¡Yeah, entrevista a Aaron Paul, yeah!

Parecía que no iba a llegar nunca este momento. Algunos incluso creían que nos lo habíamos inventado, que no habíamos entrevistado a Aaron Paul, el inmenso Jesse Pinkman de Breaking Bad, sino que todo formaba parte de una estrategia cutre para ganar audiencia o prestigio, vaya usted a saber. Pero era verdad. Lo entrevistamos. Por teléfono, en conferencia con Estados Unidos de esas en las que la voz lleva algo de retraso, con nuestro inglés nivel First Certificate y grabando la entrevista en un dispositivo de la Segunda Guerra Mundial, pero hablamos con él. Nos contó cómo va el rodaje de la serie, por qué está funcionando tan bien a nivel de reparto, cómo es Bryan Cranston en la vida real, qué espera de Pinkman para la quinta temporada y cómo ha encajado su paso por la cuarta, que se puede ver en Paramount Comedy cada lunes a las 22:20 horas. También nos explicó cuál era su escena favorita de toooooda la serie e incluso volvió a repetir sólo para nosotros una de las frases más geniales que le ha dicho a Walter desde que empezamos y que los más avispados ya habrán detectado gracias al titular. Aaron estuvo divertido, amable y encantador. Un crack, vaya. Así que, con mucho retraso sobre el horario previsto, pero con la misma ilusión del día que lo entrevistamos, os invitamos a que leáis nuestros quince minutos de gloria en conversación con Aaron Paul.

Háblanos de la cuarta temporada, que se está emitiendo ahora en España
La cuarta temporada es la más espectacular (él dice craziest) de todas hasta el momento. Creo que desde la temporada uno hasta la tres todo ha ido poniéndose más denso, más oscuro, y la cuarta es la más intensa, con diferencia. Veremos a nuevos personajes y mucha más violencia. Ya en el primer capítulo un ejemplo, cuando vemos a Gus cortarle el cuello a Victor sin mediar palabra, y luego simplemente dice: “volved al trabajo”. Y luego a partir de ahí… bueno, esa escena es sencillamente una preparación para lo que viene después, toda una temporada que tiene un final espectacular. De hecho, es mi temporada favorita, así que me encanta que estéis a punto de verla en España.

Nosotros hemos tenido la oportunidad de ver ese final, que lo deja todo como muy bien atado y con una ausencia destacada. ¿Qué podemos esperar de la quinta temporada?
Buf, la quinta temporada… bueno, yo siempre intento ver hacia donde va la serie, y casi siempre me equivoco. Sinceramente, no tengo ni idea de lo que podremos ver. Sé que escucharemos respuestas, porque las tiene que haber. Tenemos 16 horas de televisión por delante. Supongo que será la temporada más loca. Tenemos ahí a Hank, que está a punto de dar con el tal Heisenberg. Realmente, está muy cerca. Si lo descubre, si descubre que detrás de todo está Walt… ¿quién sabe cómo reaccionará? Y luego también hay un montón de preguntas para Jesse: ¿acabará sabiendo la verdad sobre la muerte de Jane? Espero que sí, pero no estoy seguro de ello. La verdad, no lo sé.

Creemos que Fly es el episodio más especial de la serie porque es muy sencillo, sólo aparecéis tú y Bryan Cranston. ¿También lo es para ti?
Sí, Fly fue muy especial. Fue genial. Grabamos este episodio en orden (sin montaje). En realidad fue casi como una obra de teatro, para nosotros fue como una actuación en directo, con un solo escenario. Es lo que llamamos un bottle episode, un capítulo con una sola localización, para ahorrar dinero. Pero ese guión fue brillante. Además, si trabajar junto a Bryan es genial, imagínate durante un episodio entero. ¡Una pasada!

[El capítulo Fly fue escrito por Sam Catlin y Moira Walley-Beckett, que también están de otros episodios importantes de la serie, y dirigido por Rian Johnson. Johnson reconoció que era la primera vez en su vida que dirigía un episodio que él mismo no había escrito.]

Sabemos que tu personaje debia morir al final de la primera temporada, pero luego se cambió por la enorme química que tenías con Brayn Cranston. ¿Cómo te sientes al respecto?
Cuando grabé el piloto no sabía que Jesse iba a morir, que estaban pensado matarlo a final de la primera temporada. Al parecer, a los jefes les encantó la relación que tenían Jesse y Walt. Estoy muy contento de que Jesse siga vivo…

¡Nosotros también!
¡Jajaja! ¡Muchas gracias!

¿Qué escenas, de las que has interpretado, ha sido la más emotiva o la más compleja?
Hay tantas… es un chico tan complejo. Yo intento vivir lo que le pasa a Jesse de la manera más realista y honesta posible. Es mi objetivo. El momento de despertarme y encontrarme a Jane muerta, a mi lado, fue sin duda uno de los más difíciles de interpretar. Intenté ser honesto, no forzar mi reacción. Aquello fue muy duro.

Respóndenos sinceramente. ¿Hay alguna opción de que Bryan y tú no volváis a ganar el Emmy otra vez?
¡Jajaja! No tengo ni la menor idea. La verdad es que el primer año que estuve nominado, cuando dieron el nombre de Michael Emerson como ganador, ni me di cuenta de que perdía, porque estaba tan emocionado… ¡Lost es mi serie favorita de siempre! Y la verdad es que el año pasado estaba tranquilo porque no sentía mucha presión.

¿Se parece en algo la relación que tienen Jesse y Walt con la que tenéis tú y Bryan Cranston?
¡Jajaja! No, no se parece en nada. Realmente adoro a ese hombre, y en la serie hay muchos momentos en que nuestros personajes están bastante frustrado el uno con el otro. Yo amo a Bryan, para mí es un mentor.

Tras cuatro años en la serie… ¿puedes hacer meth?
¡Jajaja! Podría intentarlo, pero no creo que me saliera nada bueno. Sé algo más de química gracias a la serie, pero la verdad es que no he aprendido demasiado. Así que no, no creo que pudiera hacer meth.

Nos has hablado de Lost… ¿cuáles son tus series favoritas de las que se emiten actualmente?
Lost es mi favorita de siempre, pero también adoro Modern Family, Dexter, Boardwalk Empire, The Walking Dead, Mad Men. Sí, realmente veo mucha televisión, me gusta mucho.

¿Cómo os lleváis entre los miembros del reparto? ¿Quién es el más divertido o el más bromista?
Nos llevamos muy bien todos, nunca había estado en una serie así. Había estado en otras series, pero no sucedía nada parecido. Somos como una familia, con Bryan Cranston como líder. Es un niño atrapado en el cuerpo de un hombre. Y luego se pone a actuar y se transforma en Heisenberg, y piensas: “Wow, ¿cómo lo haces?” Bryan tiene como esa… luz, que nos ilumina a todos.

Te tenemos que pedir un favor: que repitas para Todoseries nuestra frase favorita de todo Breaking Bad: “Yeah, Mr White… yeah, science!” ¿Te acuerdas?
¡Jajaja! (La repite para nosotros, exactamente con la misma entonación) ¡Me encanta esa frase! ¡Es genial!

La última: ¿cómo crees que va a acabar Breaking Bad? ¿Crees que tendrá un final feliz o que se impondrá el tono oscuro de la serie?
No me puedo imaginar un final feliz para esta serie. Puede que esté equivocado, pero no me imagino a Heisenberg saliendo victorioso porque tiene a Hank realmente cerca. Eso sí, espero que Jesse acabe tostándose al sol con un buen fajo de billetes, espero que deje todos estos problemas atrás. Pero no lo sé.

Muchísimas gracias, Aaron. Si alguna vez vienes a España, llámanos por favor.


Categorías: Breaking Bad Noticias Etiquetas: ,
Loading...
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »