Duchovny post-Mulder: ¡viva Californication!

Hace casi nueve meses, David sacó la bola de cristal y nos apuntó dos nuevas series en la pizarra: Pushing daisies y Californication. De la primera, fábula moderna sobre el amor entre dos personas que no pueden tocarse, ya hemos hablado maravillas: ejemplo 1, ejemplo 2. De la segunda, el retorno de un liberado David Duchovny a la televisión tras su modosito Fox Mulder, empezamos a hablar ahora…

Antes de nada, aviso para navegantes: ésta sí es para mayores de 18. Por su lenguaje, por la exhibición inmoderada de alcohol y ciertas drogas y por el lucimiento, en cada capítulo, de un número par de pechos femeninos retozando con el caudillo de la promiscuidad, Hank Moody.

Moody, es decir, David Duchovny, es un escritor que ha tenido cierto éxito editorial en el pasado, logrando incluso que una de sus obras sea adaptada al cine… con la desgracia de contar con Tom Cruise y Katie Holmes como pareja protagonista, lo que parece ser que convierte a su libro en un guión romántico-pasteloso del que no está en absoluto orgulloso. Ahora, tras cinco años sin publicar, Hank está en pleno bloqueo mental, incapaz de escribir, más centrado en intentar recuperar a su ex que en otra cosa. Factor que, por otro lado, no impide que ande cada dos por tres enseñando su casa a bellas desconocidas. Ya me entendéis

Vistos cuatro capítulos queda claro que Californication es una serie basada en el diálogo. Hank es absolutamente ácido en su trato con la gente, sincero de los pies a la cabeza. Sus escasas dosis de dulzura las reserva para su hija Becca y para su ex, Karen. Pero hablemos de los personajes con sus caras a la vista:

De izquierda a derecha, reunidos entorno a Hank: Becca, Karen, Charlie y MiaDe izquierda a derecha, reunidos entorno a Hank: Becca, Karen, Charlie y Mia

Los habituales son:

  • Karen: interpretada por Natascha McElhone, la inolvidable Sylvia de El show de Truman, Karen es la ex de Hank, con quien tuvo una hija; nunca se casaron, y ella se acabó cansando de él. Ahora está con Bill, de quien acaba de aceptar una petición de matrimonio, y aunque torea bien los intentos de reconciliación de Hank (él se declara enamorado de ella pese a sus continuas incursiones en faldas ajenas) da la impresión de que contempla con cierto agrado los halagos de su ex…
  • Charlie: [modo fans de Lost ON] ¡Sí! ¡Es Dave! ¡Pero no lleva pijama! [modo fans de Lost OFF] Charlie es el canguro editor de Hank. Podría decir que es su voz de la conciencia, pero ése el típico rol de los editores en las típicas series / películas de escritor-desorientado, y ésta no es tal. Así queda demostrado cuando a las primeras de cambio Charlie pierde el norte y su condición de marido ejemplar. Sí, estamos hablando de líos de faldas. Es Californication, así que acostumbraos a los líos de faldas…
  • Becca: Estereotipo de niña inteligente-pese-a-su-corta-edad en los primeros compases de la serie, pronto empieza a quitarse esa etiqueta con ciertas preguntas ingenuas (“esa señora que hay en tu cama no tiene pelo en la vagina… ¿crees que se encuentra bien?“), y mostrando las debilidades que son de esperar en un niña de 12 años con padres separados, siendo él además un ser no demasiado normal…
  • Mia: empieza siendo un ligue más de nuestro protagonista… bueno, un ligue ciertamente peculiar, que demuestra unas curiosas tendencias sado al golpear al Hank dos veces en el ojo con duros derechazos mientras están ahí dale que te pego (nunca mejor dicho…); después sabremos que es la hija de 16 años de Bill, es decir, del nuevo novio de la ex de Hank. Un lío, sí, pero que gracias a lo deslenguada que es Mia promete dar mucho juego.

Californication (repito, vistos cuatro episodios) no es comedia, no es drama, no es misterio… Parte de una premisa ligeramente oculta, pero contundente y válida: ¿qué pasa cuando el amor de nuestra vidas llega demasiado pronto y se nos escapa por falta de madurez? ¿En qué se convierten el resto de las mujeres que pasan por nuestra vida? Duchovny encaja en el papel como un guante: me gusta estar viéndole y no pensar ni un segundo en Fox “La verdad está fuera” Mulder. El resto de personajes cumple muy bien. Así que, amigos, tenemos serie nueva en la oficina


Categorías: Californication Opinión Series Etiquetas: , , ,
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »