Sisters
4.6 (92%) 10 votes
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »