Review Anatomía: Perfect Little Accident

Review Anatomía: Perfect Little Accident

Los accidentes no son siempre algo negativo, hay hechos fortuitos que hacen que cambiemos nuestra forma de ver a una persona, que nos topemos de frente con lo que hacía tiempo que buscábamos o que nos desprendamos de algo que ya nos pesaba. Hay accidentes que cambian la percepción que tenemos de la vida y de eso va Perfect Little Accident, un episodio que ha provocado cambios imperceptibles pero importantes en la mayoría de los personajes. ¿Te vienes a comentar el 6×16? ¡Adelante!

Empecemos por la pequeña Grey y su sugerente posado en la cama de Alex Karev. Derek ve por accidente a Lexie desnuda en la habitación de Álex y, por tanto, Meredith también. Mer reprende a su hermana pequeña diciendo que no debe enamorarse de Karev y Lexie se hace la dura y asegura que no se trata más que de una relación física, pero eso no se lo cree ni ella, como las telepáticas Meredith y Cristina dicen: Lexie tiene el corazón en la vagina y Alex es como Meredith hace tres años. La Pequeña Grey habla con Álex para convencerse convencerle de que lo que hay entre ellos solo es sexo así que a ello se ponen. Con lo que no contaba la Pequeña Grey es con su segundo accidente del día, toparse a la salida con Mark Sloan… vamos con él

Mark sigue hundido por lo de Lexie y, sobre todo, por lo de la pequeña Sloan, así que, por un lado, no para de intimar con cualquier mujer que se cruce en su camino, ya sea enfermera, representante farmacéutica o la hija de alguna paciente y por otro, no puede evitar gritar cada vez que Karev se cruza en su camino. Derek que, por accidente, pilla a Mark en plena faena, le dice que no puede seguir así pero, como siempre, es Callie la que le hace entrar en razón: debe madurar o se quedará estancado. Lástima que cuando va a disculparse con Karev, la casualidad hace que una Lexie sudorosa y con el aliento entrecortado esté con él. El encuentro hace que Sloan se lo piense dos veces ¿Por qué tiene él que ser adulto cuándo todo el mundo usa el sexo para olvidar sus problemas?

Adiós Pequeña GreyAdiós Pequeña Grey

La cara de Mark al verlos, nos dice que ya no hay posibilidad de reconciliación con Lexie: ella ya no es la persona que él amaba y la cara de Lexie nos hace intuir que no está demasiado orgullosa de lo que está haciendo. Me da mucha pena el final de esta pareja pero, además, no me gusta nada la relación Lexie – Karev, sobre todo, porque este Álex es el de la primera temporada. La sensación que me da es que veremos a la Pequeña Grey enamorada hasta las trancas pero haciéndose la dura y a Karev pasando de ella olímpicamente, pero espero equivocarme, es demasiado previsible.

Por otro lado, está el triángulo Cristina – Teddy – Owen que en este capítulo parece que cambia de rumbo. Arizona pilla a Teddy mirando fijamente a Owen y ya sabéis que Arizona no es capaz ni de guardar secretos, ni de soportar que relaciones se rompan, así que decide echar un cable a la Dra. Altman y organizar una lady’s night para que olvide Hunt. Mientras tanto, Cristina y Teddy se llevan cada vez mejor y se compenetran impresionantemente bien en el quirófano. Así lo vemos en la trama del transplante de pulmones ex vivo, una gran trama médica, por cierto. Las cirujanas son absolutamente complementarias. Teddy tiene la experiencia y la pericia y Cristina el valor, la ambición y la destreza para llevar a cabo lo que se convierte en un hito de la cirugía, pero no podrían haberlo hecho la una sin la otra.

Por otro lado el Dr. Hunt, alentado por Yang, decide retomar su amistad con Teddy pero una casualidad, que Arizona haya organizado una salida de chicas para ella, hace que la Dra. Altman rechace la invitación de Owen. Hace tan solo unas semanas no lo hubiera hecho, Teddy ha empezado a pasar página y creo que a Hunt no le hace mucha gracia, ya sabéis, uno no sabe lo que quiere hasta que lo pierde

Vamos a la trama central del 6×16: el Dr. Harper Avery (Sí, el de los premios) y su nieto Jackson. Esta trama acaba de consolidar al guapísimo Dr. Avery como uno de los nuevos personajes principales, parece que va a ser el único de los mercywesters que sobreviva, el resto se han quedado en un segundo o tercer plano. A lo que íbamos, el excéntrico Harper Avery llega al Seattle Grace de la mano de su nieto. La relación que tienen es más que previsible: Harper es un Dios de la cirugía que exige la excelencia a su nieto y Jackson no quiere que el apellido le influya, quiere ganarse el reconocimiento por su trabajo. Por suerte Meredth (hija de Ellis Grey) acaba convenciendo a Jackson de que ser pariente de un gran cirujano también tiene ventajas y abuelo y nieto se acaban reconciliando. En cuanto a Harper Avery, un gran momento en forma de foto…

SuperfanSuperfan

Vamos a por la trama médica. Harper Avery necesita cirugía y exige que lo opere Richard Webber, que ha aceptado la propuesta de Derek y ha vuelto al Seattle Grace. Pero eso no es todo, su excelencia quiere, además, estar despierto durante la operación y esto nos lleva a uno de los mejores momentos del capítulo: el intercambio de papeles entre Derek y Richard, una escena brutal: Derek piensa que es una idea descabellada y se opone a mantener a Avery despierto durante la operación y Richard, que se ha convertido en un cirujano arriesgado y desafiante, vota por hacerlo. ¿Recordáis Give Peace a Chance? Pues es, básicamente, la misma historia pero al revés. Al final lo hacen y resulta bastante surrealista ver a alguien dirigiendo su propia operación. Tras la intervención, algo no va bien y Harper debe volver a quirófano y aquí se produce otro de los momentazos del capítulo. Richard pide ayuda a Derek al verse desbordado por la situación. Piensa que puede haber cometido algún error durante la operación y confiesa que tiene ganas de beberse un trago. Derek no permite que Richard se rinda y le convence para que opere.
Realmente las cosas han cambiado, Derek es mejor Jefe de lo que parecía y maneja el problema de Richard con una sensibilidad tremenda. Por otro lado, Richard está dispuesto, ahora, a acatar las órdenes de Derek, realmente ha encontrado su lugar y se siente más cómodo de lo que pensaba siendo un subordinado.

Si las miradas mataran…Si las miradas mataran…

Y con esto acabamos un capítulo lleno de pequeños y sutiles cambios, que son los que más me gustan. Perfect Little Accident no tiene grandes tramas ni artificios pero me ha gustado. Es sencillo y elegante pero patina un poco con las tramas de Lexie y Karev y de Jackson y Harper Avery, ambas son demasiado previsibles y, últimamente, Anatomía peca bastante de previsibilidad.

En todo caso el 6×16 nos deja varias cuestiones para debatir: ¿Cómo llevará Hunt que Teddy pase página? ¿Y Cristina? ¿Seguirá Mark Sloan en plan Tiger Woods? ¿Acabará la pequeña Grey enamorada del insensible Alex Karev? ¿Y Richard y Derek? ¿Se acoplarán a sus nuevos roles? ¿Qué os ha parecido el capítulo? Es vuestro turno ¡A comentar se ha dicho!


Categorías: Sin categoría
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »