Review Arrow: Darkness on the edge of town

Olicity

En una semana marcada por las renovaciones y cancelaciones de series de cara a la próxima temporada (Six seasons and a movie!), Arrow nos ha regalado un capitulazo que deja las tramas a punto una season finale muy prometedora. Hemos tenido de todo, incluso una muerte que al menos yo no esperaba tan pronto.

Si hace un par de episodios veíamos como Oliver había matado a al menos 26 personas en sus andanzas por Starling, me encantaría saber a cuantas se ha cargado Malcolm Merlyn. Sólo en el comienzo del episodio ha matado a todos los empleados de Unidec, la empresa creadora de la máquina capaz de inundar The Glades, que Malcolm ya tiene en su poder. Ahora que está todo listo para su plan, el señor Merlyn está de limpieza, acabando con los cabos sueltos de su plan.

Nuestro nuevo trío favorito (Golden Trio aparte, claro) sigue sin tener claro en qué consiste The Undertaking, así que Oliver va directo a la fuente, Moira. Como siempre, esta se muestra esquiva, pero sorprendentemente Moira y Oliver son secuestrados en mitad de la conversación. No sé vosotros, pero yo ya me temía que Malcolm estuviera espiándolos. Por suerte todo era parte del plan, y el secuestrador es Diggle disfrazado de Green Arrow, que aterra a Moira hasta hacerle confesar el plan de Malcolm para borrar The Glades del mapa así como su implicación en el plan para salvar a su familia.

Moira-The-Hood

Sabiendo esto, pero sin imaginar siquiera que el padre de Tommy y Dark Archer puedan ser la misma persona, Oliver no quiere arriesgarse a eliminar a Malcolm hasta destruir la máquina, por si el Arquero la activa. Así que nuestro trío de bienhechores decide entrar en el sistema informático de Merlyn Global y, como remotamente ni Felicity puede hacerlo, deciden infiltrarse en el edificio.

¿La excusa? Diggle entra como guardia de seguridad, Felicity como repartidora de comida rápida y Oliver va a hablar con Tommy, tras ayudar a Felicity a acceder al piso de máxima seguridad en una escena muy James Bond en la que Felicity y Ollie demuestra que tienen química para aburrir.

Oliver: “Hold on to me tight”
Felicity: ” I imagined you saying that under different circumstances… Very platonic circumstances”

Ciertamente Ollie y Tommy tienen mucho de lo que hablar. Tras la declaración de Oliver, Laurel está bastante confundida y aunque hasta hace nada quería volver con Tommy, ahora que sabe que Oliver es una opción ya no parece tener muy claro si se está equivocando de joven millonario (la historia de mi vida y la de cualquier chica, guapos herederos peleándose por ti, pobre Laurel). Pero Oliver, siempre en modo protector sacrificado, le dice que él no ha cambiado nada y que es mejor que se quede con Tommy. Y así se lo hace saber a Merlyn, que sigue en modo pasivo-muy agresivo con su ex mejor amigo en una tensa conversación.
Mientras Oliver charla con Tommy, Felicity hackea el sistema pero es descubierta por unos guardias, de los que la salva Diggle.

Oliver no logra llegar para salvarla porque en Merlyn Global parece haber sólo un ascensor y un solo pasillo y Ollie se encuentra primero con Malcolm (tensión) y luego con Thea y Roy (más tensión), que le cuenta a su hermano los planes de su novio para encontrar a The Hood. Oliver se pone en modo macho alfa con Harper, y Thea decide que su hermano tiene razón y buscar al vigilante es demasiado. Pero Roy, todo sensibilidad, le dice que Oliver es idiota y que si tiene que elegir, prefiere seguir buscando a The Hood que estar con ella, así que la pareja de tortolitos rompe.

Otra pareja con malas perspectivas son Walter y Moira. El inglés, ya recuperado y consciente de la participación de Moira en su secuestro, le presenta el divorcio a la señora Queen.
Al final, el único que parece tener algo de suerte en esos temas en este episodio es Oliver. Tras comprender que si detiene a Malcolm y sus planes habrá cumplido su misión y honrado a su padre, ve cada vez más cerca colgar el arco y vivir una vida normal, así que va a ver a Laurel, se declara y las cosas acaban en el dormitorio…con una preciosa vista a la calle, desde donde Tommy puede verlo todo. Tommy uniéndose a su padre en 3, 2, 1…

Hablando de padres, comentaba en la entradilla que no me esperaba, al menos quizá hasta la season finale, ninguna muerte relevante. Pero Fryers le ha metido un balazo a Yao-Fei entre ceja y ceja, y dudo que las hierbas mágicas de la isla curen eso. El plan del villano está claro: Va a lanzar sus misiles contra un avión comercial dirigido a China (y contra todos los que hagan esa ruta), culpar a Yao-Fei con un vídeo intimidatorio que el difunto ha hecho para proteger a Shado, destrozando el sistema económico mundial. Aún no sabemos quién está detrás del plan maestro, pero por lo que hemos podido ver se trata de una mujer.

Capturados por Los Otros

Quedan sólo unas horas para que el plan termine, y tenemos a Shado herida y en shock por la muerte de su padre, a Slade con un tiro en la pierna y a Oliver con un cuchillo escondido rodeado de hombres armados. Sabemos que el plan de Fryers no cuajó, pero no tengo claro que para detenerlo no perdiéramos a otro de los buenos.

Para rematar el capítulo, Oliver abandona la casa de Laurel para ir hacia Merlyn Global a encargarse de Malcolm, mientras Diggs va a buscar la máquina que Felicity ha encontrado (no sin ser rastreada e identificada por la policía de Starling, me temo) en los sistemas informáticos. Pero el plan no les sale como esperan: ni la máquina de Unidec está allí ni Oliver va a tener un enfrentamiento fácil. Malcolm detiene su flecha y ambos arqueros tienen una muy buena pelea en la que, una vez más, aunque con menos facilidad que la última vez, The Hood pierde. Con Oliver inconsciente, Malcolm retira su capucha y descubre su identidad. Qué mal pinta todo para nuestros vigilantes.

Surprise, Motherfucka!

La season finale se titula Sacrifice, podéis ver la promo en el link, y tiene pinta de ir a dejarnos todo el verano con mono de Arrow. A mí me ha recordado bastante al Batman de Nolan, y por el nombre no descartaría que tuviéramos otra muerte pronto, así como unas escenas de acción particularmente bestiales.

Sólo espero que el posible muerto no sea Diggle, porque cada capítulo soy más fan del trío Oliver-Felicity-Diggle. Felicity gritando a voz en grito “But I love him, he’s my man” haciéndose pasar por una fan loca de Tommy mientras Diggs intentaba disimular ha sido genial. Por cierto, ¿soy sólo yo o Felicity tiene mucha más química con Oliver que Laurel?

Por último, creo que ya lo he mencionado alguna vez, pero Susana Thmpson es una actriz fantástica capaz de darle a Moira una gran profundidad a pesar de no tener muchas escenas. En este capítulo la hemos visto desde dura y distante intentando alejar a Oliver de la verdad a asustada por el secuestro, pasando por deshecha por el abandono de Walter. Gran casting, en general los actores de Arrow están muy bien elegidos, salvo alguna excepción (sí, Laurel, eso va por ti).

Nota del autor
4.5
Vuestra nota
Review Arrow: Darkness on the edge of town
4.9 (97.42%) 31 votes

Categorías: Arrow Reviews Etiquetas: , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »