Cazadores de Mitos pone a prueba a Breaking Bad

breaking-bad

Que Breaking Bad cuenta con uno de los repartos más sólidos de la televisión actual, está fuera de toda duda. Que la serie de AMC ha construido una soberbia historia llena de acción, suspense, giros de guión y diálogos inolvidables, nadie lo pone en entredicho. Que todos querríamos a Jesse Pinkman como colega y a Walter White como profesor particular, es un hecho que confirman cuatro de cada tres especialistas. Y que su aplastante realismo es uno de los pilares sobre los que se sostiene la serie, es tan comprobable como que Hank no se ganará la vida vendiendo cerveza. Pero como no existe la serie perfecta, aparte de Bob Esponja, hay un asunto que patina levemente en Breaking Bad: ¿hasta qué punto son reales sus experimentos científicos? En nombre de la ciencia, la serie del canal Discovery Cazadores de Mitos dedica un episodio especial a Breaking Bad para demostrar si lo que sucede en el laboratorio privado de Walter White y Jesse Pinkman es certero o no. Para dar o quitar la razón a aquel mítico “Yeah Mr. White, yeah science!

No presumo de buena memoria y no tengo twitter, así que disculpad la siguiente introducción. En uno de los primeros episodios de la quinta temporada, diría que en el 5×01 mismo, Jesse y Walt se cuelan en la comisaría de policía y, tirando de imanes gigantes (yeah, magnets!), consiguen destrozar el ordenador de Gus Fring a pesar de que entre el imán y el ordenador se interpone una pared de hormigón. Aquel día, twitter discutió largo y tendido el realismo de la escena: ¿posible o imposible? Entonces salió a la palestra Vince Gilligan, creador de la serie y hombre a seguir a partir de 2013, y retó al programa Mythbusters a que intentaran replicar la escena, porque estaba seguro de que era totalmente posible. Los señores forzudos de Cazadores de Mitos, el programa que pone a prueba las leyendas urbanas o la credibilidad de Hollywood, recogieron el guante. ¿Resultado? Próximamente tendremos un capítulo dedicado a la serie de AMC que, atención, contará con la colaboración del propio Vince Gilligan y del genial Aaron Paul, en el papel de Jesse ‘conejillo de indias’ Pinkman.

“Hace tiempo que queremos hacer un capítulo de Breaking Bad”, dice Adam Savage, uno de los conductores de Cazadores de Mitos. “Obviamente, hay un montón de material fértil, así que muchas de las cosas que han pasado en la serie han ido a parar a nuestra lista de quehaceres. Así que cuando leímos que Vince Gilligan quería hacer un crossover (unir ambas series), nos pusimos directamente en contacto con él y la respuesta fue aplastantemente positiva”.

breaking-bad-1

¿Qué escenas de la serie se pondrán a prueba? El propio Savage, acompañado de Jamie Hyneman, replicarán la escena de la primera temporada en la que Jesse Pinkman utiliza ácido fluorhídrico (liada parda) para deshacer un cadáver, pero ignora las órdenes de Walt de hacerlo en un contenedor de plástico. Pinkman lo hace en la bañera y el ácido acaba por comerse las tuberías y regando el piso inferior de agradable sustancia cadavérica en descomposición. “El ácido fluorhídrico es un material terrible. No es sangre de alien, como piensa mucha gente cuando hablan de ácidos poderosos. Es venenoso de una forma única y perturbadora”, comenta Savage. ¿Tanto como para destrozar las tuberías del baño? Lo veremos en el programa, igual que el segundo experimento que se llevará a cabo y que también reproduce una escena de la primera temporada, aunque aún no se ha desvelado. Los jefes de Cazadores de Mitos querían meter incluso un tercer experimento, pero se lo guardan para una secuela de este especial, ya que creen que la serie da para más de un programa. “Esos tipos [los de Breaking Bad] se lo han pasado tan bien con la tecnología y la ciencia que podemos hacer muchas cosas juntos”. Eso sí, que nadie piense que en Mythbusters van a enseñar la receta de Heisenberg para hacer blue meth, el cristal mágico que vuelve loco a Albuquerque: “no tenemos ningún interés en aumentar el conocimiento popular sobre cómo se hace la mentafetamina”.

Aunque el equipo de Cazadores de Mitos está encantado con la idea del programa, que por cierto se rodará esta semana y se emitirá en primavera, el “matrimonio” no deja de ser algo chocante. Mythbusters es la típica serie familiar que ven juntos padres e hijos, mientras que Breaking Bad es… bueno, digamos que… ¿un poco más adulta? Profesor de química con cáncer terminal se mete a narcotraficante y acaba controlando el negocio de la droga del país. Sí, podemos decir que es algo más dura que Cazadores de Mitos. “El hecho de que la gente de Breaking Bad adore la ciencia y quieran poner a prueba sus escenas y que no les importe que los cacemos, que busquen una respuesta sincera, es nuestra forma de colaborar favorita”, concluye Savage. Dejadme que lo adivine: ¿será la primera vez que descarguemos un programa de Mythbusters?


Categorías: Sin categoría
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »