Review Community: Competitive Ecology


Cuando en clase te mandan que formes un equipo para realizar los trabajos que tendrás que entregar a lo largo del curso, siempre sueles querer que ese grupo de trabajo esté formado por aquellas personas con quien más confianza tienes, para así estar más a gusto, aunque cuando toca reunirse para hacer el trabajo, seguro que acabáis haciendo de todo menos el trabajo que toca. Pues esta semana en Community nuestro grupo protagonista se ha encontrado con un problema en cuanto a la formación de su grupo de biología, concretamente un problema con Todd. ¿Queréis saber quién es Todd? Pasad y lo comentamos.

Si hay algo que me gusta de Community es su capacidad de introducir personajes nuevos, que no entran en contacto con el elenco protagonista, pero cuando en un capítulo adquiere protagonismo, parece que siempre han estado ahí, porque, aunque no nos lo muestren, hay más gente a parte de nuestros protagonistas que estudia allí; y por si fuera poco, en capítulos posteriores suelen volver a aparecer y a coger protagonismo. En el capítulo hemos vuelto a ver a Vicki y Magnitude, dos personajes que nos introdujeron la temporada anterior y que aún no habíamos visto, pero que siguen estudiando en Greendale, y están en la clase de biología con ellos. Seguro que a lo largo de la temporada vuelven a aparecer y aportarán su granito de arena a hacer que esta serie sea grande, porque lo es, aunque los jueces de los Emmy no lo crean así. Esta vez, es el personaje de Todd el que nos muestran, que es un padre de familia que prometió a su moribundo padre volver a la universidad a sacarse la carrera, y que supone un problema al grupo de estudio, ya que nadie quiere tenerle de compañero por el resto del curso, aunque tampoco estén contentos con sus respectivas parejas de su propio grupo.

Tengo que decir que el capítulo de esta semana me ha gustado más que el anterior, en eso creo que coincidiremos la mayoría de nosotros. Todas las series tienen baches, capítulos que no se corresponden con el conjunto de la temporada, es más, luego quizá da lugar a que la temporada es sobresaliente. Veremos como evoluciona, pero de momento, el ver como el grupo de estudio se echa en cara los trapos sucios de unos y de otros ha dado mucho juego. Y es que claro, las parejas que se forman a priori deberían satisfacer a ambas partes, pero resulta ser todo lo contrario. A saber, las parejas que se forman son: Abed-Troy (cómo no), Jeff-Annie, Britta-Shirley y Pierce-Todd. Básicamente los problemas que tiene cada pareja son:
La primera, formada por Abed y Troy, su problema es que pasan demasiado tiempo juntos; viven juntos, van al mismo grupo de estudio, son mejores amigos… y eso al final desgasta, y claro supone un problema.

La segunda está formada por dos polos opuestos: Annie es la estudiante modelo y Jeff el vago empedernido. Es un tópico de los trabajos en grupo si os fijáis, siempre hay alguien en el grupo que realiza una gran parte del mismo, mientras que uno o varios se escaquean y van a su bola, y después se llevan el mérito realizado por otro. Y claro, el enfado de Annie es comprensible, porque, como bien dice, ¿cómo es posible que Jeff reciba mensajes de alguien que no sea del grupo de estudio, si pasa con ellos la mayor parte del tiempo?

La tercera es como la anterior, pero a un nivel diferente, ya que Shirley no para de hablar de su bebé recién nacido con Britta, y encima, como bien señala Annie una vez más, ella es creacionista, lo que llegado el momento de realizar un proyecto de ciencias viene a ser un problema, ya que sus creencias siempre estarán ahí, y dificultarán el proceso de elaboración del trabajo.
De la cuarta, como os podéis imaginar, está claro qué no funciona. Tan sencillo como que no conocen a Todd, y precisamente Pierce no es el más indicado para hacer amistad con un desconocido.

Y claro, comienza el conflicto, que termina con Todd siendo discriminado por unos y por otros, pero es que encima, se atacan unos a otros, dejando caer lo que piensan del resto. Y como bien señala Todd cabreado, después de pasarse toda la noche (¡toda la noche discutiendo de lo mismo!) en la biblioteca con ellos, parece mentira que ellos sean amigos. Pero como siempre, logran salir del paso haciendo algo que se les da muy bien, criticar. Y así, aunque tengan que compartir nota, microscopio y demás durante el curso, por lo menos tienen el consuelo que su grupo está formado por ellos, y no por extraños que no conocen en absoluto. En el fondo, me sabe mal por el pobre Todd, no se merecía semejante desprecio. Vale que parecía raro en un principio, pero tampoco es para eso. Por último antes de destacar los mejores momentos, me gustaría decir que la trama de Chang me ha entretenido. Tampoco me ha maravillado pero si más que la de la semana pasada. Es increíble la manera que tiene de inventarse cosas este hombre, porque ha sido capaz de inventarse una conspiración sin venir a cuento, y de convertirse en jefe de seguridad del campus (madre mía…) gracias a un decano que si no está tan loco como él, poco le falta.

Ahora sí, toca decir que ha sido, en mi opinión, lo más destacado del capítulo:
En tercer lugar, los momentos de Todd con el grupo, impasible ante las puyas que le lanzaban todos los miembros del grupo; además también me ha gustado volver a ver a Vicki y Magnitude.
En segundo lugar, la trama de Chang. Algo así sólo podía llevarlo a cabo el ex profesor reconvertido a jefe de seguridad del campus.
En primer lugar, las escenas en la biblioteca, donde se atacan unos a otros sin miramientos, dejando ver que también hay rencillas entre ellos.

Pues eso ha sido todo gente, la semana que viene más. ¡Un saludo a tod@s!

Nota del autor
4,5
Vuestra nota
Review Community: Competitive Ecology
5 (100%) 1 vote

Categorías: Community Reviews Series Etiquetas: , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »