Lost: El 1×1 de The Substitute

Lost: El 1x1 de The Substitute

Una vez, un sabio dijo que la vida era como una caja de bombones. Ahora no recuerdo quien afirmó tal cosa, pero estoy de acuerdo con ese hombre y con sus palabras… ¡Seguro que tendría muchas cosas en común con él! Y es que tiene toda la razón. La vida es como una caja de bombones: tiene momentos dulces y otros más amargos, que son más difíciles de digerir… Que se lo digan sino a John Locke, que es conocedor de los tres elementos: las cajas, los momentos dulces y, sobretodo, los momentos amargos.
En realidad, todos somos un poco como cajas, incluido el bueno de Locke: primero nos hacen, luego tenemos un tiempo de vida (in)útil y finalmente acabamos en un contenedor para desechos. Así sería la vida normal de una caja, pero no todas aceptan su trágico destino: las hay que se reciclan para convertirse en algo diferente. Y las hay que se convierten en humo…

John Locke: Caja de sorpresas. Cuando Terry O’Quinn se abre, no sabes qué es lo que va a salir: ¿El Locke combativo, el de sus primeras andaduras por la Isla? ¿El Locke resignado que no puede andar por esa realidad X? ¿El Locke que no es Locke? Es igual: te intriga, te sobresalta y te deja un mal cuerpo que pa' qué.

Richard Alpert: Desencajado. Cual Conejo Blanco en el País de las Maravillas, Richard irrumpe ante Sawyer, incitándole para que le siga: ahora el imperturbable vaga por la Isla con la mirada perdida, desconcertado, sin encontrar su sitio, sabiéndose desplazado de todo y de todos. ¿Habrá pasado su época?

Ben Linus: Encajando. Si algo faltaba para que la sexta temporada pusiera la quinta marcha, era Ben. Él es la pieza que le falta al engranaje para que todo tengo más (o menos, quien sabe) sentido: “Locke era mejor hombre de lo que yo seré jamás… Lamento haberle asesinado”. Una frase de una escena de Michael Emerson dice más de su personaje que todos los capítulos centrados en Evangeline Lilly del suyo.

Ilana: Caja tonta. Para los que no lo sepan (ahí va la coletilla que avisa de un comentario con el que pretendo hacer creer que tengo cultura), la caja tonta es el nombre con el que se conoce despectivamente a la televisión. Pues Illana es como una tele: a nadie le gusta, su mensaje es vacío, su finalidad no está clara… pero se le considera imprescindible.

Sawyer: Con dos cajones. James Ford es el macho. Eso sí que no me lo puede discutir nadie. ¿Y cómo es un macho cuando le deja su novia y está viviendo solo? Deja de asearse (“Para qué, sino voy a salir de aquí”; es su frase recurrente), viste la misma ropa (exterior e interior) durante varios días, le da a la bebida, hace creer que está bien cuando es que no… Esto tampoco me lo puede discutir nadie. ¿Y qué hace un macho herido para superar su pena? Irse con los amigos. Pero no con los buenos, sino con las malas compañías… ¿o no?

Hugo Hurley Reyes: Caja fuerte. Inquebrantable y con mucho dinero, así es el Hurley versión 2.0. Además es el jefe… ¡el jefe de todo! Os dejo, en exclusiva, el chiste de moda entre los trabajadores de sus múltiples empresas:

  • ¿En qué se parecen el coche de Hurley (mientras lo aparcan) y Hurley cuando se monta en un avión?
  • En que los dos necesitan dos plazas.

Si no os habéis reído, no matéis al mensajero: recordad que es cosa de los trabajadores de Big Hurley, que yo no incluyo en mis posts chistes facilones ni comentarios provocadores/provocativos (guiño, guiño)…

Rose: Cajera. Bueno, no exactamente. No despacha productos en un supermercado, pero trabaja también en el sector de los servicios, colocando a los no-colocados (en el sentido laboral de la palabra). Hay que destacar (modo ironía on) la magistral manera que tienen los guionistas para hacer que coincidan los distintos personajes en esa realidadquepareceparalelaperonoloes: ¡todo sucede de manera tan natural y fluida que asusta! ¡Es que ninguno de los reencuentros entre losties, others y fauna variada de la Isla que nos han mostrado hasta ahora está forzado! (modo ironía off).

Desde aquí lanzo una humilde (que ante todo soy humilde, posiblemente el que más en todo el mundo) propuesta para justificar la tan ansiada aparición de Walt: Desmond va caminando por la calle y se encuentra con un top-manta, en el que hay un negrito vendiendo CD's piratas de Gerónimo Jackson… ¡Y es Waaaaaaaaalt! Desmond le compra una copia, se va a su casa, la pone en el reproductor… ¡Y no funciona! Cuántas veces me habrá… quiero decir… ¡Cuántas veces le habrá pasado a un amigo mío tal cosa! A lo que vamos: Desmond vuelve al lugar de los delictivos hechos para reclamarle el dinero a Walt, y con la tontería se hacen amigos y se intercambian sus tarjetas de crédito. Este último punto es elemental. Fin de la escena.

Lapidus: Cajetilla (de tabaco). Contiene en su interior grandes dosis de humo(r) negro que pueden llegar a ser perjudiciales para la salud de los que no le encuentran la gracia a nada. A mí casi me mata la siguiente sentencia del piloto: Hay que enterrarlo (a Locke), que creo que se está descomponiendo. Dicho con el muerto de cuerpo presente y con el muerto que no es el muerto pero que ha robado su identidad por ahí rondando, pues… El funeral más raro al que he asistido nunca, remata Lapidus. Amén.

Sun: Sin calificar. Duró menos en pantalla que una caja de caramelos en la puerta de un colegio.

El Niño: Incalificable. Que ahora se saquen de la manga un niño grimoso es… cómo explicarlo… Pues es un recurso fácil para que los forofos especuladores puedan seguir llenando foros con sus comentarios especuladores. Todo sea para que sigan hablando de nuestra serie, dijeron Cuse y Lindelof mientras escribían el guión, y mientras cada uno se fumaba un puro encendido con un billete edición limitada de un trillón de dólares… Por cierto, un saludo para todos los forofos especuladores que me están leyendo en estos momentos (y acordándose de mi y, posiblemente, de mi familia).

¡Ah! Que me dicen que el autor de la frase “La vida es como una caja de bombones” es Forrest Gump. Definitivamente puedo afirmar que tengo muchas cosas en común con él. Efectivamente, una de ellas es la que todos estáis pensando: tanto Forrest como yo somos dos estup… endos corredores.


Categorías: Lost Opinión Perdidos Series Etiquetas: , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »