Review Doctor Who: Asylum of the Daleks

Doctor Who es una serie que suele crear grandes expectativas. Siempre he dicho que cuanto menos se sepa sobre lo que se va a ver, mejor que mejor. Pero tanto si sabes mucho como si no sabes nada, es muy difícil contentar a todos. Es un hecho demostrado. Sólo hay que leer los comentarios que ya habéis dejado unos cuantos whovians en la pre review para darse cuenta de ello. Tras el salto, os dejo con mi humilde opinión sobre este asilo/manicomio de Daleks. ¡Dentro review!

Desde luego que, en la época en la que vivimos, con internet y sus múltiples fuentes, es de admirar como han guardado el secreto de la primera aparición de la nueva companion en este primer episodio. Nadie la esperaba hasta navidad, así que ho-ho-ho merry christmas! No, ahora ya en serio, un diez al factor sorpresa. Supongo que todos vosotros tendríais la misma reacción que yo cuando la visteis tras los créditos iniciales (que por cierto, no me ha gustado nada la nueva tipografía): ¡Un momento! ¿no es esa la nueva companion? Wtf?¿!! Ha sido de lo más desconcertante durante todo el capítulo y más aún tras ver que la habían convertido en una dalek y que moría al final del mismo. Como ya apuntaban algunos, se hizo algo parecido en temporadas anteriores tanto con el personaje de Donna Noble como con el de River Song. Sinceramente, no tengo idea de cómo van a hacer para que vuelva, aunque tampoco quiero saberlo. Por ahora el factor sorpresa me ha gustado, así que ni teorías voy a leer al respecto. Su personaje en este capítulo es el de Owsin Oswald, jefe de entretenimiento de la nave Alaska. Por lo que tengo entendido, el personaje que conoceremos en navidad se llamará Clara. Así que ahora la pregunta es ¿estarán relacionados ambos personajes o no tendrán nada que ver la una con la otra? Antes de morir, la suflé girl hizo hincapié en lo siguiente: Remember me. Tengo la impresión de que esas palabras serán clave en su vuelta. Aunque obviamente, puedo estar equivocada. Sobre el personaje en sí decir que, en términos generales, me ha caído bastante bien. Es una chica inteligente, con gracia, que ha sabido conectar con el Doctor sin llegar realmente a verse. No sé si Clara será igual que Oswin, pero con que tenga las mismas ganas de conocer mundo, o más bien universo, que ella, creo que en principio será suficiente. Mi nota para Jenna-Louise Coleman es de notable muy alto.

Y ahora, dejando el tema de la nueva companion aparcado hasta nuevo aviso, vamos con otro asunto que parece no haber gustado a algunos whovians, que no es otro que ese reseteo que la propia Oswin hace a “todos” los daleks, consiguiendo así que ninguno recuerde al Doctor/Depredador, salvándole la vida. Como todos sabemos, desde que Doctor Who existe, estas criaturas mecanizadas han sido el archienemigo número uno del señor del tiempo, así que puedo entender e incluso compartir ese descontento por este reciente cambio. Al final del capítulo nos dan a entender que el reseteo ha afectado a todos los daleks, pero tampoco podemos afirmarlo a ciencia cierta, así que no nos desanimemos. También dijeron que el Doctor había acabado con todos ellos y mirad donde estamos once doctores más tarde… Eso sí, cuando pensaba que ya no habría una nueva forma para temer a los daleks, nos introducen este asilo/manicomio de daleks defectuosos y esas nano-moléculas que convierten, tanto a vivos como a muertos en dalek-marionetas. No me ha parecido mal esta parte.

Antes de pasar al siguiente tema, me gustaría destacar esa forma tan poética que han tenido de describir el eterno enfrentamiento entre el Doctor y los daleks. Estos últimos ven belleza en el odio, así que, qué mejor motivo que ese para explicar por qué todavía no han matado a su archienemigo.

Seguimos ahora con el tercer asunto espinoso del capítulo: los Pond y su divorcio. Son muchos los que piensan que este tema se ha presentado de forma muy precipitada y que se ha resuelto con la misma rapidez que se ha presentado. Personalmente, estoy de acuerdo en que todo ha sido muy rápido pero eso no me ha creado una opinión negativa sobre el desarrollo de la trama. Puede que yo lo hubiera alargado un poco más, al menos hasta el final de segundo capítulo, pero supongo que al disponer sólo de cinco episodios para darles un final digno, no habrán querido extender más el drama. Aunque estoy convencida que la cosa no acabará aquí. El tema de no poder tener hijos es un asunto bastante delicado como para no volver a él más adelante.

La historia del divorcio no me pillo de sorpresa por dos motivos. El primero fue esa última parte de la mini serie de la vida de los Pond, donde ya nos mostraron que había problemas en el matrimonio. Cuando lo vi, mi primera impresión fue la de que Rory era el que estaba dejando a Amy no al revés. Pero tal y como cuenta la propia Amy, fue ella la que renunció a él por el hecho de no poderle dar hijos, bueno más hijos, ya que River Song es hija suya. Y el segundo motivo fue un tweet del propio Steven Moffat, donde la palabra divorcio estaba presente.

La temporada pasada vimos como Amy hacía sus primeros pinitos como modelo. Parece que las cosas le han ido mejor en el aspecto laboral que en el personal. Cuando nos han mostrado a Amy por primera vez he pensado: Oh Chuck me! Amy stop doing drugs! Luego pensé que la sesión de fotos requería que ella tuviera ese aspecto y por último llegué a la conclusión de que además, nos querían mostrar lo mal que estaba Amy interiormente a través de su rostro. Y aunque al principio se hace la dura, no puede evitar salir detrás de Rory cuando se marcha con los papeles de divorcio firmados.

El Doctor por su parte, sabía que algo tenía que hacer para arreglar esta situación. Incluso la propia Amy, que lo conoce, como lo ha demostrado en este capítulo, pero que muy bien, sabía que algo intentaría y dos cosas han sido la clave para que lo consiguiera. 1) Que le quitaran a Amy el brazalete que le hacía inmune a las nano-moléculas dalekianas y 2) Oswin y sus siguientes palabras: ¿Cómo convierten a una persona en Dalek? Quitando amor y añadiendo ira. El Doctor, que de tonto no tiene un pelo, sabía de sobra que esas palabras harían a Rory reaccionar y como consecuencia, que ambos tuvieran que hablar de lo suyo, a la vez que discutir por quien salva a quien.

Todos hemos sido conscientes desde que comenzó la quinta temporada, de que Rory siempre ha querido más a Amy que Amy a Rory. Pero desde el final de la quinta, aunque más bien yo diría que más en la sexta temporada, la cosa empezó a equilibrarse. Desde mi punto de vista, este capítulo deja constancia de que el amor que hay entre ambos está al mismo nivel. Puede que haya gente que no lo vea así. Puede que piensen que esperar delante de una caja 2000 años demuestra mucho más amor. Pero para mí, renunciar al amor de tu vida, para que pueda conseguir algo que desea desde que es un crío y que es muy importante para él, sabiendo que tú nunca jamás podrás dárselo, requiere de mucho amor y valor. Tal y como decían en la serie One Tree Hill: The most perfect act of love is sacrifice. Lo que hizo Amy es un buen ejemplo de esto. Y aunque la reconciliación ya es efectiva, tal y como dije anteriormente, dudo que vayan a dejar este tema aparcado aquí. Sabemos que Amy no puede tener hijos porque algo le hicieron cuando estuvo en The Demons Run. Así que espero que en los cuatro capítulos que nos quedan, nos expliquen que le hicieron exactamente y si hay alguna forma de revertirlo.

Con respecto a Rory quería hacer un apunte y es que me ha parecido de lo más gracioso en este capítulo. Comenzando con esta pregunta sobre los daleks: ¿y de que color son? Me habéis dejado sin buenas preguntas. Pasando por esa escena con los daleks y sus eggxxx… y terminando con ese momento en el que la suflé girl le llama nariz y él dice que prefiere que le llame Nina.

Ya para terminar destacar una vez más como el Doctor soluciona todos los problemas de una manera redonda, haciendo que todas las piezas encajen. No me extraña que Amy echara de menos este tipo de aventuras. Sé que a muchos de vosotros no os convence Matt Smith como Doctor, pero yo no lo puedo evitar, me cautivó desde el comienzo, con su manera extrovertida, loca y a veces sin sentido de interpretar el papel, que cada vez va adquiriendo un toque más oscuro y dramático. Por desgracia, tal y como decía en la entradilla, no se puede contentar o gustar a todo el mundo…

En fin, hasta aquí mi review sobre este Asylum of the Daleks. Me ha parecido un buen comienzo. Antes de irme os dejo dos vídeos. El primero es una pequeña precuela de este episodio y el segundo es el avance del siguiente capítulo: Dinosaurs… on a spaceship!


Categorías: Sin categoría
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »