Review Community: Documentary Filmmaking: Redux


Lo primero de todo, mis más sinceras disculpas por el retraso de esta review (si alguien lee también las de The Vampire Diaries, la review del último episodio también estará en breve, lo juro). Más que nada se ha debido a un factor que afecta a gran parte de la población mundial y que es uno de los 7 pecados capitales, la pereza; además, también rondan por ahí las obligaciones estudiantiles, que no están de más. Me comprometo a acelerar la producción de reviews de ahora en adelante, aunque si es cierto que este año no quedan muchas por realizar, y no sé cuando volveré a hacer las de esta serie, pero bueno, toca aprovechar lo que queda, que no es poco. Vamos ya con lo que nos deparó este episodio, el octavo de la temporada.

Sé que siempre estoy hablando en las reviews de la actuación magnífica de Jeff en unos capítulos, de la de Annie en otros, o incluso de la de Pierce en ocasiones. Pero en esta ocasión, quién ha centralizado toda la atención del capítulo no ha sido otro que el decano Pelton. No soy de sus fans más acérrimos, pero he de reconocer que cuando entra en escena, no sobra, ya que sus actuaciones amenizan la acción que tiene lugar en el episodio correspondiente. En el séptimo capítulo, Studies in Modern Movement, ya tuvo su cuota de pantalla junto a Jeff, protagonizando una subtrama de lo más divertida y loca; en este capítulo, creo que el decano ha sentado cátedra. Todos aquellos que adoráis a este personaje, seguro que habréis disfrutado como enanos, y tengo que decir, que servidor también lo ha hecho. Y si encima añadimos a todo eso un Abed ejerciendo una vez más de cámara como ya hizo en ocasiones anteriores, pues surge un capítulo estupendo y muy divertido.

Y la trama del capítulo ha hecho que estos dos personajes sean clave en los acontecimientos que en el episodio acontecen. Todo el caos empieza (ya sabéis porque lo digo) cuando al decano Pelton le encargan la realización de un nuevo anuncio para promocionar Greendale, mostrando al público las “ventajas” de estudiar en ella. Proyecto en el que, como no podía ser de otra forma, se embarcan nuestros protagonistas al acceder a la petición del decano para formar parte del equipo de producción, así como de protagonizarlo. Hasta aquí, todo normal. Pero cuando recibe la llamada del actor Luis Guzmán, icono de la universidad y antiguo estudiante, la cosa cambia. Al decano se le sube a la cabeza el proyecto y sufre el síndrome que se me ha ocurrido llamarle “de Spielberg”. Y en vez de realizar el primer spot publicitario que tenía en mente, cambia una y otra vez de guión, adaptándolo a las nuevas ideas (dementes eso sí) que se le van ocurriendo por el camino. Y eso dispara el presupuesto y las horas que los alumnos dedican al anuncio de marras. Todo esto termina con la no realización del proyecto, debido al abandono de los participantes cansados de ser explotado por el decano que más que un decano pasa a ser un tirano sin escrúpulos que quiere hacer de su anuncio una obra maestra de la que James Cameron, Martin Scorsese o Tarantino sentirían envidia al verla. Quizá he exagerado, pero viendo como se comporta a medida que pasa el tiempo el decano, observando que el coste del mismo se dispara a medida que tiene momentos de iluminación, desde luego da que pensar. Y termina claro como tenía que terminar eso, pues mal.

Pero aquí viene Abed para salvar la situación. Ya había comentado al principio de esta review que eran dos los pesos pesados de este capítulo, él y el decano. Y es que el joven estudiante salva al enajenado “director” del anuncio, y mediante su documental, logra hacer un spot decente para poder sustituir al antiguo y que sea del agrado de la junta directiva. Porque a él no se le habrá visto mucho rato en el episodio, pero siempre ha estado ahí, ya que él estaba realizando un documental como he mencionado antes, sobre todo el proceso de producción del famosos anuncio; un making off, por así decirlo. Una vez más, Abed nos deleita con un episodio excelente, esta vez detrás de las cámaras, con entrevistas a los participantes, mostrándonos como se iba desarrollando la catástrofe (y avisando de ello, por cierto). En resumen, Abed ha dado otro motivo más a los que se suponen que nominan en los Emmy y demás para poder optar a su nominación. Todo es inútil, porque acaban nominando a Johnny Galecki…

Por último, señalaré lo más destacado del capítulo según mi parecer:

-En tercer lugar, la trama de Pierce y su camerino, que sólo podía haber sido protagonizada por él, claro.
-En segundo lugar, para los comentarios a la cámara que nos ha dejado el propio Abed, y todos los entrevistados. Me quedo con uno de Annie en particular, cuando confiesa que tiene que seguir creyendo en el decano, porque si no lo hace, todo el esfuerzo que ha realizado no habrá servido para nada. Muy bueno ese momento.
-En primer lugar, destacar la actuación del personaje del decano Pelton, que nos ha ofrecido un episodio magnífico. Bravo por él.

Y a todos vosotros deciros que en breve (ya haré porque sea en breve) nos vemos en la siguiente review, ¡adiós!

Nota del autor
4.5
Vuestra nota
Review Community: Documentary Filmmaking: Redux
5 (100%) 1 vote

Categorías: Community Reviews Etiquetas: , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »