Review Glee: Hell-O

Review Glee: Hell-O

Hello again. Eso nos dicen los chicos de Glee. Parece mentira que hayan pasado meses desde la última vez que les vimos en acción, pero por fin han regresado. El capítulo puede gustar más o menos (en mi opinión, no ha estado mal), pero lo que nadie puede negar es que han dado un giro de tuerca a la mayoría de las historias. Todo lo que acabó bien en Sectionals se desvanece en Hell-O. El lanzamiento de granizado azul es una metáfora perfecta de esto. Los protagonistas de este episodio han sido Rachel y Finn por un lado, y Will y Emma por otro. Dos historias de amor que aparentemente ya no tenían obstáculos para ser felices. Pues bien, no todo es tan sencillo como creíamos. Comencemos a comentar.

Recuerdo que cuando terminó la primera mitad de la temporada, todos nos quedamos con buen sabor de boca porque las tramas estaban bien cerradas, con final feliz en la mayoría de ellas. Pero, ¿qué emoción habría si todo sale bien? En este 1×14, vemos que las dos nuevas parejas de Glee tienen que atravesar momentos duros. Vayamos primero a la de Rachel y Finn.

El quaterback, reconvertido en jugador de baloncesto, mantiene una relación con Rachel. Bueno, más bien es Rachel la que mantiene una relación con Finn, porque es ella la que va detrás de él, la que le anima, la que planea cosas de pareja. Finn, por su parte, está en una época de indefinición. Aún no ha superado del todo su historia con Quinn (y no le culpo, yo estaría muchísimo peor que él), y no está seguro de querer tener algo tan serio con Rachel ahora. Se siente raro, y necesita encontrarse a él mismo. En esto le ayuda Will, que es como el padrino de Finn. Unas palabras, una canción, y el solista aclara sus ideas, dejando a Rachel plantada y con un disgusto de narices.

Les duró poco el amorLes duró poco el amor

Pobre Rachel, ahora que tenía todo lo que quería (excepto la popularidad). Se ve ultrajada por Finn, y se venga montando un numerito musical mandándole al infierno. Will le echa la bronca a ella, pues no ha respetado lo que el profesor había pedido, una canción que contuviera la palabra “Hello” en el título. Y es que Will cree que no se están tomando en serio los Regionales. Enlazando con esto, conocemos al líder de Vocal Adrenaline, el principal competidor de New Directions. Jesse se presenta a Rachel de forma casual y acaban cantando un precioso dueto de Lionel Richie. ¡Zas! En un minuto Rachel se enamora de Jesse. ¿Cómo ha podido olvidarse tan pronto de Finn? ¡No le ha guardado ni un día de luto!

La nueva conquista de Rachel no es bien vista por sus compañeros, que amenazan con expulsar a la solista del coro si no deja a Jesse. Y es que piensan que está engañando a Rachel para espiar a New Directions y hacerles perder los Regionales. Will, al enterarse vía Finn, se presenta ante Shelby Corcoran, la directora de Vocal Adrenaline, para preguntarle acerca de las intenciones de Jesse. Y maldita la hora en que se le ocurrió… pero eso lo dejamos para después. Aparentemente, el amor de Jesse y Rachel es real, y eso es lo que nos hacen creer… hasta que vemos el último beso y las miradas de Jesse y Corcoran. En serio, pobrecita Rachel, y qué mala leche tienen los guionistas.

Crueles intencionesCrueles intenciones

Vayamos ahora con Emma y Will. Están como dos jovenzuelos. Es su primera vez en todo, y Emma está muy nerviosa. Will, que quiere tranquilizarla y hacerle ver que lo único que le importa ahora es ella, se porta genial, e incluso bailan la canción que según Will le recuerda a Emma. ¡Y un cuerno! Resulta que esa canción es la primera canción de Will y Terri, de su noche de graduación, y la despechada ex se encarga de que Emma lo sepa. Will… amigo… no estás yendo por el buen camino. Lo de la canción le puede pasar a cualquiera, puedes haberlo olvidado… está bien. ¡Pero lo de Corcoran es imperdonable!

A cuadros no, a rombos me he quedado cuando he visto la escena subida de tono de Will y la directora de VA. ¿En qué estaba pensando Schuester? Mira, una rabia que me ha dado ver a la pobre Emma tan ingenua y tan enamorada, y el ricitos de oro mientras dándose el lote con la otra. Es de esperar que Emma se entere del desliz tarde o temprano, así que esperaremos a ver lo que pasa. Yo, desde aquí, muestro mi total indignación y mi apoyo a Emma. Por cierto, al final ha sido ella la que ha querido que se tomen un tiempo antes de continuar con su relación.

El club de las solteronasEl club de las solteronas

Ahora hablemos del retorno. Sí amigos, Sue vuelve a su antiguo puesto gracias a una triquiñuela que le ha hecho a Figgins. ¡Qué pareja más antierótica forman estos dos! A lo que vamos, Sue quiere destruir de una vez por todas el Glee Club, y se le ha ocurrido hacerlo quitándose a Rachel del medio. Una vez más, Sue manipula a Brittany y Santana, tentándolas con el puesto de jefa de animadoras. El plan es que se camelen a Finn para poner celosa a Rachel y que abandone. Pero la entrada de Jesse en juego le pone las cosas más fáciles a la archienemiga de Will. Lo del club de las solteronas ha hecho que Rachel elija a Jesse por encima del Glee Club. Veremos qué consecuencias trae esto. Además, también ha rechazado a Finn, que ha vuelto en sí y ahora quiere estar con Rachel a pesar de todo. ¡A buenas horas!

Bueno, el resumen toca a su fin. Repasemos las actuaciones musicales de Hell-O. Esta semana, Will ha propuesto a los chicos una tarea: cantar una canción que exprese sus sentimientos y que contenga la palabra “Hello” en el título. Finn lo cumple a la perfección, interpretando con su dulce tono “Hello, I love you“, de The Doors. Aunque no me ha quedado claro si cada vez que decía I love you se dirigía a Rachel o a Quinn… Por otra parte, Rachel ha cantado magníficamente “Gives you Hell“, dedicada exclusivamente, y con todo el rencor del mundo, a Finn. La verdad es que ha sido un subidón. El otro momento enérgico ha venido de la mano de VA y Jesse, con su “Highway to Hell“, de AC/DC. Muy potente y con una gran coreografía.

La canción más romántica ha sido la interpretada por Rachel y Jesse al piano, ese gran “Hello” de Lionel Richie. Ha sido muy bonito, ¡así se enamora cualquiera! Por último, y como despedida del episodio, New Directions ha cantado “Hello Goodbye“, de The Beatles. La letra de la canción ha resumido a la perfección la historia de Rachel y Finn, ese cuando digo hola dices adiós, cuando digo sí dices no que tantas veces pasa en la vida real.

Will... ¿pero qué has hecho?Will… ¿pero qué has hecho?

Turno ahora para la selección de las mejores frases. Y mención especial para la grandísima Brittany, que ha vuelto con menos neuronas aún y con una cosecha buenísima de frases. ¡Qué le den mucho más diálogo, por favor! (Por cierto, ¿no os da un poco de miedito cuando Brit y Santana caminan enganchadas del meñique?)

  • We’re glitterati. I feel like Lady Gaga” (Somos celebridades. Me siento como Lady Gaga, Kurt)
  • “I’m not breaking out with you. I’m just saying, please, stop super-sizing. ‘Cause I don’t dig on fat chicks” (No estoy rompiendo contigo. Sólo digo que dejes de engordar. Porque no salgo con chicas gordas, Puck)
    “I’m pregnant” (Estoy embarazada, Quinn)
    “And that’s my fault?” (¿Y es mi culpa?, Puck)
  • “I’m going to bring some asian cookery to rub your head with. ‘Cause right now you got enough product in your hair to six on a wok” (Voy a traer alguna cocina asiática para frotarla contra tu cabeza. Porque ahora mismo tienes suficiente producto en tu pelo para un wok para seis, Sue).
  • “Glee Club won sectionals, and you dis nothing to stop it. If you were samurai, and my letter oponer were sharp enough, I would ask you both right now, to commit sepuku” (El Glee Club ganó los seccionales, y vosotras no hicisteis nada para pararlo. Si fuerais samuráis, y mi abridor de cartas más afilado, os pediría que os hicierais el harakiri, Sue)
    “We were seduced by the glitz and glamour os show biz” (Fuimos seducidas por el brillo y el glamour del espectáculo, Brittany)
  • “Excuse me. We’d like to send these back” (Perdone. Queremos devolver esto, Santana)
    “But you ate all of it” (Pero os habéis comido todo, camarera)
    “Look, I’m pretty sure you have to do what we say. And this food, was not satisfactory” (Mire, estoy totalmente segura de que tiene que hacer lo que digamos. Y esta comida no ha sido satisfactoria, Santana)
    “There was a mouse in mine” (Había un ratón en la mía, Brittany)
Inmensas Santana y BrittanyInmensas Santana y Brittany
  • “All right, hottest guys in the school. Go” (Está bien, los chicos más sexys en el instituto. Venga, Santana)
  • “Ok, um, Puck’s super-fine. Finn’s cute too” (Ok, um, Puck está super bien. Finn es mono también, Brittany)
  • “Yeah, but he’s not hot, am?” (Sí, pero él no es sexy, ¿eh?, Santana)
  • “He really isn’t” (Realmente no lo es, Brittany)
  • “And you know what, Brit? I think that dwarf girlfriend of his is dragging down his rep […]” (¿Y sabes qué, Brit? Creo que esa novia enana suya está tirando abajo su reputación, Santana)
  • “Hello? Hey, I’m right here” (¿Hola? Ey, estoy justo aquí, Finn)
  • “That’s a show faces, guys. You want to look so talented, it’s literally hurting you. I want to look that’s so optimistic, it could cure cancer” (Eso es una cara de show, chicos. Queréis parecer tan talentosos que está literalmente hiriéndoos. Quiero que parezcáis tan optimistas como si pudiera curar el cáncer, Shelby Corcoran).
  • “Anything else?” (¿Algo más?, Sue)
    “Sometimes I forget my middle name” (A veces me olvido de mi segundo nombre, Brittany).
  • “Oh, you, poor girl. Don’t bother sleeping with my husband tominght. You’re already screwed. Hello was our prom song” (Oh, pobre chica. No te molestes en dormir con mi marido esta noche. Estás fastidiada. Hello fue nuestra canción de promoción, Terri)
  • “Can you go now? I think I need to close the door and cry” (¿Puedes irte ahora? Creo que necesito cerrar la puerta y llorar, Emma).
¡Queremos más Quinn!¡Queremos más Quinn!

Esto acaba aquí. ¿Qué os ha parecido a vosotros el regreso de Glee? ¿Esperabais más? Yo, la verdad, un poco más si esperaba, aunque me ha gustado bastante el episodio y las conversaciones de Sue y las animadoras son geniales. Y me han conseguido desencajar con el desliz de Will. Lo mejor del capitulo, sin duda, la trama de Sue, Brit y Santana. Lo peor, obviamente, ¡es que Quinn apenas ha aparecido y no ha participado nada! Señores guionistas, no me hagan viajar a EE.UU. a decirles cuatro cosas…

Recordad que el próximo episodio es muy especial, pues todas las canciones son de una misma artista. Y… ¡Sue cantará! Sin duda, será un momentazo. Para los despistados, os doy una pequeñita pista sobre esa famosa artista en la que se centran las canciones de la semana que viene: el episodio se titula The Power of Madonna. Fácil, ¿verdad?

No olvidéis dejar vuestras opiniones sobre el capítulo, la selección de frases, las canciones, el vestuario de Rachel… ¡Hasta la próxima review!

Nota del autor
3
Vuestra nota
Review Glee: Hell-O
Valoración

Categorías: Glee Reviews Series Etiquetas: , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »