Lost: ¡Damon Lindelof habla de la sexta!

Lost: ¡Damon Lindelof habla de la sexta!

Hace un par de horas me quejaba de que Carlton Cuse y Damon Lindelof, los puppetmasters de Lost, no tenían pensado darnos información sobre la sexta temporada. Ni siquiera a través de promos con material nuevo que insinúen aspectos del futuro. Pues bien, estas líneas se podrían traducir por un Zas, ¡en toda la boca! porque el señor Lindelof ha hablado. Poco. Y tan críptico como siempre. Pero ha hablado de la sexta, sus intenciones, sus miedos y las ganas de demostrar que en realidad, desde que Jack abre el ojo en el piloto, tenían un plan. Así que me callo, dejo de lloriquear por la falta de datos futuros y paso a escuchar al amigo Lindelof. ¿Vienes conmigo?

Damon Lindelof acudió a la fiesta de lanzamiento del DVD de Star Trek, con su colega J.J. Abrams, y dio algunas pistas de la sexta temporada de Lost.

“Hemos escrito 112 episodios, y nos quedan unos nueve. Hemos llegado muy lejos, así que vamos a intentar no estropearlo“, dijo Lindelof. “Queremos que en la última temporada el foco esté en los personajes principales que hemos seguido desde el principio. Pero eso no significa que no vaya a haber un par de sabores nuevos en esta mezcla. Habrá un par de caras nuevas, pero no tantas como en temporadas anteriores”.

Esas caras nuevas incluirán a John Hawkes como Lennon, un desaliñado y carismático portavoz de una empresa extranjera, hábil negociador y que ostenta más poder del que implica su posición jerárquica. En la sexta también estará Sheila Kelley interpretando a Kendall, una guapa intelectual de afilado ingenio a la que atrapan cometiendo espionaje corporativo y debe mentir. Por otro lado, un extenso grupo de antiguos personajes (Ian Somerhalder, Dominic Monaghan o Elizabeth Mitchell) han sido confirmados para reaparecer en la última temporada.

Obviamente, sólo tenemos 18 horas hasta el final. Pero creo que hemos encontrado el lugar adecuado”, continúa Lindelof. “Tienes una cantidad limitada en tu estómago para comida y a veces también tienes que digerirla. Así que estamos intentando modular la temporada para no tener la sensación de que estás esperando, a través de pequeñas comidas, el gran banquete final. Será como un fluir de platos. Posiblemente tendrás mucho de lo que estás esperando antes de lo que creías”.

Desde la premiere de Lost en 2004, la serie ha pasado por cinco temporadas de metáforas, movimientos de islas, humos negro, Others y fantasmas que caminan. Su última temporada empieza en enero. Y ahora que se acerca el final, Lindelof dice que es un sentimiento “increíble”. “Casi no me creo que acabemos la serie con nuestras condiciones“, dice. “Ser capaz de cancelarte tú mismo es algo sumamente extraño en la televisión. Y no hay excusas. Vamos a acabarlo como nosotros queremos y esperemos que a la gente le guste”.

Últimamente el señor Lindelof se ha permitido ciertos excesos sobre la sexta temporada. Ésto, por ejemplo, es lo que le contó a la amiga Kristin dos Santos y a TV Guide Magazine:

“Las preguntas importantes serán respondidas y las preguntas que los fans no quieren una respuesta no serán respondidas, peero yo creo que lo que realmente estamos buscando es una sensación final de resolución, en particular a nivel de personajes. Quién vivirá, quién morirá, quién se acostará con quién, por qué llegaron a la Isla en primer lugar, fue arbitrario o hay un significa detrás? Ese es el tipo de material que queremos contestar”.

“Todo lo que puedo decir es que nos hemos pasado cinco años respondiendo a la pregunta de si sabíamos hacia dónde se dirigía la serie o si sabíamos lo que estábamos haciendo. Es reconfortante saber que en los próximos meses dejarán de hacernos esa pregunta. Y básicamente nos dirán: 'realmente teníais un plan'“.

Lindelof concluye diciendo que no quieren explicar “cuál era la intención inicial. Hasta cierto punto, no importa cuál era nuestra intención, y hemos querido que los fans trataran enérgicamente ciertos temas de la serie. Algunos temas serán muy concluyentes, algunos creerán que son incluso más de lo que parecía y otros más ambiguos de lo que esperan, pero no sería Lost si en los últimos cinco años la gente no se hubiera cuestionado todo esto”.

Sus palabras son maná para mis dudas. A partir de los spoilers había nacido en mí cierta desconfianza, pero Lindelof ha sabido calmarme. Sigo sin tener muy claro el tema de la línea temporal alternativa, pero nos van a demostrar que tenían un plan y que lo sucedido en los últimos cinco años tenía un porqué. Y ya empiezo a babear… ¿Qué os parece?


Categorías: Sin categoría
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »