Top 5 Poochies de series

Top 5 Poochies de series

Posiblemente, mi mejor virtud es la capacidad que tengo para robar ideas ajenas y usarlas como propias: es lo que los expertos definen como “síndrome Ana Rosa Quintana”. Pues recientemente descubrí de la mano del gran Viruete el concepto “Poochie”, entendido como el adjetivo que se usa para describir todo aquel personaje que irrumpe en una serie como una señora en un centro comercial el primer día de rebajas: llevándose a todos los demás por delante. Morfológicamente, Poochie es una palabra inglesa que nace de la unión de los vocablos Poo-, que significa mierda o caca; y –chie, que quiere decir personaje de. En definitiva, personaje de mierda. Personajes de mierda que comparten siempre los mismos síntomas: pretenden molar más que los protagonistas, despiertan tantos odios como pasiones y suelen acabar mal. A continuación, un top 5 que incluye algunos de los ilustres poochies con los que las grandes ficciones americanas nos han deleitado en los últimos años…

Top 5 de PoochiesTop 5 de Poochies

5. Simon (FlashForward)
Vaya carga arrastra el bueno de Dominic Monaghan. Y no me refiero al encasillamiento que le ha supuesto el hecho de que todo el mundo le conozca como Charlie, sino a esas orejas tamaño king size que porta. Lo sé, parece un ataque gratuito, pero no: Simon apareció en Flashforward y en su primera escena ya camelaba a una explosiva señorita, presumiendo de sus dotes físicas… y de física (la disciplina cientíifca). Es el más listo de la clase (aunque serlo más que Mark Benford no es demasiado difícil), el más sarcástico, el más atractivo, el más… el más… El más poochie de la serie poochie por excelencia: la que llegaba para eclipsar a Lost y para satisfacer a sus insaciables fans. Pausa para que os riáis de los creadores de Flasforward y seguimos.

Top 5 de PoochiesTop 5 de Poochies

4. Equipo suplente de House
Agotadas todas las tramas de la primera generación de escuderos de House, los guionistas se vieron obligados a remodelar la plantilla: Cameron y su cara de col hervida, aburría. Chase y sus folleteos ya cansaban. Foreman agonizaba (literal y metafóricamente hablando). Y así fue cómo llegó al Princeton-Plainsboro un completo pack de poochies (de derecha a izquierda):

  • Kutner: el toque exótico. Y no únicamente por su ascendencia hindú, sino por su manera de ser. Este personaje era una versión más guay de House: zapatillas Converse, chistes por doquier… Tan guay era, que su guayidad traspasó la frontera de la ficción: el actor que lo interpretaba lo dejó todo para convertirse en asesor de Obama. ¿Se puede ser más guay?
  • 13: está más buena que Cameron, su pelo brilla más que el de Chase y está tan enferma como Foreman. 3 en 1.
  • Taub: según Wikipedia, “es un médico objetivo, que desplaza sus sentimientos y superpone sus problemas personales”. Objetivo + sin sentimientos + endogámico = House. Taub = pseudoHouse. PseudoHouse = Poochie de House. Luego Taub = Poochie de House.
  • La Zorra implacable: la versión con ovarios de House. Daba rabia. Se murió. Nadie la echa de menos.
Top 5 de PoochiesTop 5 de Poochies

3. Andy (The Office)
The Office mola. Dwight mola. Andy no mola. Es extraño, porque Andy es una versión 2.0 de Dwight: es más estridente, es más expresivo, es más bipolar… Es más, sin embargo es menos. No todo lo nuevo tiene que ser mejor, por muchas funciones nuevas que incluya… a las sucesivas actualizaciones de Windows (y a sus cuelgues) me remito.

Top 5 de PoochiesTop 5 de Poochies

2. Faith (Buffy the Vampire Slayer)
Cuenta la leyenda que las chicas son envidiosas. Y otra leyenda cuenta que existe una cazavampiros que nos salva de una invasión de chupacuellos. Cuando las dos leyendas convergen en el espacio-tiempo, se lía parda. Buffy era la cazadora oficial hasta que, por error burocrático, los guardianes de no sé qué movida destinaron a Faith para sustituirla: ésta tenía más personalidad, más pechonalidad, más y más. Y la envidia floreció como florecen los capullos (y las flores) en primavera: que una se tiraba a un vampiro, la otra se beneficiaba a un demonio; que una protagonizaba una de esas películas que ponen en Antena3 los domingos por la tarde para que nos quedemos sopa, la otra aparecía en una de esas películas de monstruos que ponen en Cuatro los domingos por la tarde para que nos quedemos fritos, etc. Finalmente la Dushku se impuso a la Gellar y consiguió una serie para ella. 1-0. Eso sí, la serie en cuestión era Dollhouse. Punto, set y partido para Sarah-Michelle Gellar.

Top 5 de PoochiesTop 5 de Poochies

1. Desmond (Lost)
Vaya por delante que yo soy muy del escocés. Del whisky, y también de este personaje que aúna varios rasgos del sector masculino de la isla de los perdidos: peina una melena más sana que la de Sawyer, destila más carisma que Jack y su coletilla (el “brother”, malpensados) es más utilizada que el “dude” de Hurley. Por si eso no fuera suficiente, las reglas no se cumplen con él, es resistente a los electromagnetismos, viaja por el tiempo sin efectos secundarios e incluso sabe programar el vídeo VHS para que grabe. Perfecto. Demasiado. Poochie.

Mensaje finalMensaje final

Traducción: El destino del Poochie es morir. Sin excepción. Fin de spoiler.


Categorías: Series
¡Únete a nuestra comunidad!

Déjanos tu comentario »