Be Here Now: la última batalla de Andy Whitfield

andy-whitfield

Muchas de las lágrimas que se derramen el próximo 11 de septiembre recordarán a Andy Whitfield en el primer año de su fallecimiento. Un día trágico para la historia de Estados Unidos y para la familia de este actor australiano que nos conquistó interpretando a Spartacus en la primera temporada de la serie de Starz. Desde que se conoció la enfermedad, ese maldito linfoma no-Hodgkin, y por deseo del propio Andy, la cámara de la documentalista Lilibet Foster siguió sus pasos durante sus últimos meses de vida. Sin la máscara de Spartacus, sin espadas ni sangre, sólo con sonrisas y una fe inquebrantable en vencer la batalla como armas más afiladas. El resultado de esa lucha se recoge en un proyecto titulado Be Here Now (Vive el momento), que sólo verá la luz si recibe los fondos suficientes para su financiación. El objetivo es llegar a los 200 mil dólares antes del 1 de julio. Y no vamos mal: hoy se han superado los 45 mil. Su compañero en la primera temporada, Jai Courtney (Varro), es uno de los principales promotores de esta iniciativa cuyo mensaje, explicado en su día por el propio Andy Whitfield, es el de inspirar a otros enfermos que se encuentran en su situación a luchar contra el cáncer con todo el coraje del mundo, aunque el médico no te dé más de un 25% de opciones de sobrevivir, como le sucedió a él. Be Here Now debe ver la luz.

En el mejor momento de su carrera profesional y de su vida personal, Andy Whitfield se encontró cara a cara con el enemigo más feroz del ser humano, su Theokoles de hierro particular. Con la ayuda de su mujer, la carismática Vashti Whitfield, Andy decidió ponerse de pie y luchar, tal y como había luchado antes para dejar de ser un ingeniero australiano más y convertirse en un actor de éxito y en un sex symbol internacional. El símbolo de esa batalla es un tatuaje que se hicieron Andy y Vashti en el brazo y que da nombre al documental: Be Here Now. Este proyecto, por lo tanto, es la historia personal de Andy, pero también la de todos aquellos que quieren hacer sus sueños realidad, que luchan contra sus miedos y que viven el presente, a pesar de que el final aceche.

Sin saber el desenlace de esa batalla, Andy pidió que una cámara siguiera su travesía por el desierto acompañado de sus seres queridos, que lo llevó por Australia, India o Nueva Zelanda en busca de esperanza y fe. En los últimos meses hemos visto otros ejemplos de famosos enfermos de cáncer (Eric Abidal, jugador del Barça), pero en todos los casos tanto el afectado como sus familiares deciden alejarse de los medios de comunicación, que por norma general respetan esa decisión. Por su condición de personaje famoso y por el impacto de su muerte, el documental Be Here Now es tremendamente especial y debería salir adelante. Porque de la misma forma que Spartacus enseñó a Varro a sobrevivir en la arena, ahora podría ser Andy Whitfield el que ayudara a miles de enfermos a afrontar la lucha contra el cáncer con todo el optimismo posible. Be Here Now trasciende la lucha personal de Andy y se convierte en una lección de vida universal sobre amor, determinación y actitud positiva en lugar de miedo.

El Theokoles de hierro particular de Andy acabó venciendo la batalla, pero las generaciones posteriores deberían seguir hablando de un guerrero legendario que miró cara a cara a la muerte y, con la ayuda de los suyos, la desafió. Be Here Now!


Categorías: Noticias Spartacus Etiquetas: ,

22 comentarios

  1. anonimo

    fue la mejor serie que he visto pero se extraño mucho ha andy en las siguientes temporadas ojala en un futuro nadien pierda la vida por cualquier enfermedad

¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »